Quién es Rishi Sunak, el “gran enemigo” de Boris Johnson que puede convertirse en primer ministro de Gran Bretaña

·5  min de lectura
El canciller de Hacienda de Gran Bretaña, Rishi Sunak, asiste a una reunión de gabinete en 10 Downing Street, Londres, el 24 de mayo de 2022
El canciller de Hacienda de Gran Bretaña, Rishi Sunak, asiste a una reunión de gabinete en 10 Downing Street, Londres, el 24 de mayo de 2022 - Créditos: @Daniel Leal

PARÍS.- Para ciertos círculos conservadores, y en particular para Boris Johnson, es literalmente “el gran enemigo”. El exministro de Finanzas británico, Rishi Sunak, cuya espectacular dimisión marcó el comienzo del fin para el primer ministro saliente es, sin embargo, uno de los grandes favoritos para sucederlo, a pesar de los nutridos disparos desde el ala derecha de su partido.

Un “memo” sobre Sunak, redactado con generosidad por sus detractores, circuló con insistencia entre los diputados conservadores en vísperas de las rondas de votación que terminaron escogiendo a los dos finalistas que se disputarán la jefatura del partido en septiembre, y por ende el cargo de jefe o jefa de Gobierno. En esa misiva irónicamente titulada “Prepárense para Rishi”, el exresponsable de la cartera de Finanzas británico es tratado de “mentiroso”, de alguien en quien no se puede confiar en materia de impuestos. Desde el día que renunció a su cargo, el 5 de julio, los aliados de Johnson denunciaron su “traición”, mientras que el premier saliente lanzó la consigna “cualquiera menos Rishi”.

Sunak junto a Johnson, cuando era su ministro de Finanzas
Sunak junto a Johnson, cuando era su ministro de Finanzas - Créditos: @DAN KITWOOD

Sin embargo, nada parece haber funcionado hasta el momento. Si bien serán los adherentes del partido quienes decidirán mediante una votación nacional quién sucederá a “BoJo” -como se apoda a Johnson- es claro que la seriedad y la experiencia de ese outsider de la política británica, le han valido la simpatía de millones de sus conciudadanos. Hoy se supo que, tras varias elecciones de los diputados conservadores, Sunak y la canciller Liz Truss se disputarán el liderazgo del partido.

Según afirmó durante estos escasos días de campaña, el exministro se propone “restablecer la confianza, reconstruir la economía y volver a unir al país”. Pretende atacar “con honestidad, seriedad y determinación” la crisis económica, en vez de dejar esa carga a las futuras generaciones.

“Los británicos esperan legítimamente que el gobierno sea dirigido en forma correcta, con competencia y seriedad”, escribió en su carta de renuncia.

Y mientras la reducción de los impuestos quedó como argumento preferido para los otros siete adversarios que se lanzaron a la carrera por el primer puesto del ejecutivo, Sunak -cuyo último presupuesto podría concluir registrando el déficit fiscal más importante de Gran Bretaña desde la década de 1950- ha propuesto exactamente lo contrario.

Su historia

A los 42 años, con su aspecto de primero de la clase, siempre impecablemente vestido y sonriente, ese “British indian” puede vanagloriarse de una trayectoria tan brillante como vertiginosa. De origen indio, las raíces de su familia nacen en el Punyab, pero sus padres llegaron al Reino Unido desde África del este. Sunak nació en Southampton, en el Hampshire (sudoeste de Inglaterra), en una familia de clase media, con un padre médico clínico y una madre farmacéutica. Después de una escolaridad en el exclusivo Winchester College, estudió filosofía, ciencias políticas y economía en Oxford, antes de atravesar el Atlántico para hacer un MBA en Stanford… El itinerario perfecto.

Rishi conoció a su mujer, Akshata Murthy, cuando estudiaban en Estados Unidos. Se casaron en 2009 en la ciudad natal de su esposa, Bangalore, y tuvieron dos hijos. Ella es hija de uno de los hombres más ricos de India, Narayana Murthy. Cofundador de Infosys, gigante de servicios informáticos, su fortuna se elevaría a más de 3500 millones de dólares, según la revista Forbes. Y aun cuando Sunak evita con ahínco las manifestaciones ostentosas, el joven político vive con su familia en un maravilloso palacete georgiano en Kirby Sigston.

Apodado por la prensa el “maharajá de Dales”, en referencia a su feudo parlamentario, Sunak siempre explicó la importancia que su identidad asiática tiene para él: “Soy británico, esta es mi casa y mi país. Pero mi herencia cultural es india. Mi mujer es india y yo soy hindú”, explica.

Aunque no todo es rosa en el país de los hipermillonarios. En abril, la popularidad de Sunak se desplomó tras las revelaciones del diario The Independent sobre la situación fiscal de su mujer, que gozaría de un status de “no domiciliada” (“non dom”, en inglés) y que le habría permitido ser exonerada de impuestos a las ganancias extranjeras, sustrayéndose así al pago de varios millones de libras esterlinas. En un contexto de inflación galopante, la noticia indignó a los británicos.

Johnson junto a Sunak en una reunión de gabinete
Johnson junto a Sunak en una reunión de gabinete

Pero Sunak no esperó a su suegro para ganar millones pues, según el diario Sunday Times, la fortuna personal del exministro de Finanzas se elevaría a unos 870 millones de dólares. Su vida profesional no comenzó, en efecto, con la política, sino con una primera experiencia exitosa en el mundo de las finanzas. Más precisamente en el banco estadounidense Goldman Sachs a comienzos de los años 2000. Llegó a esa institución de inversiones como pasante y poco después obtuvo un puesto como analista junior. De allí pasó a The Children’s Investment Fund (TCI), uno de los fondos especulativos más conocidos de la City de Londres, antes de crear el suyo propio, Theleme Fund, con exasociados de TCI, en 2010.

Después llegó la política y en 2015, su elección como diputado de Richmond, en el Yorkshire. Al año siguiente hizo campaña en favor del “leave” (dejar la Unión Europea) durante el referéndum, llamando la atención del padre del Brexit, un tal Boris Johnson. Aun cuando votó tres veces seguidas por el acuerdo obtenido por la entonces primera ministra Theresa May con Bruselas, Sunak se acercó cada vez más a Johnson. En 2019, el flamante primer ministro británico lo nombró secretario de Estado para el Tesoro, antes de proponerle la cartera de Finanzas, en febrero de 2020.

Si fuera escogido en septiembre por los adherentes del Partido Conservador para dirigir la casi dos veces centenaria formación política, Sunak sería el primer jefe de Gobierno británico de origen indio en la historia del Reino Unido.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.