Con la vida en una carpeta, miles acuden a "feria de empleos" en Nicaragua

Managua, 11 feb (EFE).- Miles de trabajadores acudieron este martes, con la vida en una carpeta, a la primera "feria de empleos" del año en Nicaragua, país que atraviesa una recesión económica como producto de la crisis sociopolítica que se ha extendido por casi 22 meses.

Nervios, incertidumbre, optimismo, pero sobre todo ilusión, acompañaron a los aspirantes, que se acercaron con sus papeles dentro de una carpeta a la sede de la Cámara de Comercio Americana de Nicaragua (Amcham), desde antes de que saliera el sol en Managua, la capital nicaragüense.

"Tuvimos que madrugar para estar aquí, aunque (la cita) era a las ocho de la mañana, tuvimos que madrugar", dijo a Efe Luisa Rostrán, quien viajó desde fuera de la ciudad con la esperanza de encontrar un puesto después de tres años en el desempleo.

A Rostrán, madre de un estudiante de secundaria, de nada le ha valido tener estudios en contabilidad y ser bilingüe, en los últimos meses apenas ha recibido un pago por regar volantes en la calle, de forma temporal. "He metido papeles y nada, por eso ahora vine", afirmó.

La "feria de empleos", organizada por la transnacional de origen estadounidense Walmart, es una esperanza en un país donde cerca de medio millón de personas han sido echadas como consecuencia de la crisis económica.

"Es algo bueno que, comenzando el año, haya nuevas oportunidades de trabajo", comenta Joel Mondragón, quien por razones económicas no logró terminar sus estudios en ingeniería electrónica, y por no tener su título, tiene poca suerte en el mundo laboral.

"Está muy difícil, ya llevo año y medio sin trabajo, solo temporal he estado trabajando, por medio de amigos o conocidos", afirma Mondragón, quien espera que la tercera sea la vencida, tras haber participado sin premio de dos ferias anteriores.

En esta feria la empresa espera contratar a unas 800 personas en puestos operativos, como cajeros, atención al cliente, administrador de tiendas o coordinadores de bodegas, afirmó el coordinador de asuntos operativos de Walmart, Mario Moncada.

CRECIENTE DESEMPLEO

La necesidad de empleos en Nicaragua es tal, que antes de la primera media hora los aspirantes ya superaban el millar, continuaban llegando, y podrían ir sumando hasta alcanzar los 3.000 a 4.000 al final de la jornada, según el coordinador.

Algunos de los candidatos frenaban al ver la cantidad de personas que se les había adelantado, pero continuaban porque la otra opción era ir a casa, donde ya no quieren estar.

Según el Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), la cúpula empresarial más importante de Nicaragua, la Ley de Concertación Tributaria aprobada por el Legislativo hace un año, causó la pérdida de liquidez, productividad, pago de deudas, ofertas, utilidades e inversión, que se tradujo en 40.000 trabajadores despedidos y 7.800 nuevos pobres en Nicaragua.

Walmart no ha tenido que realizar despidos masivos de personal y, por el contrario, busca gente para sus 102 tiendas bajo diferentes marcas, confirmó Moncada.

Nicaragua ya era el segundo país más pobre de Latinoamérica en abril 2018, cuando se presentó el estallido social contra el presidente Daniel Ortega, que terminó en la muerte, desaparición o arresto de cientos de manifestantes, lo que derivó en la recesión económica actual.

Datos oficiales indican que, como producto de la crisis, la economía de Nicaragua pasó de crecer en más del 4 % anual, a tener una contracción de -3,8 % y una inflación del 3,89 % en 2018, así como un retroceso de -3,5 % con una inflación de 6,13 % en 2019.

Eso explica por qué la asistencia masiva a la "feria de empleos", la urgencia por clasificar al proceso de entrevistas, y las manos nerviosas de los aspirantes sobre las carpetas con su hoja de vida.

Wilder Pérez R.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.