Anuncios

Copa Davis en Rosario: tres singlistas para dos lugares, el primer entrenamiento en una cancha nueva, el calor y la presencia de Federico Delbonis

Sebastián Báez, uno de los singlistas del equipo argentino de Copa Davis para la serie contra Kazajistán, durante el primer ensayo en el Jockey Club Rosario
Sebastián Báez, uno de los singlistas del equipo argentino de Copa Davis para la serie contra Kazajistán, durante el primer ensayo en el Jockey Club Rosario - Créditos: @Marcelo Manera

ROSARIO.- El country del Jockey Club, en el barrio de Fisherton, a unos doce kilómetros del Monumento a la Bandera, por estas horas está movilizado e invadido por gente ajena a la institución, una de las más tradicionales de la ciudad. La Copa Davis desembarcará en Rosario por primera vez cuando el sábado y domingo el equipo argentino capitaneado por Guillermo Coria se enfrente con Kazajistán, por los Qualifiers, la etapa previa a la rueda de grupos de las Finales, en la que actúan los mejores 16 países (en septiembre).

El court central, de medidas periféricas pequeñas, con tres tribunas tubulares y 3500 butacas, ya está terminado. También están montadas las carpas para los jugadores y otros sectores de las delegaciones. Pero aún se trabaja mucho en la zona comercial. Se filtran martillazos y ruidos de otras herramientas entre los pelotazos. Todo bajo altísimas temperaturas y humedad.

Guillermo Coria encara su tercer año como capitán: “¿Cómo no nos vamos a ilusionar con ganar la Copa Davis, si tenemos un equipazo?”

Los convocados por Coria (Francisco Cerúndolo, Sebastián Báez, Tomás Etcheverry y los doblistas Andrés Molteni y Máximo González) llegaron a la ciudad el martes por la noche, cenaron y este miércoles se entrenaron por primera vez en una cancha que, prácticamente, se hizo a nueva. Los cancheros del club y otros expertos llegados desde Buenos Aires trabajaron -y trabajan- en el perfeccionamiento de una superficie que ya funcionaba para los socios, pero que no estaba preparada para el alto rendimiento. Con el correr de los días se espera que el polvo se vaya asentando, sobre todo en la línea de base y unos metros detrás, donde todavía hay sectores más “flojos”. Pero, hasta aquí, nada perturba la organización de un equipo que ya convivió bajo el mismo techo, en la última serie, en septiembre pasado ante Lituania (4-0, en el BALTC).

Francisco Cerúndolo, la primera raqueta argentina del ranking, durante el entrenamiento en Rosario
Francisco Cerúndolo, la primera raqueta argentina del ranking, durante el entrenamiento en Rosario - Créditos: @Prensa AAT

La presencia distinta en el plantel es la de un segundo campeón de la Copa Davis 2016: a la de Leonardo Mayer, uno de los subcapitanes de Coria, se sumó la de Federico Delbonis, el ganador del quinto punto en la final contra Croacia en Zagreb, que hace unos días anunció su retiro. El último partido del zurdo de Azul será en el ATP de Buenos Aires, en dobles, pero se sumó al equipo de la Davis para vivir una última experiencia. “La idea surgió al pensar: ¿qué pasa si voy a Rosario? ¿Sumaría? Me picó un bichito. Creía que uno de los lugares donde debía decir adiós era en la Copa Davis, que marcó un punto importante en mi carrera. En lo grupal, todo lo vivido fue impresionante. Guille (Coria) desde el primer momento pensó que sería genial y acá estoy. Contento y súper agradecido. Estoy como un chico que vuelve a su hábitat”.

Andrés Molteni y Máximo González, los doblistas argentinos para la serie frente a los kazajos.
Andrés Molteni y Máximo González, los doblistas argentinos para la serie frente a los kazajos. - Créditos: @Marcelo Manera

Si la Argentina ya era favorita para la serie, la ausencia confirmada de Alexander Bublik, el mejor kazajo del ranking (27º), le da más chances al equipo nacional. Según la información oficial de Kazajistán, tras caer en la 1ª rueda de Australia, Bublik decidió no jugar la Copa Davis y sí hacerlo esta semana en el ATP de Montpellier, dándole “prioridad a la clasificación olímpica”. Necesita puntos para “aumentar sus chances” de estar en París 2024.

En definitiva, Kazajistán, con Yuri Schukin como capitán, está desde hace días en Rosario con Denis Yevseyev (176º; 30 años), Timofey Skatov (278º; 23), Dmitry Popko (338º; 27) y Aleksandr Nedovyesov (48º de dobles; 36).

Tres singlistas para dos lugares

Sin dudas, la única duda estratégica de la semana en el equipo argentino está vinculada a quiénes serán los singlistas del sábado, en la primera jornada. Cerúndolo, Báez y Etcheverry son parejos. Coria y su cuerpo técnico tiene previsto confirmárselo a los jugadores este jueves.

“Creo que los tres estamos muy parejos, somos top 30, con pocos puestos de diferencia. Los tres jugamos muy bien al tenis, cada uno tiene mejores momentos que otros, pero estamos parejos y está buenísimo, porque al llegar la semana de Copa Davis quizás uno está más bajo en ese momento y lo reemplaza el otro. Es bueno que tengamos diferentes opciones, porque si a uno de nosotros le calza mejor un rival que a otro se pueda elegir a partir de eso. Nos intentamos impulsar el uno al otro. Todos queremos jugar el single. Es una competencia sana”, apuntó Fran Cerúndolo, que no tuvo un buen arranque de temporada.

Vista panorámica del estadio que recibirá la serie de Copa Davis entre la Argentina y Kazajistán, en el Jockey Club Rosario
Vista panorámica del estadio que recibirá la serie de Copa Davis entre la Argentina y Kazajistán, en el Jockey Club Rosario - Créditos: @Marcelo Manera

Cerúndolo ganó un partido (en la primera ronda del Australian Open, ante Dane Sweeny) y perdió tres (vs. Roberto Bautista Agut en Hong Kong, vs. Alexandre Muller en Auckland y vs. Fabian Marozsan en la segunda ronde de Australia). “El arranque de año no fue el mejor que tuve…, pero me costó porque a fines del añao pasado estuve enfermo y no pude hacer bien la pretemporada. Tuve un virus, me costó en la recuperación, entonces me faltaba esa picardía y ritmo de la competencia. Fue un comienzo de año malo, pero no una tragedia. Ahora me siento jugando muy bien y esta etapa de polvo de ladrillo me puede ayudar”, explicó Cerúndolo a LA NACION en Rosario.

¿Le podrá afectar la ola de calor que se derrama en la ciudad? “Hace un calor tremendo. Pero a mí, por suerte, no me afecta mucho -afirmó Francisco-. Te tira un poco para abajo, pero no es un inconveniente grave en mi juego. Ellos serán rivales duros. Si juegan Skatov y Popko, que están acostumbrados a jugar sobre polvo, puede ser difícil. Skatov, además, vive en España, donde se entrena en forma muy parecida a la nuestra”.

Tomás Etcheverry ensaya en el equipo nacional, luego de su buena producción en el reciente Abierto de Australia.
Tomás Etcheverry ensaya en el equipo nacional, luego de su buena producción en el reciente Abierto de Australia. - Créditos: @Marcelo Manera

A Báez, en los números el segundo singlista argentino, tampoco le preocupa el calor. “Venimos del calor de Australia, en Buenos Aires también hay humedad…, así que me imagino que les pesará un poco más a ellos. Me espero un equipo difícil, más allá de que no venga Bublik, que es un buen jugador. En Copa Davis hay otras motivaciones”, apuntó Báez, quien se siente en un ambiente familiar estando en el Jockey Club. “Me trae muy buenos recuerdos. Acá jugué los torneos G1 en todas las canchas, singles y dobles. Hablamos con Tommy [Etcheverry] porque pasamos por el restaurante, que es donde ponían los cuadros y los papelitos con los partidos y se nos vinieron recuerdos de esos tiempos de Sub 12, Sub 14″, rememoró Báez. ¿Cómo encontró la cancha central? “Está muy bien. Hay que ver cómo se va adaptando en la medida de que se le vaya dando más uso”. Una nueva ilusión está en marca.