Este restaurante de carnes ‘francés’ de NY acaba de abrir local en Brickell

·2  min de lectura

Hazte a un lado, Morton’s. Hay un nuevo restaurante de carnes en la ciudad.

Dirty French Steakhouse es el nuevo restaurante del grupo neoyorquino que en el último año trajo a Miami varios locales de alto nivel: Carbone, HaSalon, Sadelle’s y el restaurante de sushi exclusivo para miembros ZZ’s Club.

“Piense en un martini sucio, algo que es muy clásico, infundido con sabores fuertes y audaces”, dijo el socio Jeff Zalaznick.

Al igual que Carbone y HaSalon, Dirty French adopta la mentalidad de “gran noche de fiesta” del Major Food Group con fueres precios. Dirty French, que ocupa el lugar del antiguo Morton’s en Brickell, promete cortes de carne y platos de mariscos de la más alta calidad en la opulencia retro de los 80 de Gordon Gekko. Imagínese sillas de comedor con rayas de cebra, banquetas de bar con estampado de leopardo, techos de hoja de oro y banquetas de terciopelo fucsia.

El comedor de Dirty French, un nuevo restaurante de carnes en Brickell de un grupo restaurantero neoyorquino
El comedor de Dirty French, un nuevo restaurante de carnes en Brickell de un grupo restaurantero neoyorquino

El menú se centra en los cortes de carne au poivre, cuyo precio oscila entre $36 y $54, coronado por un corte de ribeye para dos a precio de mercado. Pero hay muchas opciones de mariscos, desde lubina negra al vapor con salsa de vino blanco y pargo chamuscado hasta mejillones etouffee con arroz crujiente. Incluso hay una hamburguesa de $25 con papas fritas si quiere reducir el nivel de su plato para la ocasión.

“Es una de las mejores comidas que hemos hecho nunca”, dijo Zalaznick.

Filete tomahawk Wagyu en Dirty French, un nuevo restaurante de carnes en Brickell
Filete tomahawk Wagyu en Dirty French, un nuevo restaurante de carnes en Brickell

Este es el quinto restaurante prometido de Major Food Group en Miami desde 2021, cuando los cierres por el coronavirus en Nueva York obligaron a los socios a buscar otros lugares para crecer. Zalaznick se trasladó a Miami durante la pandemia y atrajo a sus socios, el chef Mario Carbone y Rich Torrisi, para que invirtieran en Miami.

Planean abrir otros cinco o seis restaurantes en Miami en los próximos dos años, dijo Zalaznick, incluyendo varios en su propio y próximo proyecto inmobiliario 888 Brickell.

“Hemos tenido un gran comienzo y hay más en camino”, dijo.

La torre de mariscos del nuevo Dirty French en Brickell
La torre de mariscos del nuevo Dirty French en Brickell

Los restaurantes han sido bien recibidos por el público de Miami, a pesar de las largas esperas para reservar en Carbone y los precios elevados en lugares como Sadelle’s o HaSalon. Tal vez el único paso en falso de la compañía fue con la apertura de HaSalon, donde el chef consultor Eyal Shani lamentó en un post de Instagram que un plato de frijoles negros que él creó para el restaurante fuera tan bueno que sentía “un dolor sincero por los cubanos que murieron y no tuvieron el privilegio de comer este frijol negro”. Más tarde publicó una disculpa.

Dirty French

Domicilio: 1200 Brickell Ave., Brickell

Horario: 5 p.m. -11 p.m., de martes a sábado

Más información: Dirtyfrench.com

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.