Voluntarios limpian playas de Sinaloa

·2  min de lectura

CULIACÁN, Sin., septiembre 18 (EL UNIVERSAL).- Cuatro toneladas de basura, entre llantas viejas enterradas en la arena, plásticos, productos de unicel y restos de enramadas habilitadas por vecinos fueron recolectadas de las playas de Ponce, en la sindicatura de Eldorado, en Culiacán por voluntarios y funcionarios, en el Día Internacional de la Limpieza de los Mares.

Las autoridades de la Secretaría de Desarrollo Sustentable del estado dieron a conocer que acciones similares se activaron en las zonas de playa de los municipios de Angostura, Guasave, Elota, el Rosario y Mazatlán, como parte de una nueva cultura.

Isabel Mendoza Camacho, titular de la dependencia lamentó la irresponsabilidad de los visitantes a estas áreas naturales, como es el caso de Ponce, que forma parte del complejo denominado Ensenada de Pabellón, con humedal reconocido a nivel nacional e internacional como zona de Importancia para la Conservación de Aves.

Dio a conocer que en forma continua activistas, organismos de la sociedad civil y funcionarios estatales y municipales realizan limpieza de playas para visibilizar la problemática que atraviesan las zonas costeras, en donde los visitantes abandonan toda clase de desperdicios.

La funcionaria estatal convocó a los ayuntamientos a redoblar esfuerzos con los servicios de recolección de basura y la colocación de contenedores, a fin de que las personas que visiten las playas no tengan pretexto para dejar su basura y se hagan responsables de los derechos que generan durante su estancia.

Mendoza Camacho externó que en un lapso menor a dos horas, en estas playas, se logró recoger cuatro toneladas de basura, mucha de ella, generada por la edificación improvisada de enramadas y artículos de plásticos.

El pasado nueve de julio, en un tramo de quinientos metros de la playa de las Glorias, en Guasave, brigadistas de varias dependencias municipales y de la Secretaría de Desarrollo Sustentable del Estado, recolectaron una tonelada 200 kilos de basura.

La recolección de basura, botellas, colillas de cigarros y otros desperdicios que son abandonados en las playas por los visitantes, se llevó a cabo por brigadistas de varias dependencias del municipio de Guasave y del estado.

Un mes antes, en Mazatlán, en siete puntos distintos, desde la playa Gaviotas hasta la ubicación del hotel Pueblo Bonito, activistas ambientalistas, de clubes de servicios y empresa se sumaron a la recolección de una tonelada 400 kilos de basura orgánica, plásticos, metales, vidrios y colillas de cigarros abandonadas.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.