Anuncios

El trámite online, imposible: largas filas y malestar de los usuarios para registrar la tarjeta SUBE

Los pasajeros esperaron más de tres horas en Once para registrar personalmente la SUBE esta mañana
Los pasajeros esperaron más de tres horas en Once para registrar personalmente la SUBE esta mañana - Créditos: @Ricardo Pristupluk

Tras una nueva caída del sistema online de tarjeta SUBE y los fuertes aumentos que comenzaron a regir ayer para trenes y colectivos del Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) , cientos de usuarios se acercaron a la estación de Once esta mañana para registrar sus plásticos de manera presencial y, así, evitar pagar una tarifa mayor a partir del 2 de abril.

Hoy, el boleto mínimo de colectivo cuesta $270 y $130 el de tren. En este contexto, el Gobierno también anunció que aquellas personas que no cuenten con su tarjeta SUBE nominalizada, es decir, registrada a su nombre, deberán pagar una tarifa de $430 y $260, respectivamente. Sin embargo, el trámite parece casi una misión imposible, también presencialmente: largas filas que ocupan un andén completo y poco personal para atender son las trabas que complicaron a los pasajeros en las últimas horas.

Largas colas para registrar la tarjeta SUBE en la estación Once
Largas colas para registrar la tarjeta SUBE en la estación Once - Créditos: @Ricardo Pristupluk

“Soy de Lugano y vine a las 6 de la mañana, menos mal que justo hoy no tengo que trabajar, perdés todo el día. Me parece que este no es el modo, hay cualquier cantidad de gente y hace media hora que la fila no avanza”, comentó a LA NACION Francisco Blas, empleado de una fábrica de cartón corrugado, de 57 años, agobiado por el calor.

Francisco utiliza tres colectivos para llegar a su trabajo en Merlo, en la zona oeste del conurbano bonaerense. A pesar de que no está en desacuerdo con registrar la SUBE, le preocupa que el boleto continúe aumentando, mientras que los sueldos no. “Tendrían que evaluar hacer algo más accesible para la gente, no está fácil la situación”, agregó.

Apenas unos metros atrás, se encontraba Nadia Medina, vecina de Gregorio de Laferrere, La Matanza. Al igual que muchos en la fila, se acercó a Once a las 7 de la mañana ya que tanto la página como la aplicación de SUBE están colapsadas. “Yo trabajo en negro y no me pagan el viático, así que en total tengo que gastar $1400 o más por día para viajar. Para el sueldo que yo tengo, es muy duro, así que necesito registrar la tarjeta sí o sí”, dijo a LA NACION.

En la estación Once solo había tres personas para atender a los usuarios que necesitaban registrar sus tarjetas
En la estación Once solo había tres personas para atender a los usuarios que necesitaban registrar sus tarjetas - Créditos: @Ricardo Pristupluk

Dada su situación y los constantes aumentos, Nadia detalló que está evaluando conseguir un segundo trabajo para solventar sus gastos. “Está todo preparado para extinguir a la clase trabajadora. Si no te morís de depresión, te morís de un infarto o de hambre”, sentenció angustiada.

En medio de las quejas por la larga espera y las altas temperaturas, Cristian, vecino de Pontevedra, partido de Merlo, esperaba junto a su pareja poder concretar el trámite. En su caso, llegaron a las 9 de la mañana. “La página está saturada hace días, así que no nos quedó otra que venir acá”, expresó Cristian cargado de paciencia.

Según precisó, utiliza todos los días el transporte público. Por los aumentos, con su pareja se ayudan entre ambos “constantemente”. “Los aumentos son necesarios y se sabía que eran necesarios, pero de a poco, no tan de golpe. Todo sube y los sueldos, no. Mientras se pueda pagar, se va a acompañar, pero no sé qué va a pasar cuando la gente ya no pueda aguantar más”, deslizó con cierta preocupación.

Quienes no cuenten con su tarjeta nominalizada, deberán pagar una tarifa mayor
Quienes no cuenten con su tarjeta nominalizada, deberán pagar una tarifa mayor - Créditos: @Ricardo Pristupluk

Martha González, comerciante de Villa Celina, La Matanza, intentaba soportar el calor sentada en uno de los bancos del andén. Para las 11.30, llevaba más de tres horas de espera. “No sabía cómo registrar la tarjeta de manera online, así que directamente me acerqué acá. No me queda otra que tener paciencia, pero no me parece mal poner la tarjeta a mi nombre. Si me llega a pasar algo, con eso podrían saber por dónde estuve”, opinó.

Sobre los aumentos, expresó que “si bien son duros”, la sociedad debe ser “realista”: “Estamos acostumbrados a que el Estado nos mantenga y no nos queremos desligar de eso. Si uno compara lo que sale el pan y lo que salía el pasaje, no tenía coherencia. Por supuesto que nos va a costar, pero creo que no hay mucha alternativa”, comentó.

Consultada sobre los problemas, la Secretaría de Transporte sostuvo: “Hubo 523.000 personas que ya realizaron el trámite de nominalización de la tarjeta SUBE en los últimos 15 días. Es importante recordar que luego del 1° de abril se podrán seguir registrando las tarjetas sin un límite calendario y que la nominalización no tiene un efecto económico sobre la tarifa actual y hasta el 31 de marzo. Nominalizarla en los próximos dos meses ayuda a evitar una tarifa superior después del 1° de abril”.

Y agregaron: “Respecto a las filas para registrar la tarjeta, queremos acercarle a la ciudadanía la tranquilidad de que quedan dos meses hasta que la nominalización tenga impacto en la tarifa. De todos modos, quienes ya quieran hacer el trámite cuentan con varias alternativas disponibles –además de los puntos de Once, Moreno y Tigre– a través de diversos canales: la web, el 0800-777-7823 (opción 3), el chatbot SUBi (1166777823), la nueva App SUBE para Android, los Centros de Atención y Unidades de Gestión SUBE”.

¿Qué valor tienen las nuevas tarifas?

Los aumentos que comenzaron a regir ayer en los colectivos del AMBA son del 270%. Así, los nuevos valores son: boleto mínimo (entre 0 y 3 kilómetros), $270; tramo de 3 a 6 km, $300,78; tramo de 6 a 12 kilómetros, $323,95; viajes de 12 a 27 km, $347,15; más de 27 km, $370,18.

En lo que respecta a trenes, las tarifas subieron un 170%. Específicamente, la sección 1 (0 a 12 km) cuesta $130; la sección 2 (12 a 24 km), $169; y la sección 3 (más de 24 km), $208.

Por último, la tarifa social para beneficiarios de jubilaciones, pensiones, Asignación Universal por Hijo y por Embarazo, entre otros planes, continuará brindando un 55% de descuento en los valores.