Rusia lanza nueva ofensiva; 80% de Kiev se queda sin agua

Personas llenan contenedores con agua de las bombas de agua públicas, el lunes 31 de octubre de 2022, en Kiev. (AP Foto/Sam Mednick) (ASSOCIATED PRESS)

KIEV, Ucrania (AP) — Una andana de misiles crucero y drones rusos impactaron el lunes infraestructura vital en Kiev, Járkiv y otras ciudades ucranianas, afectando el suministro de luz y agua en represalia por lo que Moscú señaló que fue un ataque de Ucrania contra su flota en el mar Negro.

Rusia ha intensificado sus ataques contra las plantas de generación eléctrica y demás infraestructura, obligando a Ucrania a realizar cortes programados al servicio eléctrico mientras la guerra se adentra a su noveno mes.

“El Kremlin se está vengando por sus fracasos militares con personas pacíficas que se quedan sin electricidad ni calefacción antes de la llegada del invierno”, dijo el gobernador de la región de Kiev, Oleksii Kuleba.

El presidente ruso, Vladimir Putin, confirmó que el bombardeo del lunes tenía como objetivo tomar represalias por lo que, según él, fue el infructuoso ataque ucraniano con drones aéreos y submarinos contra la Flota del Mar Negro, con sede en Sebastópol, en la península de Crimea.

“En parte, sí. Pero no es todo lo que podríamos haber hecho”, dijo Putin, en relación con las represalias, en una conferencia de prensa en la ciudad de Sochi.

Afirmó que los drones ucranianos habían viajado hacia sus objetivos a través de una zona creada con aval internacional para garantizar la seguridad de los barcos que exportan cereales desde los puertos ucranianos. La amenaza por esa trayectoria ponía en peligro a los barcos rusos que patrullaban la zona, así como a los propios buques de carga, dijo Putin, justificando la suspensión de la participación de su país en el acuerdo que permitía las exportaciones.

El Ministerio de Defensa de Rusia señaló que sus fuerzas llevaron a cabo “ataques con misiles de largo alcance de alta precisión desde aire y mar en contra del comando militar y los sistemas de energía de Ucrania”.

“Se alcanzaron los objetivos de estos ataques. Todos los blancos designados fueron impactados", declaró el ministerio.

En tanto, 12 buques con granos salieron el lunes de los puertos ucranianos a pesar de la amenaza de Rusia de imponer nuevamente un bloqueo, indicó el Ministerio de Infraestructura de Ucrania. Una de las embarcaciones llevaba trigo ucraniano hacia Etiopía, donde una sequía intensa está afectando a millones de personas.

Pero el volumen del transporte de cereales quedó en duda después de que el Ministerio de Defensa de Rusia comentó en un comunicado emitido la tarde del lunes que “el tráfico a lo largo del corredor de seguridad definido en la Iniciativa del Mar Negro ha quedado suspendido” debido a las acusaciones de que Ucrania ha estado utilizando la zona para lanzar ataques contra fuerzas rusas.

En los ataques del lunes, la fuerza aérea ucraniana informó que derribó 44 de los más de 50 misiles crucero que lanzó Rusia.

El primer ministro ucraniano Denys Shmyhal dijo que hubo ataques con misiles y drones rusos en contra de 10 regiones ucranianas y que éstos causaron daños en 18 lugares, en la mayoría instalaciones de generación de energía. Cientos de localidades en siete regiones de Ucrania quedaron sin luz, informó vía Facebook, añadiendo que “las consecuencias pudieron ser mucho peores” si las fuerzas ucranianas no hubieran derribado la mayoría de los misiles rusos.

Trece personas resultaron heridas como resultado de los ataques del lunes, dijo el director de la Policía Nacional, Ihor Klymenko, en declaraciones a la televisión nacional.

En la capital ucraniana se escucharon fuertes explosiones mientras sus residentes se preparaban para ir a trabajar. Los servicios de emergencia enviaron mensajes de texto en los que advertían sobre el riesgo de un ataque con misiles, y las sirenas antiaéreas sonaron durante tres horas.

El alcalde de Kiev, Vitali Klitschko, dijo que el 80% de los 3 millones de habitantes de la ciudad se quedaron sin agua debido a los daños en una instalación. Para la noche del lunes, los trabajadores habían reducido el porcentaje a 40%, así como el número de apartamentos sin luz de 350.000 a 270.000. Para reducir el consumo de electricidad, las autoridades de Kiev extendieron los intervalos en el paso de los trenes del metro, y reemplazaron los trolebuses y tranvías eléctricos con autobuses, dijo Klitschko. El servicio del metro se reanudó la noche del lunes.

En distintos puntos de Kiev, cientos de personas hicieron filas, a menudo por más de una hora, para bombear agua manualmente de los pozos y llenar contenedores.

“Está influyendo en nuestras vidas, en verdad es un inconveniente”, dijo un residente de 34 años que se identificó únicamente como Denis. “Pero la verdad es que no es un problema. El problema es que tenemos una guerra”.

Shmyhal señaló que estaban en marcha cortes al servicio eléctrico en las regiones de Kiev, Zaporiyia, Dnipropetrovsk y Járkiv

___

Suzan Fraser en Ankara, Turquía; Karel Janicek en Praga; y Sabina Niksic en Sarajevo, Bosnia, contribuyeron a este despacho.