Anuncios

El presidente de la Fed prevé más reducciones en las tasas este año

El presidente de la Reserva Federal de Estados Unidos Jerome Powell comparece ante la Comisión de Servicios Financieros de la Cámara de Representantes en Capitol Hill, el miércoles 6 de marzo de 2024, en Washington. (AP Foto/Mark Schiefelbein)

WASHINGTON (AP) — El presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, reforzó el miércoles su creencia en que el banco central estadounidense reducirá su tasa de interés clave este año, pero antes desea ver más pruebas de que la inflación cae de manera sostenible hacia el objetivo de la Fed de 2%.

Los comentarios de Powell ante una comisión de la Cámara de Representantes, reflejaron el mensaje que expresó el 31 de enero en una conferencia de prensa. Desde entonces, los informes del gobierno han mostrado que la inflación repuntó de diciembre a enero, y que el mercado laboral se aceleró. Esos signos indicaban que la economía seguía activa y que el proceso de desacelerar más la inflación probablemente será desigual entre un mes y otro.

Pero Powell no expresó preocupación por los datos de la inflación. En cambio, dijo que, de acuerdo con el indicador preferido de la Reserva Federal, la inflación “ha disminuido notablemente el último año” aunque aún está por encima del objetivo de la Fed.

En el primero de sus dos días de testimonio semestral ante el Congreso, Powell también indicó que la Reserva enfrenta dos riesgos: reducir las tasas demasiado pronto, lo que podría “revertir los avances” en la reducción de la inflación, o reducirlas “demasiado tarde o demasiado poco”, lo que podría debilitar la economía y al mercado laboral. El esfuerzo para equilibrar ambos riesgos es un cambio respecto de los primeros meses del año pasado, cuando el organismo aumentó rápidamente su tasa de referencia para combatir la fuerte inflación.

Los mercados financieros están ansiosos por adivinar el momento del primer recorte de la Reserva a su tasa de referencia, que se mantiene en cerca de 5,4%, la más alta en 23 años. Una reducción de la tasa probablemente producirá, con el paso del tiempo, el abaratamiento de las hipotecas y otros créditos, como los automotrices, de consumo y para las empresas. La mayoría de los analistas e inversionistas esperan un primer recorte en junio, aunque mayo también es posible. Los funcionarios de la Fed, tras su reunión en diciembre, proyectaron que recortarán las tasas tres veces este año.

En sus declaraciones del miércoles, Powell no dio pistas sobre la posible fecha de los recortes. Para los operadores de Wall Street, la probabilidad de que se produzca un recorte en junio es de 69%, según los precios de los futuros, ligeramente arriba de 64% hace una semana.

El testimonio del presidente de la Fed ante la Comisión de Servicios Financieros de la Cámara de Representantes coincide con la intensificación de los esfuerzos del gobierno de Joe Biden de detener la frustración del público con la inflación, que explotó hace tres años y ha hecho que los precios promedio estén muy por encima de donde estaban antes. La reelección de Biden dependerá en buena medida en las percepciones de su manejo de la inflación y la economía en general.

Al preguntársele en la audiencia sobre qué pruebas adicionales necesita la Fed para confiar en que la inflación está siendo controlada, Powell dijo que los encargados de las políticas del organismo desean ver más datos similares a los que se informaron en la segunda mitad del año pasado. En los últimos seis meses, los precios han aumentado a una tasa de 2,5%, cerca del objetivo de la Fed.

El presidente de la Fed añadió que con la economía sana y el desempleo a la baja, “pensamos que podemos y debemos ser cuidadosos” al decidir cuándo reducir la tasa de referencia del banco central.