Managua da por inauguradas las fiestas populares más grandes de Nicaragua

·2  min de lectura

Managua, 23 jul (EFE).- La Alcaldía de Managua dio por inaugurada de manera oficial este viernes las fiestas populares en honor de Santo Domingo de Guzmán, las más grandes que se celebran en Nicaragua, que pueden aglutinar cientos de miles de personas entre el 1 y el 10 de agosto.

El inicio de las fiestas fue anunciado por la alcaldesa Reyna Rueda, en medio de una actividad cultural en la que no participó la Iglesia Católica, tal como ha ocurrido desde 2018, primero a causa de la crisis sociopolítica que atraviesa Nicaragua y posteriormente debido a la pandemia de covid-19.

Rueda también alzó la “tajona”, o látigo tradicional, que la identifica como “mayordomo” de las fiestas de Managua, sin embargo, la denominación no contó con la bendición de la Iglesia, como era la tradición hasta 2018, ya que en los últimos años ha dejado dicha responsabilidad en manos de diferentes sacerdotes.

La decisión de la Iglesia marca la legitimidad de las fiestas en un país donde el 58,5 % de sus 6,6 millones de habitantes se consideran católicos.

En las afueras de Managua, en la comunidad de Las Sierritas, sede de la imagen de Santo Domingo de Guzmán, los fieles católicos celebraron con la tradicional “réplica oficial” de la figura original, conocida como “Mocito”, que regresó a la parroquia local después de cinco meses, en los que recorrió 125 hogares vecinos, incluyendo casas de algunos enfermos.

La celebración en Las Sierritas incluyó una romería alrededor del “Mocito”, de personas que bailaban al son de filarmónicas, mientras la réplica ingresaba a la parroquia Santo Domingo.

El regreso del “Mocito” al templo marca el inicio de los preparativos para la gran fiesta nicaragüense, que incluyen la denominada “Roza del camino”, en la que los devotos de Santo Domingo de Guzmán se reúnen para adornar las calles por donde la imagen original del venerado católico pasará en romería hasta el antiguo centro de Managua, el 1 de agosto próximo, y el que tomará de regreso el día 10 del mismo mes.

Tanto la Alcaldía de Managua como la Iglesia Católica invitaron por separado a la “Roza del camino”, llamada así porque cuando no existían calles, los fieles rozaban la vereda por donde pasaría la romería junto con la imagen de Santo Domingo de Guzmán. En la actualidad las personas embellecen la vía y realizan fiestas callejeras.

La Iglesia Católica invitó a sus fieles a celebrar “rezando el santo rosario”.

Las fiestas de Santo Domingo de Guzmán son consideradas populares y no patronales, ya que el patrono de Managua es Santiago, que a pesar de su estatus es poco reverenciado en la capital nicaragüense.

Desde 1886, Santo Domingo atrae a multitudes durante los diez días que permanece en Managua. Los fieles y curiosos llegan desde otros departamentos de Nicaragua o incluso del extranjero. Sin embargo, en los últimos cuatro años la afluencia ha mermado.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.