¿Cómo la segunda vuelta electoral de Miami Beach afectará la urbanización y la hora límite de las 2 a.m.? Las candidatas buscan una ventaja

Courtesy

En la segunda vuelta del 6 de diciembre para sustituir al fallecido Mark Samuelian en la Comisión de Miami Beach, Laura Domínguez y Sabrina Cohen buscan diferenciarse en temas que pudieran dar forma al futuro de la ciudad.

Domínguez, quien fue compañera de vida de Samuelian y terminó en primer lugar en la primera vuelta de las elecciones del 8 de noviembre con 41% de los votos, está haciendo hincapié en su oposición a las controversiales propuestas en la boleta de votación sobre la reurbanización del antiguo Deauville Beach Resort y de los estacionamientos de propiedad municipal cerca de Lincoln Road.

Cohen apoyó estos asuntos, que los electores rechazaron incluso después que los urbanizadores gastaron millones en promocionar sus beneficios.

“Fui clara: ya es suficiente con apresurar la urbanización”, dijo Domínguez en una entrevista. “No me opongo a la urbanización. Pero todas esas medidas en la boleta se aprobaron a toda prisa, los habitantes no tuvieron realmente una aportación de la comunidad, los beneficios para la comunidad no estaban claros”.

Una de las preguntas que fracasaron en la boleta habría permitido al multimillonario propietario de los Miami Dolphins y urbanizador Stephen Ross construir una torre de hotel más grande y un edificio de condominios en los terrenos del Deauville, proporcionando al urbanizador una mayor superficie para su diseño. Otras propuestas pedían a los electores que aprobaran contratos de arrendamiento de terrenos de 99 años para permitir a los urbanizadores construir espacios de oficinas cerca de Lincoln Road en varias propiedades.

Cohen, activista de los derechos de los discapacitados que recibió 31% de los votos en las primarias entre cinco candidatos, dijo que los resultados sugieren que los habitantes “simplemente estaban abrumados con la idea de que sucedieran demasiadas cosas demasiado rápido”.

A pesar de su apoyo a los referendos, Cohen dijo que buscaría un “término medio” si es elegida y consideraría apartarse de ciertos proyectos de urbanización que los habitantes no están dispuestos a aceptar.

“Creo que necesitamos un mejor equilibrio”, dijo. “Quiero ver más unidad y armonía con estas grandes decisiones”.

Las dos candidatas pasaron a una segunda ronda porque ninguna recibió más de 50% de los votos. La ganadora ocupará el cargo hasta noviembre de 2025, cuando el mandato de Samuelian habría terminado. Samuelian murió en junio de a los 58 años.

¿Qué significa para el horario límite?

Mientras que Domínguez apunta a las propuestas en la boleta electoral, la campaña de Cohen está haciendo hincapié en las diferencias con Domínguez sobre reducir la hora límite para la venta de alcohol en Ocean Drive de las 5 a.m. a las 2 a.m.; un tema candente en Miami Beach durante años y que se espera que la Comisión aborde pronto después de las elecciones del 6 de diciembre.

Cohen dice que apoya una hora límite a las 2 a.m. en Ocean Drive, algo que el alcalde Dan Gelber —quien apoya a Cohen— y otros funcionarios han buscado como parte de sus esfuerzos para cambiar la reputación de la zona como un destino de fiesta nocturna.

Domínguez ha dicho que apoya el límite de venta de alcohol a las 2 a.m. en los barrios residenciales, pero no apoya el mismo cambio “general” en otras partes de la ciudad.

Se negó a decir específicamente cómo manejaría la hora límite en Ocean Drive y otros puntos de vida nocturna, diciendo que primero tendría que consultar con el abogado de la ciudad sobre los aspectos legales.

“Soy muy sensible a no perjudicar a nuestros negocios”, dijo Domínguez.

El año pasado, un juez de la Corte de Circuito de Miami-Dade anuló el intento de la ciudad de imponer una hora límite a las 2 a.m. en docenas de clubes en South Beach, diciendo que la votación de la ciudad para aprobarla no se ejecutó correctamente.

Más tarde, en 2021, la mayoría de los electores apoyó un referendo no vinculante sobre la hora límite a las 2 a.m. que contemplaba la posibilidad de hacer excepciones. Gelber dijo que estaría abierto a dejar que los grandes hoteles con su propia seguridad y filas en el interior sirvieran alcohol hasta las 5 a.m., pero el debate sobre el asunto se centró en el destino de Ocean Drive.

Los propietarios del Mango’s Tropical Cafe y del Hotel Clevelander, dos lugares de fiesta de Ocean Drive desde hace mucho tiempo, financiaron una campaña contra la propuesta en la boleta.

Sin embargo, la decision de la Comisión se estancó desde el fallo del juez el año pasado, quien sostuvo que la propuesta de las 2 a.m. de la ciudad fue presentada indebidamente como una ordenanza que requería una mayoría simple de votos cuando debería haber sido una regulación de urbanización de terrenos que requería un apoyo de cinco séptimos.

Esto significa que los resultados de la segunda ronda pudieran determinar si la Comisión tiene los cinco votos necesarios para seguir adelante con la hora límite a las 2 a.m. de alguna forma.

La comisión aprobó varias propuestas contradictorias en primera lectura en abril, prometiendo buscar un consenso sobre el asunto en una fecha posterior. Las opciones incluían una hora límite a las 2 a.m. apoyada por Samuelian; una propuesta para “proteger” a los negocios con licencias existentes a las 5 a.m., propuesta por la comisionada Kristen Rosen González, y un sistema con excepciones para los grandes hoteles, propuesto por Gelber.

“Creo que los vecinos tienen derecho a que se reivindique su voto”, dijo Gelber al Miami Herald esta semana, refiriéndose al referendo de noviembre de 2021. “Es lamentable que Laura y Sabrina no estén de acuerdo en este tema”.

La campaña de Domínguez celebró un evento en Mango’s el pasado fin de semana, alimentando la especulación de que los influyentes propietarios del local podrían estar apoyándola. Domínguez dijo que su campaña pagó el evento, y Joshua Wallack, el director de Operaciones de Mango’s, dijo que él y su padre David no están apoyando en la contienda.

Entidades relacionadas con el local han hecho donaciones a ambos candidatos.

“Realmente no importa quién sea el comisionado. Tienen que cumplir la ley”, dijo Joshua Wallack.

Domínguez dijo que el enfoque de la campaña de Cohen sobre la hora límite es un intento de “desviación” del hecho que Cohen apoyó las medidas de la boleta de alto perfil que fracasaron.

Divisiones políticas

Domínguez y Cohen también tienen mucho en común. Ambas han hecho hincapié en la seguridad pública y en el aumento de la presencia policial como prioridades y dicen estar de acuerdo con el objetivo de Gelber de frenar el ambiente festivo de la ciudad.

Domínguez es una demócrata registrada, mientras que Cohen, ex demócrata que ahora no tiene afiliación a ningún partido, un cambio que dijo que hizo en parte debido a la naturaleza no partidista de su organización sin fines de lucro para los derechos de los discapacitados, la Sabrina Cohen Foundation. Los escaños de la Comisión de Miami Beach no son partidistas.

Pero las dos candidatas han caído en lados opuestos de algunas de las rivalidades políticas más acaloradas de Miami Beach. Mientras que Cohen cuenta con el respaldo de Gelber y los comisionados Ricky Arriola y David Richardson, Domínguez está respaldada por Rosen González —quien encabezó las campañas contra las propuestas sobre el terreno del Deauville y Lincoln Road— y el comisionado Alex Fernández.

Cohen, agente inmobiliaria, dirige una organización sin fines de lucro que se ha asociado con la ciudad y líderes locales para mejorar la accesibilidad en Miami Beach y pretende construir una instalación recreativa para personas con problemas de movilidad. Sufrió una grave lesión medular en un accidente de auto a los 14 años.

Domínguez, profesional de la mercadotecnia digital que fue directora de campaña y tesorera de Samuelian, ha planteado preguntas sobre si el papel de Cohen con la organización sin fines de lucro supone un conflicto de intereses, dado que ha recibido apoyo de urbanizadores locales. Cohen ha dicho que seguirá las indicaciones del abogado municipal si es elegida, “incluyendo la recusación sobre cualquier decisión oficial o la desvinculación de cualquier interés, si se justifica”.

“A la gente le gusta decir que los urbanizadores me han comprado. Eso es una tontería”, dijo Cohen en una entrevista. “Lo único que me guía es mi brújula moral, nada más”.

Se espera una baja participación en unas elecciones en las que no hay voto anticipado y en las que solo hay una contienda en la boleta. Los electores pueden enviar sus boletas por correo o votar en persona en sus recintos habituales el día de las elecciones.