El príncipe George y la princesa Charlotte asistirán al funeral de la reina Isabel II

·3  min de lectura

El príncipe George y la princesa Charlotte asistirán al funeral de Estado de su abuela, la reina Isabel II, se ha confirmado.

El orden del servicio para la elaborada ceremonia del lunes muestra que George, de nueve años, y su hermana Charlotte, de siete, se reunirán junto con otras 2.000 personas en la Abadía de Westminster para celebrar la vida y el reinado de la difunta monarca británica, quien murió el jueves pasado a la edad de 96.

Sin embargo, el príncipe Louis, de 4 años, el hijo menor del príncipe William y la princesa Kate, no estará presenta.

Hubo dudas sobre si los niños participarían en la ceremonia, debido a su corta edad.

Los hermanos caminarán por la iglesia gótica con la familia real, en procesión detrás del ataúd de Su Majestad. Se espera que millones de personas vean la ceremonia por televisión en todo el mundo.

El rey Charles III y la reina consorte caminarán directamente detrás del ataúd, flanqueados por la princesa real y el vicealmirante Sir Tim Laurence, seguidos por el duque de York, el conde y la condesa de Wessex, y luego el príncipe y la princesa de Gales.

La difunta reina junto a Charles, Camilla, William y Kate, en el desfile Trooping the Colour (Getty Images)
La difunta reina junto a Charles, Camilla, William y Kate, en el desfile Trooping the Colour (Getty Images)

George y Charlotte, quienes llamaban a la reina cariñosamente como “Gan Gan”, caminarán detrás de sus padres, seguidos por sus tíos, el duque y la duquesa de Sussex y otros miembros de la familia real.

Se espera que el joven príncipe, que ocupa el segundo lugar en la línea de sucesión al trono, y su hermana, que sigue a su hermano en tercer lugar, asistan a la ceremonia de entierro en la Capilla de San Jorge, en el Castillo de Windsor, después de la ceremonia que se celebrará en el centro de Londres.

El príncipe George y la princesa Charlotte durante una visita al castillo de Cardiff (Getty Images)
El príncipe George y la princesa Charlotte durante una visita al castillo de Cardiff (Getty Images)

Hacia el final de la ceremonia, aproximadamente a las 11:55 horas, sonará el “Last Post” (un toque de clarín según la tradición militar), seguido de dos minutos de silencio y el Himno Nacional, para terminar alrededor del mediodía.

Antes de la histórica ceremonia, la campana del tenor sonará cada minuto durante 96 minutos, que corresponden al número de años de vida de la reina.

En las oraciones a los fieles, el decano de Westminster, el muy reverendo doctor David Hoyle, dirá: “Aquí, donde la reina Isabel se casó y fue coronada, nos reunimos desde todo el país, de la Commonwealth y de las naciones del mundo, para llorar nuestra pérdida, para recordar su larga vida de servicio desinteresado”.

Catherine, duquesa de Cambridge, el príncipe George, la princesa Charlotte y el príncipe Louis durante Trooping the Colour (Getty Images)
Catherine, duquesa de Cambridge, el príncipe George, la princesa Charlotte y el príncipe Louis durante Trooping the Colour (Getty Images)

Luego rendirá homenaje al “compromiso inquebrantable a su alta vocación durante tantos años” de la difunta monarca como reina y jefa de la Commonwealth.

“Con cariño recordamos su amor por su familia y su compromiso con las causas que ella amaba”, dirá el decano.

Entre los himnos escogidos para la ocasión, “The Lord’s My Shepherd, I’ll Not Want”, que se cantó en la boda de la reina con el duque de Edimburgo, el príncipe Felipe, en la misma abadía, cuando tenía 21 años, en 1947.

George y Charlotte de Cambridge con ramos de flores (Getty Images)
George y Charlotte de Cambridge con ramos de flores (Getty Images)

El himno seminal también se cantó en el funeral del padre de la reina Isabel, Jorge VI, en la Capilla de San Jorge, en el Castillo de Windsor, en 1952, pero con una letra ligeramente diferente.

“The Day Thou Gavest”, “Lord, Is Ended” y “Love Divine, All Loves Excelling” también serán cantados por la congregación de 2.000 personas.

Se ha cantado este último a menudo en bodas reales, como la del príncipe y la princesa de Gales, la bendición de la boda de Charles y Camila, y la de la princesa Eugenia.

El Reverendo Doctor Iain Greenshields, Moderador de la Asamblea General de la Iglesia de Escocia, rezará por “la vida y el reinado largos de la reina Isabel, recordando con gratitud sus dones de sabiduría, diligencia y servicio”.

La obispa de Londres, Dame Sarah Mullally, rezará por “nuestro más agraciado señor soberano, el rey Charles, Camilla, la reina consorte, William, príncipe de Gales, y toda la familia real”.

La reverenda canóniga Helen Cameron, moderadora del Grupo de Iglesias Libres, elogiará la “incansable devoción al deber de la reina, su compasión por sus súbditos y su consejo a sus ministros”.