Anuncios

Comité de Ética absuelve de irregularidades al presidente de la FIA tras acusaciones de informantes

El piloto holandés de Red Bull Max Verstappen (centro) que ganó la clasificación conversa con el presidente de la FIA Mohammed Ben Sulayem, luego del clasificatorio de cara al Gran Premio de Baréin, en el circuito de Sakhir, Baréin, el viernes 1 de marzo de 2024. (AP Foto/Darko Bandic)

El organismo que rige al Comité de Ética de la Formula 1 absolvió a Mohammed Ben Sulayem de un par de acusaciones de informantes que señalaban que el presidente de la FIA interfirió en la competición la temporada pasada.

A principios de este mes la FIA indicó que su oficial de cumplimiento recibió dos denuncias contra Ben Sulayem. La primera lo acusaba de interferir para remover una penalización dada al español Fernando Alonso el año pasado en el Gran Premio de Arabia Saudí. El segundo reporte proveniente del mismo informante también aseguró que Ben Sulayem le dijo a los funcionarios que no certificaran al circuito de Las Vegas para su carrera de alto perfil del año pasado.

“Después de revisar los resultados de las quejas, el Comité de Ética ha sido unánime en su dictamen de que no hubo evidencias que sustentaran las acusaciones de interferencia de ninguna clase involucrando al presidente de la FIA Mohammed Ben Sulayem”, indicó el comité en su fallo este miércoles.

El comité de ética, que opera independiente de la FIA, dijo que condujo una revisión de amplió rango que tomó 30 días, además de que once testigos fueron entrevistados.

“Las acusaciones hacia el presidente de la FIA fueron sin fundamento y se presentaron pruebas contundentes más allá de cualquier duda razonable para respaldar la determinación del Comité de Ética de la FIA”. explicó el comunicado. “La completa colaboración, transparencia, y cumplimiento del presidente a lo largo del proceso durante esta investigación han sido enormemente apreciadas”.

El Comité de Ética también recibió una denuncia de un empleado de Red Bull que acusó al director del equipo Christian Horner de conducta inapropiada. La empresa matriz de la escudería absolvió a Horner de haber actuado mal, y la empleada fue suspendida.

La empleada apeló el fallo de Red Bull en favor de Horner, y la semana pasada presentó una denuncia formal ante el organismo rector de la FIA. El drama que rodea a Red Bull y Horner sigue hacia el Gran Premio de la Formula 1 en Australia, la tercera carrera de la temporada.