Anuncios

Lautaro Martínez: 775 minutos sin gol en la selección, la bronca con Costacurta y su coincidencia con Cavani

Un gesto que Lautaro Martínez repitió en sus últimos partidos en el seleccionado, a causa de la falta de gol
Un gesto que Lautaro Martínez repitió en sus últimos partidos en el seleccionado, a causa de la falta de gol - Créditos: @Tom Weller

En algún momento del ciclo de Lionel Scaloni, Lautaro Martínez era el máximo goleador del seleccionado argentino. Después se combinó su sequía con la puntualidad de Lionel Messi para marcar y la ecuación se invirtió. El capitán ya es cómodamente el máximo anotador durante la gestión del entrenador de Pujato, con 41 tantos, seguido por el Toro, con 21.

Sin dejar de integrar las convocatorias, y aun gozando de una alta valoración de Scaloni, Martínez fue cediendo su lugar de titular en favor de Julián Álvarez. El enroque de nombres se consolidó durante el Mundial, cuando la falta de eficacia del delantero de Inter se combinó con una molestia física.

Este orden de prioridades se corroborará en el amistoso del martes ante Costa Rica, en Los Ángeles, donde volverán varios de los titulares, entre ellos Álvarez, que no estuvieron desde el inicio ante El Salvador, el débil representante centroamericano contra el que Lautaro tampoco pudo romper el maleficio, más allá de que su aporte fue importante en lo colectivo, ofreciéndose como descarga para los compañeros.

El último gol de Lautaro fue hace un año y medio

Si bien tuvo un festejo personal a lo grande, con el penal que definió la serie frente a los Países Bajos en los cuartos de final del Mundial, el bahiense no convierte en tiempo regular de un encuentro desde el 23 de septiembre de 2022, en el 3-0 a Honduras en un amistoso. Desde entonces pasaron 775 minutos (ocho cotejos y medio), distribuidos en 16 partidos sin convertir, con dos asistencias. En ese paquete figura la máxima exigencia del Mundial, pero también defensas permeables que no pudo perforar, como las de Jamaica, Panamá, Curazao y El Salvador.

Minutos después de la goleada a El Salvador, Martínez se mostró fuerte y también salió al cruce de algunos cuestionamientos: “Ojalá tenga otra oportunidad para convertir, volver a sonreír y demostrarle todo a esa gente que habla tanto de mí que están equivocados, porque yo siempre doy lo mejor. Trato de demostrar adentro de la cancha. Después, que hablen ustedes, que hable la gente. A mí, eso me interesa poco porque en cada entrenamiento le demuestro al entrenador que estoy siempre a disposición para lo que sea: ser titular, suplente o no entrar. En definitiva, trabajo para ponerme esta camiseta porque es la más linda. Me gusta competir, dar lo mejor. A veces, el gol no se da. Lo intenté, pero tampoco pudo entrar. Seguiré trabajando. Cuando no convertís, te pegan más”.

Scaloni le ratificó la confianza: “No me preocupa porque la mete en su equipo y ya la meterá acá. Hizo un buen partido, no solo a nivel de movimientos, sino que en lo físico está bien, no es preocupante. Él (Lautaro) quiere hacer un gol y cuando no lo consigue no le gusta, pero nosotros estamos tranquilos”.

La expresión “la mete en su equipo” de Scaloni hace referencia a su mejor temporada de las seis que lleva en Inter, ensombrecida por un fallo doloroso: Lautaro remató a la tribuna el último penal de la serie que significó la eliminación ante Atlético de Madrid por los octavos de final de la Champions League. Las redes sociales se inundaron de memes, ridiculizando el alto disparo: pelotas convertidas en meteoritos, aterrizando en la Luna, en Marte o en el campo del Santiago Bernabéu.

Esa acción fue un contraste con lo que viene siendo su curso: 23 goles y cuatro asistencias en 26 partidos por la Serie A, en la que Inter se encamina al scudetto. Además de ser el capitán, en esta temporada alcanzó los 128 tantos como neroazzurro y superó a Mauro Icardi (124) como el argentino más goleador en la historia del club. “Es importante batir ese récord, estar en la historia de Inter. Hoy, con la cinta de capitán dentro de un grupo joven, me siento importante dentro del equipo. Eso, para uno, es especial. La gente me hace saber su cariño”, expresó Lautaro a TyC Sports.

El club que tiene a Javier Zanetti como uno de los vicepresidentes negocia una extensión del contrato que vence en 2026. Siguen las conversaciones entre los 10 millones de euros por temporada que pidió Lautaro y los ocho que ofreció Inter.

Lautaro Martínez remata alto el penal en la serie que significó la eliminación de Inter ante Atlético de Madrid por la Champions League
Lautaro Martínez remata alto el penal en la serie que significó la eliminación de Inter ante Atlético de Madrid por la Champions League - Créditos: @Manu Fernández

En Italia, el Toro recibió una dura crítica desde la vereda de enfrente, de Alessandro Costacurta, gloria de Milan: “En Europa necesitamos otra mentalidad. Esperaba algo más de Lautaro, en el Mundial tampoco le fue bien. Me hace pensar que en ciertas etapas no logra destacarse”.

Lautaro le recordó al exzaguero de Milan que en la temporada pasada hizo un gol para eliminar al clásico rival en las semifinales de la Champions League: “A veces uno intenta controlarse al hablar. Esos comentarios hacen mal, me molesta lo que dijo. Más allá de que son opiniones, tienen que ser justas. Él (Costacurta) dijo que en partidos importantes no aparecía. Eso no es verdad. Hice un gol en una semifinal contra el Milan, en uno de los partidos más importantes de la historia de los dos clubes. Más allá del gol, el partido que hizo el Inter, el partido que hice... Lo invito a verlo”.

El Toro dijo que comparte plenamente el comentario de Edinson Cavani, que tras el doblete por la Copa Argentina atraviesa por su momento más inspirado en Boca. “El arco no se abre, los delanteros hacemos que se abra trabajando. Es mentira que se abre el arco, es como la gente que espera que le lluevan cosas del cielo. Hay que trabajar, trabajar y trabajar”, expresó el uruguayo.

Mario González, arquero de El Salvador, llega antes que Lautaro Martínez en el 3-0 de la Argentina del último viernes
Mario González, arquero de El Salvador, llega antes que Lautaro Martínez en el 3-0 de la Argentina del último viernes - Créditos: @Matt Slocum

Al margen de las cuestiones del gol, el bahiense fue otro de los integrantes del seleccionado mayor que mostró voluntad para ser parte del plantel del seleccionado olímpico para los Juegos de París: “Obviamente que, si quiere contar conmigo (por Mascherano), voy a estar siempre disponible. Si está escuchando, confirmo que estoy disponible. Después, obviamente, no depende de nosotros. Haremos fuerza si llega el llamado”.

Las declaraciones de Lautaro fueron en la misma línea que lo expresado por Cristian Romero, Emiliano Martínez, Nicolás Otamendi, Nicolás Tagliafico y Rodrigo De Paul. Más allá del deseo de estos jugadores (la reglamentación olímpica permite tres mayores de 23 años), surgen dos impedimentos de peso: unas semanas antes de los Juegos se disputará la Copa América, y los clubes no están obligados por reglamento a ceder sus jugadores a la competencia olímpica, que recargará mucho la actividad en un momento del año que deberían dedicarlo al descanso y el comienzo de las pretemporadas.