Anuncios

La NBA en alerta: las apuestas deportivas amenazan la seguridad de los entrenadores y jugadores

JB Bickerstaff, el entrenador de Cleveland Cavaliers, habló acerca de lo peligroso que se está volviendo el mundo de las apuestas en la NBA
JB Bickerstaff, el entrenador de Cleveland Cavaliers, habló acerca de lo peligroso que se está volviendo el mundo de las apuestas en la NBA - Créditos: @Jason Miller

Se abrió una puerta muy peligrosa para la NBA. Los protagonistas lo advierten y en los últimos días se escucharon situaciones inquietantes. Algunos actores que entraron en escena en el último tiempo y que alimentan el negocio del mejor básquetbol del mundo, están enciendo una alarma que los organizadores de la competencia ya comienzan a analizar y evalúan sus consecuencias: el universo de las apuestas deportivas . Incluso, el entrenador de Cleveland Cavaliers reveló que recibió llamadas amenazantes y que teme por su seguridad y la de su familia.

No se trata de un tema sencillo de resolver porque en los Estados Unidos se legalizó el juego en 38 de 50 estados desde 2018 y porque la NBA desde 2021 anunció como socios de apuestas oficiales a DraftKings y FanDuel, y que tras el último convenio ya permite a los jugadores asociarse con empresas del sector con alguna limitación: no pueden hacer publicidad directa ni quedarse con más del 1% de una empresa que ofrezca contenidos relacionados con la NBA.

Incluso, la organización de la competencia más poderosa dentro del mundo de básquetbol también anunció que Soprtradar tendrá un lugar en la plataforma de streaming NBA League Pass y los usuarios contarán con la opción de apostar en directo mientras se ven los partidos.

Tyrese Haliburton, de Indiana Pacers, también está alerta por esta situación de las apuestas en el juego. (Photo by Justin Casterline/Getty Images)
Tyrese Haliburton, de Indiana Pacers, también está alerta por esta situación de las apuestas en el juego. (Photo by Justin Casterline/Getty Images) - Créditos: @Justin Casterline

Los que primeros dieron señales de que las cosas no están muy bien respecto a esta situación de las apuestas fueron dos jugadores. Hace algunos días Rudy Gobert, el pivote francés de Minnesota Timberwolves, fue contundente al decir: “ Las apuestas están dañando nuestro juego ”. Mientras que Tyrese Haliburton, una de las estrellas de Indiana Pacers, compartió su mirada acerca de esta situación: “Obviamente lo que pasa en la cancha es lo que pasa en la cancha. Pero en la vida en general, creo que es importante para nosotros como jugadores de básquetbol, como hombres, sacar estas cosas a la luz porque no a todos les importa cómo nos sentimos. A la mitad del mundo sólo les estoy ayudando a ganar dinero con DraftKings o lo que sea. Sólo soy un complemento”.

En las últimas horas el que multiplicó el alerta fue JB Bickerstaff, el entrenador de los Cavaliers, ya que confesó que había recibió presiones: “Hubo algunas instancias en las que algunos apostadores deportivos obtuvieron mi número y me enviaban mensajes sobre dónde vivo, mis hijos... Es un juego peligroso y una línea muy fina que hace que no estemos seguros”.

La franquicia de Cleveland también tiene un fuerte vínculo con el mundo de las apuestas, ya que que tiene una casa de apuestas dentro del Rocket Mortage FieldHouse, su estadio. El entrenador de los Cavaliers además comentó: “Esto supone una presión adicional. Trae una distracción al juego que puede ser difícil para los jugadores, entrenadores, árbitros y todos los involucrados en él. Y creo que realmente debemos tener cuidado con lo cerca que lo dejamos llegar al deporte y la seguridad de las personas que están involucradas en el mismo ”.

Y continuó: “ Muchas veces las personas que apuestan con esa actividad pagan la factura de la luz o el alquiler, y luego las emociones que surgen de eso. Así que creo que estamos caminando por una línea muy fina y tenemos que ser extremadamente cuidadosos a la hora de proteger a todos los involucrados ”.

La capacidad de los aficionados de apostar a través de sus teléfonos durante los partidos y dentro del propio estadio de los Cavaliers es un problema muy grande para Bickerstaff, ya que enfatizó que se cruzó una línea muy delicada: “ La cantidad de veces que podemos tener una ventaja de 10 puntos y la diferencia es de 11 (en las apuestas) y la gente me grita que deje a los muchachos en el banco para cubrirla. Es ridículo. Entiendo el aspecto comercial y la naturaleza del negocio. Pero, quiero decir, creo que se ha ido demasiado lejos ”.

El francés Rudy Gobert, de Minnestoa Timberwolves, fue contundente:
El francés Rudy Gobert, de Minnestoa Timberwolves, fue contundente: "Las apuestas están dañando nuestro juego". (Photo by David Berding/Getty Images) - Créditos: @David Berding