La esposa de Alex Jones está enojada porque le envío foto de ella desnuda a Roger Stone

·2  min de lectura

La esposa de Alex Jones dice que “no sabía” pero estaba “enojada” porque el fundador de Infowars envió una foto de ella desnuda al asesor de Donald Trump, Roger Stone, dice un informe.

La foto personal era parte de un caché de datos que el abogado de Jones envió por accidente al equipo legal de los padres de una víctima de Sandy Hook como parte de su juicio por difamación que ganaron contra la personalidad de los medios de derecha.

“Para ser honesta, no sabía que esto ocurrió. Estoy segura de que esto fue algún tipo de intercambio para fanfarronear, mira lo buena que está mi esposa”, le dijo Erika Wulff-Jones a Insider.

Y agregó: “Me molesta que haya tomado el privilegio de enviarle la imagen a alguien sin mi conocimiento. Sin embargo, en realidad ese es el menor de mis problemas en este momento”.

Jones y su esposa se casaron en 2017 y tienen un hijo juntos, según el periódico The Austin American-Statesman.

El incidente lo detalló el abogado Mark Bankston, quien recibió los datos filtrados por accidente, durante una aparición en The Young Turks el lunes.

Bankston confirmó que los datos filtrados contenían la foto del desnudo y expresó su preocupación de que Jones no había obtenido el permiso de su esposa para enviar la foto al agente político conservador o a cualquier otra persona.

“No sé si eso fue consensuado”, comentó Bankston. “Y si no fue consensuado, la Sra. Wulff Jones debería saberlo, y podría haber algo que hacer al respecto”.

Alex Jones y Roger Stone en diciembre de 2018 (Getty Images)
Alex Jones y Roger Stone en diciembre de 2018 (Getty Images)

Bankston también entregó los datos al comité del 6 de enero de la Cámara de Representantes, el cual investiga el ataque de una multitud proTrump al Capitolio de EE.UU. en 2021, después de que los empleados solicitaran dichos datos.

La semana pasada, a Jones se le ordenó pagar US$45,2 millones en daños punitivos a la familia representada por Bankston, además de los US$4,11 millones que ya debe pagarles en concepto de daños compensatorios.

Neil Heslin y Scarlett Lewis, cuyo hijo Jesse, de seis años, estaba entre los 20 estudiantes y seis adultos asesinados en el tiroteo masivo, demandaron a Jones y a su compañía de medios, Infowars, por las afirmaciones que hizo de que la masacre fue una operación de “falsa bandera” (operaciones encubiertas hechas por un gobierno u organización para hacerlas pasar como de otras entidades) y que las víctimas en realidad no existían.