Siguen llegando migrantes a los Cayos. El aumento más reciente no muestra señales de ceder

David Goodhue/dgoodhue@miamiherald.com

La afluencia constante de inmigrantes, principalmente procedentes de Cuba, pero con un gran grupo de Haití, no mostró signos de disminuir el miércoles, con múltiples desembarcos reportados a lo largo de los Cayos de la Florida por la mañana.

Los Cayos y el sur de la Florida ya han experimentado un aumento significativo de la migración marítima en los últimos dos años, pero se intensificó notablemente desde Navidad, con más de 500 personas procedentes de Cuba que llegaron a la costa desde el viernes y unas 200 personas procedentes de Haití que llegaron en un velero repleto frente a Cayo Largo el martes.

El miércoles, la tendencia continuó, y el registro de llamadas de servicio en línea de la Policía del Condado Monroe mostraba al menos cuatro desembarcos desde la medianoche. Entre los lugares de llegada estaban Lower Matecumbe Key y la ciudad de Marathon.

La situación ha llegado a ser tan grave que el gobierno federal cerró el domingo el Parque Nacional Dry Tortuga —situado unas 70 millas al oeste de Cayo Hueso— porque cientos de migrantes cubanos llegaron allí desde la semana pasada, desbordando al escaso personal de guardaparques.

También están abrumados los agentes de la Patrulla Fronteriza asignados a los Cayos. Normalmente llegan en menos de una hora para responder al desembarco de migrantes. Desde la semana pasada, el tiempo de respuesta se ha disparado de horas a un día entero, según el jefe de la Policía del Condado Monroe, Rick Ramsay, quien se ha frustrado con la situación porque está manteniendo ocupados a sus agentes.

Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) no tenía el número exacto de inmigrantes que ha encontrado desde el 1 de octubre, el comienzo del año fiscal. Sin embargo, la dependencia declaró el martes que el número de “encuentros” había aumentado en 400 en comparación con el mismo periodo del año fiscal anterior.

La Guardia Costera también está deteniendo a muchas más personas que para estas fechas el año pasado, que ya fue el más ajetreado en el que el servicio patrulló el estrecho de la Florida en busca de inmigrantes en casi una década. Desde octubre, las tripulaciones de la Guardia Costera han interceptado a más de 4,150 cubanos en el mar, según las cifras más recientes. Esta cifra está en camino de superar con creces los 6,182 interceptados en todo el año fiscal 2022.

Desde el 1 de octubre, la Guardia Costera dice que ha repatriado a 1,036 migrantes haitianos, pero se espera que esa cifra aumente tras el desembarco del martes en Cayo Largo. El año pasado, 7,175 haitianos fueron repatriados entre el 1 de octubre de 2021 y el 30 de septiembre de 2022.