Conspiranoico acosa a empleados de farmacias por vacunar contra el covid y les dice que "podrían ser ahorcados"

·4  min de lectura

El rechazo y, en algunos caos, el odio a las vacunas contra el covid-19 han tenido algunas expresiones ominosas en Estados Unidos, tanto por la grave ignorancia y distorsión de las que parten y los severos riesgos de contagio a los que se exponen quienes las profesan como porque en algunos casos las expresiones de repudio a la inmunización han cruzado la línea y suponen acciones que podrían ser tipificadas como acoso.

Es el caso de la actividad de un sujeto que se autodenomina "policía de la vacuna" y que, además de difundir desinformación sobre el covid-19, ha llegado a expresar amenazas contra personas que trabajan inmunizando a la población.

Christopher Key dentro de un Walmart en Springfield, Missouri, donde acosó a empleados de la farmacia y dijo que ellos
Christopher Key dentro de un Walmart en Springfield, Missouri, donde acosó a empleados de la farmacia y dijo que ellos "podrían ser ahorcados" por aplicar vacunas contra el covid-19. (Facebook/Christopher Key)

La vacuna contra el covid-19 es segura y protege de modo efectivo contra la enfermedad grave y la muerte, es la mejor arma para frenar la pandemia.

Pero algunos, como Christopher Key y sus seguidores, no están de acuerdo, ven el mal en la vacuna e incluso han acosado a personas dedicadas a la inmunización del público. Según relató el periódico The Washington Post, Key y media docena de sus seguidores llegaron en días recientes a la farmacia de un Walmart en Springfield, Missouri, y amenazaron al personal.

Key acusó a los farmacéuticos, que entre sus funciones realizan vacunación contra el covid-19, de que "están cometiendo crímenes contra la humanidad" y clamó que si ellos no desistían de inmediato de vacunar a los pacientes "podrían ser ejecutados… Ellos podrían ser ahorcados…". El mismo Key difundió su acoso contra los farmacéuticos en un Facebook Live.

De acuerdo al periódico Springfield News-Leader, Key les dijo a los farmacéuticos que "lo que ellos están haciendo aquí es violar el Código Nuremberg y si ustedes permiten que se aplique una inyección más en el cuerpo de una persona ustedes mismos pueden ser ejecutados".

El Código Nuremberg es una serie de reglas y principios éticos a seguir durante la experimentación médica en humanos que resultó del juicio de médicos nazis que realizaron prácticas consideradas inmorales y criminales durante la Segunda Guerra Mundial. Pero ese código, ciertamente pertinente y fundacional en el campo de la ética de la investigación clínica, no tiene por sí mismo carácter de ley y la noción de que alguien podría ser ejecutado por no cumplirlo es falaz.

Manifestantes antivacunas en Los Ángeles, California. (Getty Images)
Manifestantes antivacunas en Los Ángeles, California. (Getty Images)

La alusión a que los empleados de esa farmacia podrían ser ahorcados es perturbadora y hace ominosas alusiones al linchamiento.

Key ha difundido la falsa teoría conspirativa de que la vacuna contra el covid-19 ha producido decenas de miles de fallecimientos, lo que no tiene prueba ni fundamento, y de acuerdo con el Post se ha dedicado a recorrer ciudades de Estados Unidos propagando sus equívocos y acosando a personal de farmacias.

Por ejemplo, en Springfield, Key y sus seguidores acudieron no solo a la farmacia del citado Walmart sino también a una farmacia Walgreens y a otra CVS e incluso acosaron a un directivo de un sistema de hospitales de la localidad.

Key también postula falsedades como que las únicas personas que están enfermando de covid-19 son las que han sido vacunadas (en realidad son las no vacunadas las que, en la inmensa mayoría de los casos, están enfermado) y afirmó también falsamente que en los hospitales si alguien llega “con un resfriado común… ellos los ponen en coma y en ventiladores”.

En el caso de las amenazas contra los empleados de la farmacia del citado Walmart, policías se presentaron después de un tiempo en el lugar. Key entonces, señala el Ledger, cambió su versión y dijo que había acudido allí a ser vacunado pero que se le negó la vacuna.

"Parar la violación con aguja" en alusión a la vacunación es un eslogan de manifestantes antivacunas en una manifestación en Los Ángeles. (Getty Images)
"Parar la violación con aguja" en alusión a la vacunación es un eslogan de manifestantes antivacunas en una manifestación en Los Ángeles. (Getty Images)

Los policías le dijeron a Key y sus seguidores que tenían que irse del Walmart y ellos se fueron, no sin antes Key alegar que eran víctimas de discriminación y decir que demandaría tanto al supermercado como a los oficiales.

Al irse, con todo, les espetó a los farmacéuticos que él y sus seguidores “podrían regresar”.

Key posiblemente ve sus acciones como una suerte de cruzada en la que denuncia una maldad que se está imponiendo a la gente, pero en realidad se trataría de la mera difusión de teorías conspirativas, nociones anticientíficas y distorsiones a modo mezcladas con actitudes de acoso y retóricas agresivas que provocan crispación social.

Quienes como Key y sus seguidores se ostentan como vigilantes antivacuna y practican abiertamente la intimidación y la desinformación solo agudizan las tensiones y las confusiones ya existentes e incrementan los riesgos de contagio. Sus posiciones son una plaga paralela al covid-19.

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR

EN VIDEO: México vacuna a Pikachu, superhéroes y unicornios

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.