Anuncios

¿Por qué a la UE se le dificulta desbloquear ayuda económica a Ucrania?

Personas caminando en la calle Khreschatyk de Kiev, el 26 de enero de 2024. (Foto AP/Evgeniy Maloletka)

BRUSELAS (AP) — Casi dos años después de que Rusia invadiera Ucrania, la guerra prácticamente ha llegado a un punto muerto. Ucrania necesita apoyo desesperadamente para mantener a flote su economía, pero las luchas políticas internas en la Unión Europea y Estados Unidos la privan del salvavidas financiero que requiere.

Con el primer ministro húngaro, Viktor Orbán, manteniendo su oposición a un paquete de apoyo de 50.000 millones de euros (54.000 millones de dólares) para Ucrania, otros líderes de la UE pierden la paciencia.

Antes de una reunión crucial para el futuro del país devastado por la guerra a finales de esta semana en Bruselas, he aquí una mirada al estancamiento.

AUMENTA LA IRA HACIA ORBÁN

Preocupada por el retroceso democrático del gobierno de Orbán, la UE ha congelado el acceso de Hungría a decenas de miles de millones de euros en fondos conjuntos. La respuesta de Hungría, que tiene sus propias preocupaciones económicas, ha sido vetar las decisiones políticas de la UE, en particular las relativas a Ucrania, pero también a Oriente Medio. Hungría es uno de los principales receptores netos de fondos de la Unión Europea y recibe mucho más de lo que contribuye.

Luego de que Orbán bloqueara la ayuda en diciembre, los 27 jefes de Estado y de Gobierno de la UE se reunirán nuevamente el jueves.

Los otros 26 quieren desbloquear el dinero para Ucrania, pero el líder húngaro se ha mostrado intransigente y ha provocado una creciente ira entre sus homólogos.

“La diferencia con diciembre es que muchos, muchos líderes se sienten irritados y quieren jugar de manera agresiva”, dijo un alto funcionario de la UE antes de la cumbre. “La negociación se está volviendo un poco más complicada porque la posición de Hungría no ha sido realmente flexible”. El funcionario pidió no ser identificado de acuerdo con las prácticas de la UE.

Orbán ha enojado repetidamente a la UE desde que Rusia comenzó su guerra en Ucrania. Calificó las sanciones de la UE a Rusia como en gran medida ineficaces y contraproducentes. Abogó por poner fin de inmediato a los enfrentamientos y promovió conversaciones de paz entre Moscú y Kiev, aunque no ha detallado qué implicaría esa medida para la integridad territorial de Ucrania.

Hungría también acusó a Kiev de maltratar a una minoría étnica húngara en el oeste de Ucrania para justificar su tibio apoyo a su vecino.

En su reunión anterior, a finales del año pasado, Orbán no impidió que la UE iniciara negociaciones de adhesión con Ucrania, pero su decisión de vetar la ayuda ha exasperado a muchos.

“Para muchos de los Estados miembros, es una cuestión de supervivencia, de interés estratégico que Ucrania sea apoyada. Porque significa guerra en Ucrania, no en Europa”, dijo el funcionario.

¿CÓMO FUNCIONA EL APOYO A UCRANIA?

El nuevo paquete de ayuda financiera, compuesto de subvenciones y préstamos, forma parte de los planes presupuestarios de la UE hasta 2027. Está previsto que reemplace el apoyo existente proporcionado a Ucrania a través de otro programa. Para 2023, la UE concedió a Ucrania 18.000 millones de euros (19.500 millones de dólares) en asistencia macrofinanciera.

Los legisladores estadounidenses, hasta ahora, no han logrado aprobar un paquete adicional de miles de millones de dólares diseñado para ayudar a Ucrania a comprar armas, lo que hace que la reunión de la UE de esta semana esté bajo un escrutinio todavía mayor.

En total, el apoyo de la UE a Ucrania desde el comienzo de la guerra de Rusia asciende a unos 85.000 millones de euros (92.000 millones de dólares), según cifras de la UE. Eso incluye más de 40.000 millones de euros (43.000 millones de dólares) para apoyar a la economía de Ucrania, alrededor de 27.000 millones de euros (29.200 millones de dólares) en medidas de asistencia militar, y más de 17.000 millones de euros (18.400 millones de dólares) para ayudar a los Estados miembros de la UE a apoyar a los ucranianos que huyen de la guerra.

¿POR QUÉ ESTÁ BLOQUEADO EL DINERO?

Las decisiones sobre una revisión del presupuesto a largo plazo de la UE, que contiene 50.000 millones de euros (54.100 millones de dólares) en ayuda para el gobierno de Kiev, deben ser unánimes entre los 27 países miembros.

Los funcionarios húngaros han propuesto que, en lugar de aprobar el paquete de ayuda en su totalidad, los líderes deberían acordar dividirlo en tramos anuales e introducir un mecanismo de revisión. Pero esa idea no ha sido bien recibida porque permitiría que Orbán bloqueara el dinero en una etapa posterior.

El lunes, el director político de Orbán dijo que Hungría está abierta a utilizar el presupuesto de la UE para el paquete de ayuda propuesto, pero bajo ciertas condiciones.

“Budapest envió una nueva propuesta a Bruselas el sábado, especificando que ahora estaba abierta a utilizar el presupuesto de la UE para el paquete para Ucrania e incluso a emitir deuda común para financiarlo, si se añadían otras salvedades que dieran a Budapest la oportunidad de cambiar de opinión en un momento posterior”, dijo Balazs Orbán en X, antes Twitter.

¿HAY OTRAS OPCIONES?

Como se espera que el estancamiento dure, los funcionarios de la UE han trabajado en alternativas posibles, incluido el comprometerse a entregar ayuda solo de 26 países, de manera voluntaria, desvinculándola del presupuesto de la UE.

“Por supuesto: necesitamos liberar los 50 mil millones. Si esto no es posible con los 27, intentaremos encontrar una solución con 26 con la misma cantidad”, explicó otro alto funcionario de la UE.

Pero esa opción requeriría la aprobación de los parlamentos nacionales, lo que crearía una mayor incertidumbre.

Si no se puede alcanzar un acuerdo, los líderes de la UE aún tendrán la posibilidad de extender por un año los 18 mil millones de ayuda otorgados en 2023 a Ucrania.

¿SANCIONAR A ORBÁN?

Orbán es un maestro de la política de riesgo calculado que siempre ha sabido cuándo dar marcha atrás, pero para muchos de sus socios sus intenciones ahora no son claras.

En los últimos meses, los diplomáticos de la UE han insinuado la posibilidad de activar un mecanismo que en última instancia podría conducir a la suspensión de Hungría del derecho de voto en la UE. Según el artículo 7.2 del Tratado de la Unión Europea, en caso de una “violación grave y persistente” de los valores del bloque, se puede iniciar un procedimiento ya sea por un tercio de los Estados miembros o por la Comisión Europea, el brazo ejecutivo del bloque.

Mientras tanto, la Comisión también puede seguir reteniendo unos 20.000 millones de euros (21.700 millones de dólares) destinados a Hungría de los fondos de cohesión y la ayuda pospandemia en un intento por lograr que Budapest coopere.