Ucrania toma la catedral de monasterio histórico en Kiev

ARCHIVO - Un monje y una mujer caminan dentro del complejo del Monasterio de las Cuevas el 1 de diciembre de 2022, en Kiev, Ucrania. (AP Foto/Bernat Armangue, archivo) (ASSOCIATED PRESS)

KIEV, Ucrania (AP) — El gobierno ucraniano ha tomado la catedral principal del venerado monasterio histórico de la Iglesia afiliada previamente con el patriarcado de Moscú y le permitió a su rival ucraniana utilizarla para sus ceremonias por la Navidad ortodoxa.

La medida fue adoptada en un momento en que las añejas tensiones entre ambas Iglesias se exacerbaron tras la invasión rusa a Ucrania.

El ministro ucraniano de Cultura, Oleksandr Tkachenko, dijo el jueves que la catedral de la Asunción de la Virgen y la iglesia del Refectorio en el monasterio de Pechersk Lavra en la capital ucraniana, el cual tiene casi 1.000 años de antigüedad y es también conocido como Monasterio de las Cuevas, han sido tomados por el Estado después de que el contrato en el que se los alquilaba a la Iglesia Ortodoxa Ucraniana (IOU) expiró el 31 de diciembre.

El viernes, Tkachenko dijo que la Iglesia Ortodoxa de Ucrania (IOdU) —la Iglesia rival de nombre similar— solicitó y se le concedió permiso de llevar a cabo la ceremonia religiosa en la catedral el sábado, cuando se celebra la Navidad ortodoxa.

En 2019, la Iglesia Ortodoxa de Ucrania recibió el reconocimiento del patriarca ecuménico de Constantinopla. Moscú y la mayor parte de los otros patriarcas ortodoxos se negaron a aceptar esa denominación, que formalizaba un rompimiento con la Iglesia rusa.

La Iglesia Ortodoxa Ucraniana, que permaneció leal al Patriarcado de Moscú desde el siglo XVII, se declaró independiente de dicho patriarcado luego de que Rusia invadió Ucrania. La IOU le propinó a Moscú un rechazo litúrgico al dejar de conmemorar al patriarca Cirilo de Moscú como su líder en las ceremonias públicas y al bendecir su propio aceite sacramental, en lugar de utilizar el enviado por Moscú.

Pero las agencias de seguridad ucranianas alegan que ha mantenido vínculos cercanos con Moscú. Han efectuado numerosos allanamientos de los sitios sagrados de la Iglesia, publicando fotografías de rublos, pasaportes rusos y folletos con mensajes del patriarca de Moscú.

Destacados líderes de la Iglesia Ortodoxa Ucraniana han rechazado las acusaciones de que tienen vínculos con Moscú, e insisten en que han respaldado lealmente a Ucrania desde que comenzó la guerra, y que las medidas del gobierno en contra suya sólo le proporcionarán a Rusia un golpe propagandístico.

En un mensaje en video para conmemorar la Navidad, el líder de la Iglesia Ortodoxa Rusa, el patriarca Cirilo, exhortó a los feligreses a orar “por nuestros hermanos en Ucrania, que en la actualidad están siendo expulsados del Pechersk Lavra de Kiev, ese Lavra (palabra que designa a los monasterios ortodoxos muy importantes) que durante siglos ha sido el guardián de la ortodoxia verdadera, sin distorsiones”.