Anuncios

Una rehén israelí liberada por Hamas “lucha por su vida”: la dura denuncia de su familia contra la Cruz Roja

Elma Avraham, de 84 años, quien fue liberada después de ser tomada como rehén durante el ataque del 7 de octubre por parte del grupo terrorista Hamas
Elma Avraham, de 84 años, quien fue liberada después de ser tomada como rehén durante el ataque del 7 de octubre por parte del grupo terrorista Hamas

JERUSALÉN.- Cuando Elma Avraham, de 84 años, fue tomada como rehén en su casa en el kibbutz Nahal Oz en Israel el 7 de octubre, ella era un miembro independiente de la comunidad, dijeron sus familiares.

Cuando el grupo terrorista Hamas la liberó el domingo, estaba “luchando por su vida”, según el personal del hospital.

La familia de Elma Avraham asegura que la Cruz Roja le negó los medicamentos que necesitaba
La familia de Elma Avraham asegura que la Cruz Roja le negó los medicamentos que necesitaba - Créditos: @Twitter

La mujer fue liberada junto con otros 16 rehenes, incluida una niña estadounidense de cuatro años llamada Abigail Edan, en el tercer día de una tregua entre Israel y Hamas.

Si bien se informa que los otros rehenes regresaron con buena salud, la hija de Avraham dijo a los periodistas que su madre llegó con un pulso de 40 y una temperatura corporal de 28 grados. El administrador adjunto del hospital Soroka en Beersheba dijo que su condición sigue siendo crítica y que está con respirador y sedada en la unidad de cuidados intensivos.

“La retuvieron en condiciones terribles”, dijo su hija Tali Amano fuera del hospital. “Mi madre llegó horas antes de que la hubiéramos perdido”.

“La mantuvieron en duras condiciones”, dijo el vocero militar israelí, el contralmirante Daniel Hagari. “Le negaron medicamentos que le salvarían la vida. No recibió la visita de la Cruz Roja”.

Hagari señaló que la mujer era “un recordatorio de nuestra misión crítica”, pero preguntó “¿quién se ocupa de otros rehenes en Gaza?”.

Amano describió a su madre como “feliz, conectada y abrazada por toda la comunidad” antes de que se la llevaran y dijo que, si bien su madre tenía problemas de salud crónicos, estaban completamente bajo control.

Durante 52 días la mantuvieron en condiciones en las que ningún ser humano debería ser retenido”, indicó el jefe de asuntos médicos del Foro de Rehenes y Familias Desaparecidas, Hagai Levine, “simplemente sin dignidad humana, un abuso irrazonable”.

Además, su hija denunció que, una vez liberada, su madre fue descuidada por las organizaciones médicas internacionales. Dijo que se reunió con la Cruz Roja y les rogó que le dieran medicamentos a su madre, pero le dijeron que no podían entregárselos.

Nos quedamos en la entrada con un paquete de medicamentos para ella”, dijo Amano. “Mi madre no debería haber regresado así y no tengo idea de cómo hará [para sobrevivir] durante estos días. ¿Para qué está ahí la Cruz Roja? ¿Para qué sirve la organización ONU Mujeres?”, lanzó.

Según Amano, su madre fue víctima de una “doble traición que comenzó el 7 de octubre cuando fue secuestrada por Hamas, y una segunda vez por todas las organizaciones que tendrían que haberla ayudado para prevenir su situación”, dijo a los medios.

“Nadie de los organismos internacionales se molestó en crear una lista con los medicamentos que necesitaba”, continuó su hija.

El doctor Nadav Davidovitz, que actualmente trata a Elma, señaló que mantuvo reuniones con la Cruz Roja en las que “les pedimos que hicieran todo lo posible para llevarle los medicamentos, porque algunos rehenes simplemente están muriendo. Desde el punto de vista médico y de enfermería, lo que presenciamos es negligencia”.

Un vocero del Comité Internacional de la Cruz Roja respondió al respecto: “Nos hemos reunido directamente con las familias y nos han instado a tomar posesión de los medicamentos personales, pero no podemos tomarlos”.

Seguimos pidiendo acceso a los rehenes, como lo hemos hecho desde el primer día, y estamos dispuestos a realizar esas visitas”, añadió el vocero.

La Cruz Roja aseguró que un médico había acompañado a Avraham mientras ella y los rehenes eran liberados de Gaza.

Agencia Reuters