Las opciones de Trump se reducen con nuevas derrotas en Pensilvania y Michigan

Redacción* - BBC News Mundo
·7  min de lectura
Donald Trump
La estrategia de Trump para quedarse en la Casa Blanca no parece estar funcionando.

Los intentos de Donald Trump por revertir el resultado en las elecciones de EE.UU. sufrieron un nuevo revés el sábado luego de que un juez de Pensilvania desestimara una demanda que buscaba anular millones de votos en ese estado.

La nueva derrota legal se dio un día después de que legisladores republicanos de Michigan tampoco se mostraran dispuestos a tratar de anular la victoria de Joe Biden ahí, según declaraciones brindadas luego de una reunión con Trump en la Casa Blanca.

Antes el mandatario también había sufrido otro duro revés en Georgia, donde la victoria de Biden fue certificada el viernes.

Biden ha sido proyectado como el claro ganador de los comicios del pasado 3 de noviembre, al haberse impuesto en más estados de los necesarios para garantizarse una mayoría de delegados en el Colegio Electoral que elige al presidente de EE.UU.

Las proyecciones le dan al candidato demócrata 306 "votos electorales" por 232 de Trump -a quien Biden también superóenmás de 5,9millones de votos a nivel nacional- para convertirse así en el 46 presidente de Estados Unidos.

El mandatario estadounidense, sin embrago, no ha reconocido su derrota y ha denunciado un fraude electoral generalizado, aunque sin aportar mayor evidencia.

Y en el caso de Pensilvania, donde Biden se habría impuesto por más de 80.000 votos, los intentos de su equipo de campaña por anular millones de votos enviados por correo fueron desestimados por el juez Matthew Brann, quien dijo que la demanda "carecía de fundamento".

La medida allana el camino para que Pensilvania también certifique la victoria de Biden la próxima semana.

Pensilvania: "Argumentos sin mérito"

En su fallo, el juez Brann dijo que la campaña de Trump había intentado "privar de sus derechos a casi siete millones de votantes".

Dijo que su tribunal había recibido "argumentos legales forzados y sin mérito, así como acusaciones especulativas".

Rudy Giuliani
El abogado personal de Trump, Rudy Giuliani, lidera los esfuerzos legales del mandatario.

"En los Estados Unidos de América esto no puede justificar la privación del derecho a voto de un solo votante, y mucho menos de todos los votantes del sexto estado más poblado", escribió el juez.

La campaña de Trump argumentó que el estado había violado la garantía de igualdad de protección de la Constitución de los Estados Unidos bajo la ley, ya que algunos condados administrados por demócratas permitieron a los votantes corregir errores en sus boletas, mientras que los condados administrados por republicanos no lo hicieron.

Pero en su fallo el juez Brann desestimó el reclamo, diciendo que "como el monstruo de Frankenstein" este había sido "cosido de cualquier manera". También dijo que incluso si era la base de un caso, la solución propuesta por la campaña de Trump iba demasiado lejos.

Pocos republicanos le han pedido al presidente que acepte la derrota, pero tras el fallo del juez, el senador republicano de Pensilvania Pat Toomey dijo que Trump había agotado todas las opciones legales en el estado y lo instó a aceptar el resultado.

Sin embargo, el abogado personal del presidente, Rudy Giuliani, dijo en un comunicado que apelaría el fallo.

"La decisión de hoy resulta ayudarnos en nuestra estrategia para llegar rápidamente a la Corte Suprema de Estados Unidos", dijo.

Trump, por su parte, volvió a insistir falsamente el viernes que él se había impuesto en los comicios.

"Por cierto, yo gané", dijo después de un anuncio sobre el precio de las medicinas.

El "no" de los republicanos de Michigan

Llegar a la Corte Suprema, sin embargo, no parece ser la única estrategia de Trump y su equipo.

Aunque sus intentos por conseguir el apoyo de las legislaturas estatales controladas por el partido Republicano tampoco parecen estar dando frutos. Al menos no en el estado de Michigan.

Conteo de votos en Michigan
Los legisladores republicanos de Michigan se comprometieron a respetar la voluntad popular.

Después de reunirse el viernes con Trump en la Casa Blanca, el líder de la mayoría en el Senado local, Mike Shirkey, y el presidente de la Casa de Representantes estatal, Lee Chatfield, se comprometieron a seguir "el proceso normal" para la certificación de unos resultados que le dan a Biden una amplia victoria sobre el actual mandatario.

"Todavía no hemos tenido conocimiento de ninguna información que cambie el resultado de las elecciones en Michigan y, como líderes legislativos, seguiremos la ley y el proceso normal con respecto a los electores de Michigan, tal como lo hemos dicho a lo largo de esta elección", insistieron luego en un comunicado.

Las proyecciones le dan a Biden una ventaja de 154.000 votos en el estado, que envía 16 representantes al Colegio Electoral que se encarga de elegir al presidente.

Simpatizante de Trump
A pesar de la falta de pruebas, muchos de los votantes de Trump creen en las acusaciones de fraude del presidente.

La posible intervención de las legislaturas locales, sin embargo, no ha sido la única vía a través de la cual se ha intentado revertir el resultado de las votaciones en Michigan.

El sábado, el Comité Nacional del Partido Republicano y funcionarios de esa organización en Michigan le solicitaron a la junta electoral un aplazamiento por 15 días para proceder a una revisión de la votación en Wayne County.

Este es el condado más poblado de ese estado, donde se encuentra Detroit y hay una gran concentración de voto afroestadounidense, favorable a los demócratas.

Sin embargo, el departamento de Estado de Michigan, responsable del proceso electoral en esa entidad, ya objetó esa posibilidad al señalar que la ley no permite retrasos.

La estrategia

También el sábado, un día después de que un recuento manual confirmara la victoria de Biden en Georgia, la campaña de Trump pidió otro recuento en ese estado,

La campaña dijo que el nuevo recuento "tiene que incluir la coincidencia de firmas y otras salvaguardas vitales".

Mientras, en Wisconsin, los funcionarios electorales acusaron a los partidarios de Trump de obstruir el recuento de votos del estado.

Dijeron que los observadores de Trump estaban en algunos casos desafiando cada una de las papeletas para retrasar deliberadamente los procedimientos.

Si el recuento no concluye el 1 de diciembre, la fecha límite para que Wisconsin certifique sus votos, el camino quedaría abierto para que el campo de Trump entable una demanda.

Un manifestante en Michigan sostiene un cartel que dice "Hagan que cada voto cuente"
Muchos residentes de Michigan salieron a celebrar el éxito electoral de Joe Biden.

Por lo demás, después de una serie de derrotas judiciales en sus esfuerzos por impugnar los resultados de las elecciones, el equipo de Trump está tratando de convencer a los republicanos que controlan las legislaturas en estados clave para que ignoren el resultado de los comicios y lo declaren a él como el vencedor, según varios medios de comunicación estadounidenses.

Aunque, como ya se indicó, si ese era el objetivo de su reunión con los legisladores republicanos de Michigan del viernes, el mandatario no parece haber tenido mucho éxito.

Shirkey y Chatfield dijeron que el encuentro se había centrado en la asistencia federal en el contexto de la pandemia de Covid-19 y no en los esfuerzos de Trump para revertir los resultados de las elecciones.

Y ya con anterioridad la Casa Blanca había dicho que "no era una reunión para convencer a nadie" sino parte de los encuentros rutinarios del presidente con los legisladores estatales en todo el país, aunque se han celebrado muy pocos desde los comicios.

Aún así, las declaraciones de Shirkey y Chatfield han sido interpretadas como un nuevo grave revés para las aspiraciones de Trump, lo que no significa que este se vaya a dar por vencido.

Trump también ha expresado interés en invitar a la Casa Blanca a legisladores de Pensilvania, otro estado clave ganado por Biden, le confirmó un alto funcionario de campaña al socio estadounidense de la BBC, CBS News.

Pero actualmente la agenda pública del mandatario no incluye ninguna reunión parecida para este fin de semana, y los condados del llamado "Cinturón de óxido", al que pertenece Michigan, deben certificar sus totales de votos el lunes.

En cualquier caso, se considera muy poco probable que el equipo del presidente pueda cambiar los resultados en Michigan y Pensilvania.

Y aún si lo consiguieran, el mandatario tendría que lograr anular el resultado en otro estado para superar a Biden en el Colegio Electoral.

Puedes leer más sobre la estrategia de Trump para tratar de quedarse en a Casa Blanca en el siguiente enlace.

*Este artículo fue publicado originalmente el 21 de noviembre para dar cuenta de las declaraciones de los legisladores republicanos de Michigan y actualizado un día después para dar cuenta de la decisión del tribunal de Pensilvania.

(VIDEO) Biden denuncia la "irresponsabilidad" de Trump y rechaza imponer confinamiento nacional