Anuncios

Supermercado en Australia pone GPS a la carne por constantes robos

CIUDAD DE MÉXICO, abril 3 (EL UNIVERSAL).- El robo de artículos es un problema constante en tiendas y supermercados, que han optado por ponerles seguros electrónicos para impedir que los ladrones se salgan con la suya. Pero tratándose de artículos perecederos, como carne, o pollo, la situación se complica... Hasta ahora. Un supermercado, en Australia, se ha convertido en el centro de atención por la drástica medida que anunció para impedir que los amantes de lo ajeno se lleven la carne.

Drakes, un supermercado con 67 establecimientos en Australia Meridional y Queensland, está colocando en los paquetes de carne un localizador GPS.

No lo hace con todos los productos, por ahora, sino con las carnes caras, como la Wagyü, un producto japonés muy apreciado por su suavidad, pero que es muy costoso y que frecuentemente se roban de las tiendas.

En cada caja se coloca un localizador GPS. Si no pasa por el cajero, para que quite el dispositivo, la tecnología permitirá rastrear el producto... y al ladrón.

"La carne es lo primero que nos roban en los supermercados", dijo a 7 News el propietario del supermercado, JP Drake. "Si alguien sale de la tienda sin desprender la caja, eso activará el GPS".

Aunque usar esta tecnología implica para la tienda un costo elevado -según 7 News, 30 dólares, o casi 500 pesos mexicanos por artículo-, el dueño de los supermercados cree que vale la pena, dado lo que les cuestan los constante robos del producto.

Por lo pronto, la medida se ha puesto a prueba en dos tiendas, para evaluar cómo funciona y si se puede extender a las demás sucursales.

"Si alguien quiere robarse algo, tenemos que asegurarnos de que le cueste el mayor trabajo posible", indicó JP Drake.

Otras tiendas están probando estrategias similares con sus comestibles, colocándoles dispositivos electrónicos, en vez de GPS, como los que se colocan a la ropa, para que suenen si alguien intenta llevárselos sin pagar.