Anuncios

Paulo Dybala y el karma de las lesiones: un ídolo histórico de Roma dijo que es mucho el tiempo que pasa sin jugar

Paulo Dybala, dolorido por una lesión, una imagen que se reitera en su carrera
Paulo Dybala, dolorido por una lesión, una imagen que se reitera en su carrera - Créditos: @NurPhoto

La situación no es nueva, se repite periódicamente. Paulo Dybala encuentra más escollos en su cuerpo que en los marcadores rivales que intentan controlar su innegable calidad y capacidad técnica futbolística. La última lesión, en el aductor de la pierna derecha, lo marginó de los dos amistosos del seleccionado argentino en los Estados Unidos. También le impidió estar el último domingo, en la victoria 1-0 de Roma sobre Sassuolo.

Es la sexta lesión que sufre en esta temporada, todas de tipo muscular. Son 93 días de baja, dedicados a la recuperación, y 14 partidos en los que Roma no contó con la Joya. Por la Serie A, torneo en el que Roma ocupa el quinto puesto, el cordobés nunca disputó más de cinco partidos consecutivos. Aun así, es el goleador del conjunto que dirige Daniele De Rossi, con 12 tantos (seis de penal).

Francesco Totti, más allá de que no termina de acordar su desembarco en el club en alguna función que no sea la de entrenador, sigue siendo un referente ineludible. Desde su condición de One Club Man (futbolista que desarrolla toda su carrera en un único equipo) durante los 25 años que vistió de giallorossa, el ex N° 10 es escuchado con atención cuando alza la voz sobre algún tema del equipo. Totti tiene el récord de presencias (783 cotejos) y de goles (307) en Roma, donde jugó entre 1993 y 2017, con la obtención del scudetto en 2001, en una formación que compartió con Gabriel Batistuta.

Otros tiempos: Dybala, con la 10 de Roma que usaba Totti, que sostiene la camiseta 21 de la Joya en Juventus
Otros tiempos: Dybala, con la 10 de Roma que usaba Totti, que sostiene la camiseta 21 de la Joya en Juventus

En la ciudad de Roma hay diez emisoras que hablan las 24 horas del equipo de De Rossi. “El ruido, solo comparable al de la política, es enorme”, escribió el periodista Daniel Verdú. En medio de ese concierto de voces, en las últimas horas tuvo repercusión la de Totti, cuya admiración hacia Dybala, expresada en más de una oportunidad, ahora es tamizada por las dudas que le generan su discontinuidad.

“Estamos hablando de un jugador top (por Dybala), pero en cuanto al futuro hay que entender qué quiere hacer el club y qué objetivos tiene para la próxima temporada. Si yo fuera entrenador, pensaría detenidamente qué hacer con un jugador que juega 15 partidos al año. Si me pongo un objetivo importante por cumplir y tengo a uno de los jugadores más importantes que está en el campo en un tercio de los partidos, me veo obligado a una reflexión”, expresó Totti.

Dybala lleva 20 encuentros (solo en seis completó los 90 minutos) en 29 fechas por la Serie A. Por la Europa League estuvo en seis de los 10 cotejos, con un gol. Totti se manifestó a favor de la continuidad de Romelu Lukaku (”lo mantendría si el objetivo es ganar”), con contrato hasta junio, cuando vence el préstamo y debe volver a Chelsea, dueño de su pase. Según información de la prensa italiana, para resolver la situación del delantero belga se esperará hasta el final de la temporada; la compra de su pase depende de que Roma ingrese en la Champions League.

Festeja Dybala, que más allá de la discontinuidad por las lesiones mantiene un buen promedio de gol en la temporada
Festeja Dybala, que más allá de la discontinuidad por las lesiones mantiene un buen promedio de gol en la temporada - Créditos: @Alberto Mariani/

No toda la prensa avala los dichos de Totti. En Corriere dello Sport, Jacobo Aliprandi escribe que “los números de Dybala son impresionantes en los últimos 58 días”, desde que De Rossi reemplazó al despedido José Mourinho. La contribución de la Joya ilusiona a Roma con la posibilidad de la clasificación a la próxima Champions League (está a tres puntos). “Desde el partido ante Verona (20 de enero, debut de De Rossi) hasta el de Fiorentina (10 de marzo), Dybala marcó siete goles en otros tantos partidos de Serie A. Jugó 102 minutos contra el Feyenoord, luego otros diez encuentros con De Rossi como titular para un total de 790 minutos de un total de 1210. No es un tiempo de juego de alguien lesionado, sino de un titular sujeto a cambios en un período intenso”, se reflejó en Corriere dello Sport.

Dybala, de 30 años, tiene contrato hasta junio de 2025 y su cláusula de salida hacia cualquier club de fuera de Italia es una tentación: pueden llevárselo con el pago de 13 millones de euros. El cordobés va a cumplir doce temporadas consecutivas en el calcio, entre Palermo, Juventus y Roma. Recientemente, en una entrevista con el sitio oficial de la Serie A, expresó sobre su identificación con Italia: “Siempre me llamó la atención todo lo que tuviera que ver con el Imperio Romano, no sé por qué. Tal vez fui romano en otra vida. Roma es mágica. Cuando era niño, en la Argentina solo veía Roma a través del cine y mi impresión fue que era una ciudad enorme. El primer día que llegué a Italia, fue a Roma. Para mí era un sueño hecho realidad. Cuando era pequeño pasaba mucho tiempo viendo películas, mi favorita es Gladiador . El Coliseo es uno de los mejores estadios del mundo”.

Francesco Totti, referente histórico de Roma, ahora es un asiduo espectador a los partidos del equipo
Francesco Totti, referente histórico de Roma, ahora es un asiduo espectador a los partidos del equipo - Créditos: @Jonathan Moscrop

En otro pasaje de la entrevista, Dybala relató la experiencia de vivir en una ciudad tan apasionada por el fútbol: “Es difícil caminar por Roma. Si alguien te reconoce, te para y todos hacen lo mismo. Al principio tienen vergüenza o miedo, pero si alguien tiene el coraje de tomarse un selfie, todos lo hacen. Italia tiene un papel importante en mi vida. He vivido aquí por más de 10 años, desde mi adolescencia hasta hoy. Es un país que me ha enseñado mucho. Conocí gente en el sur y en el norte, y ahora en Roma . Me trataron bien desde el primer día. Creo que el italiano, en general, es muy parecido al argentino. La afición es muy parecida. La pasión por el club, los sentimientos fuertes, el amor por la camiseta... Aquí la gente vive y respira por Roma. Soy argentino y siempre me sentiré argentino, pero Italia es una segunda casa, y espero que siga siéndolo durante mucho tiempo”.