Anuncios

Elegirán gobernadora de Morelos en clima de violencia

CUERNAVACA, Mor., marzo 28 (EL UNIVERSAL).- Morelos gravita sobre un escenario de alto riesgo para los candidatos a cargos de elección popular, además del intento del crimen organizado por penetrar a partidos políticos, imponer aspirantes y decidir el curso de las elecciones, coinciden organizaciones ciudadanas, autoridades de seguridad y partidos políticos.

Este escenario de zozobra electoral se robustece con el ataque armado en contra de un candidato en Cuautla, el lunes pasado, y la deserción de 12 candidatos del frente opositor (PRI-PAN-PRD-RSP) por amenazas, afirmó el dirigente estatal del PRD, Sergio Prado Alemán.

A la lista de los candidatos que dimitieron se suman otros 32 postulantes en riesgo por amenazas y agresiones de las que han sido víctimas, con el propósito de bajarlos de la competencia electoral del 2 de junio, afirmaron los liderazgos políticos al entregar al fiscal estatal Uriel Carmona Gándara una lista con los nombres de hombres y mujeres amenazados.

Los morelenses acudirán a las urnas para renovar gobernador, 12 diputados de mayoría y ocho plurinominales, así como 33 presidencias municipales, además de la elección concurrente.

El riesgo para los candidatos es real, dice Rafael Rueda Moncalian, presidente de la Red Nacional de Consejos Ciudadanos.

"No son leyendas urbanas, está documentado que la delincuencia penetra en ciertos partidos, mete dinero, impone candidatos, presiona, ‘calientan’ las plazas para prometer orden a cambio de secretarias y otros espacios", dice.

Rueda Moncalian recuerda el caso del político Alfonso Miranda Gallegos, candidato del PT que ganó la presidencia municipal de Amacuzac en 2018, pero que gobernó desde la cárcel porque fue detenido antes de tomar posesión por sus vínculos con el narcotráfico.

Su sobrino era Santiago Mazari Hernández, alias "El Carrete", quien como jefe de Los Rojos tenía el control de varios municipios de la zona sur del estado.

El comisionado estatal de Seguridad, José Antonio Ortiz Guarneros, abona al estado de desasosiego y enumera ocho municipios de mayor riesgo en este proceso electoral, en cuyas demarcaciones el crimen organizado tratará de imponer a sus candidatos y eso podría derivar en enfrentamientos entre los diferentes grupos para ganar espacios, adelanta.

Alicia Vázquez Luna, secretaria de Protección y Auxilio Ciudadano de Cuernavaca (Seprac), hace votos por una coordinación estrecha con el Instituto Morelense de Procesos Electorales (Impepac) para que con sus áreas de análisis logren identificar posibles focos rojos, adicional a los "mapas de calor" que tiene la corporación para advertir brotes de inconformidad por preferencias políticas o partidistas.

Sin embargo, la sicosis atrapó a la presidenta consejera del Impepac, Mireya Gally Jordá porque luego de que la página digital del instituto amaneció "hackeada" el martes, la presidenta del Consejo Electoral declaró, sin ninguna investigación de por medio, que los autores del daño al portal tenían como objetivo "secuestrar" la cuenta y pedir rescate para retirar el hackeo.

El riesgo para los candidatos quedó demostrado la noche del lunes en el municipio de Cuautla, donde el candidato del frente opositor, Jesús Corona Damián, fue objeto de un atentado armado. El candidato dijo que salvó su vida porque su camioneta es blindada. Para el gobierno del estado, el caso está en duda.

Candidatas piden seguridad

En medio de la espiral de violencia, las contendientes a gobernadora Lucía Meza Guzmán de la coalición PRI-PAN-PRD-RSP y Jessica Ortega de la Cruz de MC-Partido Morelos Progresa, son custodiadas por elementos del Ejército Mexicano y ambas han declarado que recibieron amenazas.

Por el contrario, la candidata de Morena-PT-PANAL-PVEM-PES y Movimiento Alternativa Social (MAS), Margarita González Saravia, realizará campaña sin equipo de seguridad porque en "la honestidad está la seguridad".

"Como dice el presidente Andrés Manuel López Obrador, la seguridad nos la da el pueblo, nos da el caminar, la honestidad y en ello está la seguridad", sostuvo.

"El hecho de que andan con escoltas quiere decir que no están seguras y eso habla del temor que se tiene a nivel nacional por los candidatos asesinados", dijo el consejero ciudadano Rafael Rueda.

Frente a esta situación, la consejera presidenta del Impepac, Mireya Gally, dejó en claro que el órgano electoral no es responsable del tema de seguridad, y en caso de que algún candidato solicite medidas de seguridad únicamente pedirá la intervención de la Comisión Estatal de Seguridad (CES) y de la Fiscalía General del Estado (FGE).

Municipios en riesgo

Morelos tiene una población estimada en un millón 971 mil 520, un listado nominal de un millón 489 mil 550 y representa 1.58% del impacto electoral en el país, de acuerdo con autoridades electorales.

Con este marco, el comisionado estatal de Seguridad, José Antonio Ortiz Guarneros, aseguró que hay ocho municipios de mayor riesgo para este proceso electoral porque el crimen organizado tratará de imponer a sus candidatos y eso podría provocar enfrentamientos entre los diferentes grupos para ganar espacios.

Los municipios considerados con foco rojo para los candidatos son: Cuernavaca, Cuautla, Temixco, Emiliano Zapata, Puente de Ixtla, Yautepec, Jiutepec y Huitzilac. Con excepción de Emiliano Zapata y Huitzilac, todos los demás son gobernados por Morena.

De acuerdo con Ortiz Guarneros existe un "riesgo grave" para los candidatos que acepten el financiamiento y la protección de la delincuencia organizada.

Afirmó que los partidos políticos tienen conocimiento de esta situación y se les proporcionó información sobre los "mapas de calor" relacionados con los grupos delincuenciales que operan en cada municipio.

En este contexto, afirmó que la CES activará el protocolo de seguridad para los candidatos a regidurías, sindicaturas, presidencias municipales y diputaciones locales, siempre y cuando lo requieran de manera formal ante el Impepac o la Fiscalía General del Estado (FGE).

Explicó que una vez formalizada la petición, el candidato formará parte del Segurichat de la CES, y en caso de que esta medida sea insuficiente, se le entregará una pulsera con botón de pánico, y en caso de que el riesgo sea mayor se le asignará custodia.

Crimen dueño de territorios

Rafael Rueda Moncalian, presidente de la Red Nacional de Consejos Ciudadanos, considera que el riesgo de que el crimen organizado intervenga en la decisión popular está vigente y recuerda la ocasión en que el edil de Mazatepec, Jorge Toledo Bustamante, fue hincado por el narcotráfico para atender sus demandas. La escena fue pública porque la subieron a las redes sociales.

"Yo creo que la inseguridad va para largo, se dejó crecer demasiado, no son leyendas urbanas, son hechos. Aquí en Cuernavaca el Sistema de Agua Potable (SAPAC) estaba controlado por el crimen organizado. Mientras siga esa política de abrazos no balazos continuará la tolerancia a muchas cosas", sentencia.

Alicia Vázquez Luna, titular de la Seprac afirma que la preocupación es por aquellos candidatos que de manera pública han manifestado tener el temor fundado de alguna amenaza o algún elemento de riesgo durante el proceso electoral.

En Cuernavaca se instalarán 510 casillas y para vigilar su correcta operación se realizarán recorridos de vigilancia y prevención para que el proceso electoral se desarrolle sin ningún acto de violencia, sin embargo, si existiera algún acto de esta naturaleza la Policía municipal se está preparando para este proceso, afirmó.