Anuncios

"He sufrido y he tocado puertas. Voy a honrar esta oportunidad", Lavinia Valbonesi, primera dama de Ecuador en entrevista con CNN

(CNN Español) -- En el Palacio de Carondelet, sede del Gobierno y residencia oficial del presidente de Ecuador, Lavinia Valbonesi, esposa del presidente Daniel Noboa, recibió a Ana María Cañizares, corresponsal de CNN en Ecuador, a pocos días de haber iniciado el mandato de Noboa para un corto periodo de año y medio.

Aunque la figura legal de primera dama no existe desde el 2007 en Ecuador, Valbonesi es llamada como primera dama por los ciudadanos y el círculo presidencial más por una tradición que por una función oficial. Tal como ha ocurrido con las esposas de los más recientes presidentes.

Valbonesi está embarazada de su segundo hijo y espera dar a luz en febrero. Cuenta que su embarazo no ha sido fácil y que ha tenido varios sustos que le han generado preocupación. "Mi médico me pide reposo, pero no está siendo fácil con todo el corre, corre y todo lo que ha pasado", dice entre risas la primera dama antes de iniciar la entrevista.

Primera dama de Ecuador confía que en que la seguridad regresará a su país 2:39

Lavinia Valbonesi Acosta tiene 25 años, nació en Chone, una pequeña ciudad de la provincia costera de Manabí. Es hija de madre ecuatoriana y padre italiano. Es experta en nutrición, modelo, deportista, empresaria, influencer y ha trabajado desde sus redes sociales en difundir hábitos para una vida saludable. En Instagram cuenta con más de medio millón de seguidores.

La esposa del mandatario más joven en llegar al poder en la historia de Ecuador es también la esposa más joven en acompañarlo en esta misión. Habló con CNN sobre sus proyectos en el área social, su nueva vida en la sede del Gobierno, cómo vivió la campaña en medio de la ola de violencia y el cambio generacional ofrecido por Daniel Noboa para un mandato corto.

"Sé que llegó de una manera muy prematura, pero somos una generación de jóvenes. Los ecuatorianos le dieron la oportunidad a esta nueva generación y me enorgullece decir que no solo somos una generación que pide cambios, sino que somos capaces de hacerlos", precisa.

Cambio generacional

La nueva inquilina del Palacio de Carondelet asegura que es evidente el cambio generacional que está promoviendo su esposo al incorporar profesionales millennials, generaciones X y Z y varios experimentados en el gabinete presidencial.

"Es un cambio generacional que el país lo ha pedido, por eso le dieron la oportunidad a esta nueva generación, por eso mi esposo ha sido electo el presidente y es el presidente más joven de la historia del Ecuador. Es momento de nuevas ideas, de cambios, sin dejar atrás toda la experiencia que nos aporta", señala.

Asegura que la diversidad de generaciones que forman parte del nuevo Gobierno ayudará a promover políticas adaptadas a las necesidades del país y considera que es una buena forma de abordarlos.

CNN

¿Primera dama o primera servidora?

Valbonesi está consciente de que no existe la figura oficial de primera dama en Ecuador, pero está presta para asumir un rol de apoyo y asistencia en el ámbito social en lo que sea posible contribuir. Durante la campaña, Valbonesi señaló que prefiere que los ciudadanos la llamen primera servidora más que primera dama. ¿Por qué?

"Si me gustaría que me llamen la primera servidora porque creo que la primera dama son todas las ecuatorianas, son las que se encargan de su hogar, que salen a trabajar, que cuidan de sus familias, creo que ellas ya nos representan como primeras damas. Lo que estoy teniendo es un honor de servir a mi país y por eso me quiero considerar la primera servidora", puntualiza.

Valbonesi dice que desea enfocarse en proyectos para mejorar la vida de niños, mujeres, adolescentes y adultos mayores que tienen todo tipo de necesidades. "Seré un apoyo para ellos y este rol es muy importante", agrega.

La anécdota viral del zapato y la dirección de orquesta de Alvarito

El 23 de noviembre, día de la posesión presidencial, Alvarito de dos años, hijo de Daniel Noboa y Lavinia Valbonesi, fue el centro de atención de las cámaras. El pequeño ingresó tanto a la Asamblea como al Palacio de Carondelet primero con un zapato y luego sin los dos zapatos, y permaneció en medias mientras tomaba de la mano a sus padres. Posteriormente, en la puerta principal del Palacio, emocionó a los asistentes mientras con sus manos simulaba dirigir a la banda militar que tocaba el himno nacional para recibir al nuevo presidente. Imágenes que se hicieron virales y anecdóticas durante el cambio de mando y que generaron decenas de comentarios en las redes.

"Fue super chistoso porque los zapatitos se los mandé a hacer a propósito para el evento, le quedaron un poquito grandes, le puse doble media para estar segura, entonces caminó, se le salió y en ese momento ya no pude ponerle. Se le salió otro zapato y caminó a medias", relata Valbonesi.

Sobre los ademanes que hizo mientras la banda militar tocaba el himno nacional, la madre de "Alvarito" dice que está sorprendida de su carácter y su personalidad.

"Le encanta la música, era un momento en que teníamos que ser serios, pero lo veíamos a Alvarito y era inevitable reírnos y disfrutar. Creo que todo el mundo lo disfrutó. Nos hemos reído un montón", señala.

¿Y de quién es esa personalidad?

La experta en nutrición cree que su hijo tiene el carácter de su abuelo, el empresario Álvaro Noboa, dueño del imperio bananero más grande del país.

"Yo al principio le decía a mi suegra que no entiendo de quién es esta personalidad porque yo no era inquieta y mi suegra me dice que Daniel era como un adulto cuando era niño. Luego viendo los videos de él bailando, aplaudiendo, lo veo como mi suegro y digo que ahí está y Alvarito le hace justicia a su nombre. Estoy segura de que uno de mis hijos va a terminar en la política porque esto es de generaciones", comenta entre risas.

El camino a Carondelet

El paso de Daniel Noboa al balotaje fue sorpresivo y desconcertó al país. Días antes de la primera vuelta, el candidato Fernando Villavicencio, que encabezaba los primeros lugares en algunas encuestas, fue asesinado y ni siquiera pudo debatir antes de la primera vuelta. Noboa que no tenía mayores opciones de acuerdo con las encuestas, comenzó una escalada de última hora y en medio de un momento inédito en el Ecuador.

Lavinia Valbonesi dice que pese a todo siempre creyó en su esposo, aunque le digan que solo lo hacía "por estar enamorada de él".

"Yo siempre estaba segura de él y no lo digo porque soy su esposa y estoy enamorada de él. Lo digo porque lo conozco y conozco su capacidad. Lo escucho, lo veo investigando, lo veo trabajando, lo he visto en todo y soy consciente de su capacidad", relató a CNN.

CNN

El impacto de la violencia en la campaña

"Recibimos amenazas antes de que asesinaran al candidato Fernando Villavicencio. Yo pasaba con el corazón, se me salía, le decía a Daniel que se cuide, que no se exponga y después de lo de Villavicencio fue una locura la seguridad, pero nunca se me ocurrió decirle que no salga, pero se me salía el corazón en cada salida de él", cuenta Valbonesi sobre los días de campaña.

Los chalecos antibalas se volvieron una tendencia entre los candidatos que se disputaron el balotaje y su entorno. Valbonesi dice que al inicio no usaba chaleco antibalas pero que tras el asesinato de Villavicencio había que tomarse mucho más en serio la seguridad, aunque confiesa que tuvo miedo, ansiedad y preocupación.

¿Qué les dice a otros ecuatorianos que tienen temor de salir a la calle?

"Los ecuatorianos que al igual que yo hemos tenido miedo estamos seguros de que se viene un cambio, yo estoy segura de que las cosas van a cambiar, que la seguridad va a cambiar y que van a tener esa estabilidad y vamos a volver a ser ese Ecuador seguro, con tranquilidad de poder salir, de poder ir a trabajar, de poder mandar a nuestros niños a la escuela", sostiene.

"Soy una ecuatoriana más. Voy a honrar esta oportunidad"

Lavinia Valbonesi hace hincapié en su origen del que dice sentirse orgullosa. A sus 25 años confiesa que vivir en el Palacio Presidencial no la aleja de una vida esforzada en la que ha tenido que tocar puertas, conocer necesidades y vivir algunas carencias.

"Quiero que conozcan mi historia, que sepan que soy una ecuatoriana más, soy hija de una ecuatoriana más, soy hija de una madre soltera, soy una mujer, una joven, una niña, (porque también lo fui) que luchó por llegar a donde ha llegado. Esta es una oportunidad única, la voy a aprovechar, la voy a honrar (...) Sientan que no porque eres hija de una madre soltera, no porque no tuviste todos los recursos para ir a estudiar a las mejores universidades desde un inicio, significa que vas a llegar hasta ahí. Todo se puede si eres persistente, si eres perseverante, si haces las cosas bien y con buenas intenciones", confiesa Valbonesi.

Sostiene que las mujeres ecuatorianas "pueden ser todo". "Podemos ser el pilar del hogar, podemos ser madres, podemos trabajar, podemos estudiar, lograr todo lo que nos propongamos. Lo vi con mi mamá cómo me cuidaba a mí, estudiaba en la noche, trabajaba en lo que podía y la historia de mi mamá es la historia de miles de ecuatorianas", afirma.

"He tocado puertas y he sufrido"

"Ahora ven esta parte de Lavinia, esta familia bonita, pero es una familia que no siempre estuvo así. Vengo de padres separados que nunca se casaron, ni se comprometieron. Fue difícil porque me tocó salir adelante sola, pasé lo que es no tener dinero para pagar la luz porque tuve que vivir sola para independizarme, para hacer la carrera de mis sueños que era nutrición, entonces no tenía para pagar la luz, tenía que ver cómo hacer. Fue un momento de mi vida en el que decía ¿cómo hago, cómo estudio nutrición si mis papás no me quieren apoyar con la carrera, cómo saco dinero? Fui tocando puertas y es algo que me enorgullece mucho (...) Cuando empecé en redes la gente se me burlaba", confiesa a CNN.

Valbonesi afirma que comprende cuando un pasaje de transporte público sube y cuánto impacta en la vida de un joven que se forja solo. "Cinco centavos de un bus de ida y vuelta en una semana te hacen la diferencia. Me siento representada", expresa.

"Esta es la Lavinia que también quiero que vean que es la que ha sufrido, la que ha vivido, la que ha tenido que también buscar, perseverar, lograr, tocar puertas para llegar a donde está el día de hoy. No ha sido simplemente una cara bonita, ha sido una persona que ha vivido muchas necesidades de la misma manera que muchos ecuatorianos y quiero recalcar que muchas mujeres pueden mentalizarse para lograr lo que se imaginan", enfatiza.

¿Se convirtió la vicepresidenta Abad en opositora a Noboa? 1:08 La moda, su estilo y el apoyo a los emprendedores

Cientos de ecuatorianos, y sobre todo las mujeres, comentan sobre el estilo de Lavinia Valbonesi al momento de vestir. Es ahora una de las mujeres más fotografiadas y que concentra el foco de atención de las cámaras no solo por ser la esposa del presidente Noboa, sino por su manera de lucir sus prendas y accesorios donde promueve el diseño local y el talento de los artesanos de Ecuador.

"Esta exposición mediática que tengo por los años que me he movido en las redes sociales, en revistas y en publicidad, es una ventana también para apoyar el consumo de lo nuestro, y no creo que debería ser desaprovechada”, asegura.

Durante la entrevista con CNN, Valbonesi lució un saco amarillo con una rosa roja en el pecho confeccionada por artesanas de Santa Elena, una provincia costera de Ecuador. "Cosas así resaltan nuestra cultura, el esfuerzo de las manos que hay en Ecuador y que sí se puede llegar a otros países o sí se puede crear mayor consumo dentro del país con productos ecuatorianos, feliz de hacerlo", precisó la esposa del presidente.

Nueva vida en Quito

Valbonesi cuenta que los nuevos inquilinos del Palacio de Carondelet vivirán en Quito, en la residencia presidencial que funciona en la misma sede del Gobierno. Está consciente que es lo más práctico porque será un año y medio cargado de muchas actividades para el Gobierno.

"Vivir todo esto en una ciudad llena de cultura me emociona y también por mi hijo, porque también va a ir aprendiendo y le podré ir enseñando (...) Quiero que mi hijo conozca todas las culturas de nuestro país para que las entienda de la misma manera", precisa.

Valbonesi atendió a CNN en una pequeña oficina rodeada de muebles clásicos y de cuadros estilo colonial. Dice que no hará cambios en ese espacio al que lo considera solemne y bien cuidado.

Daniel Noboa jura como presidente de Ecuador 2:48

"No quisiera cambiar nada en específico, esta es la esencia de Carondelet, aquí hay mucha cultura, aquí hay mucha historia, cada cuadro, todas estas piezas tienen años. Los toques más especiales que le daré serán las flores que me gusten para iluminar un poco y las fotos de mi familia. Esta es su esencia, esto es lo que representa a este Palacio y esto es lo que representa al Ecuador. Estoy aprendiendo de este mundo, de esta nueva vida", puntualiza.

Insiste en que ella no aconsejará a su esposo en sus decisiones, pues ni ella ni él mezclan la vida del trabajo con la vida personal y que sus momentos de privacidad serán para hablar de sus hijos, la familia, el perro y ser un "cable a tierra" en las cosas más simples y cotidianas.

Continuidad a proyectos sociales

Valbonesi asegura que dará continuidad a los proyectos sociales de la anterior primera dama María de Lourdes Alcívar y que seguirá apoyando el trabajo de los ministerios para la erradicación de la desnutrición crónica infantil. "Eso es el inicio de muchas cosas, de enfermedades, de déficit y carencias en los niños, en los adultos, en todo, y es uno de los problemas principales que sufren nuestros niños. Es algo en lo que me voy a enfocar mucho y voy a aportar a mi esposo en este proyecto social", precisa.

Sobre la posibilidad advertida por las autoridades de que el fenómeno de El Niño golpee varios puntos de la Costa ecuatoriana, Valbonesi dice que no es ajena al impacto que puede tener este fenómeno meteorológico.

"Yo nací en un fenómeno de El Niño en 1998 porque tengo 25 años, en una canoa y en medio del fenómeno de El Niño mi mamá tenía que irse de un lugar a otro en canoa. No lo recuerdo, pero lo viví por medio de mi nacimiento y sé las necesidades porque escuché a mis abuelos, a mis tíos, a mi familia, y mi esposo afortunadamente ha tomado previsiones y voy a estar ahí para apoyarlo", insiste.

¿Qué le motiva la Plaza de la Independencia? Usted la mira todos los días.

"Me inspira paz, tranquilidad y un nuevo comienzo, una nueva etapa. Siento que va a haber muchos cambios, es un Gobierno muy difícil el que le ha tocado a mi esposo. Se vienen muchas cosas para él, va a tener que hacer muchos cambios, va a crear mucha controversia como ya lo ha hecho, pero estoy segura de que al final valdrá la pena. Este es el inicio de un nuevo Ecuador y eso me da paz", sostiene Valbonesi.