La ONU condecora a título póstumo a un casco azul peruano fallecido en servicio

·2  min de lectura

Naciones Unidas, 26 may (EFE).- Naciones Unidas condecoró este jueves a título póstumo a Francisco Adán Villegas, un "casco azul" peruano fallecido el pasado año mientras servía en la misión de mantenimiento de la paz en la República Centroafricana.

El militar peruano, miembro de la Fuerza Aérea, murió el pasado julio en un hospital de la localidad centroafricana de Bouar como consecuencia de un paro cardio respiratorio, según informó entonces el Ejército de su país.

Villegas fue uno de los 117 miembros de las fuerzas de paz de la ONU que murieron en 2021 y que hoy recibieron la medalla Dag Hammarskjöld, con la que Naciones Unidas homenajea cada año a militares, policías y civiles caídos en servicio.

"Nuestros colegas caídos procedían de 42 países distintos y de orígenes diversos, pero estaban unidos por una causa común: la paz", destacó el secretario general, António Guterres, durante una ceremonia en la sede central de la organización.

Guterres recalcó que las fuerzas de paz se enfrentan a "desafíos crecientes", con más tensiones políticas, situaciones de seguridad que se deterioran y "amenazas cada vez más complejas" que incluyen actos terroristas, ataques del crimen organizado y explosivos caseros.

"A pesar de estos riesgos, nuestros pacificadores siguen adelante. Trabajan incansablemente en las condiciones más duras, se adaptan rápidamente a la evolución de las situaciones sobre el terreno e innovan constantemente para proteger a los más vulnerables", añadió el diplomático portugués.

La ONU conmemoró este jueves su Día Internacional del Personal de Paz rindiendo tributo a los fallecidos durante 2021 y con un reconocimiento especial para el capitán Abdelrazakh Hamit Bahar, del Ejército de Chad, que falleció mientras servía en la misión de Naciones Unidas en Mali (Minusma), convertida en los últimos años en la más peligrosa de todas.

El militar chadiano recibió una medalla especial al valor por liderar a un grupo de "cascos azules" que repelió un ataque contra su campamento en el que fallecieron otros tres soldados y 34 resultaron heridos.

"Sin el valor del capitán Abdelrazakh, muchas otras personas habrían perdido la vida ese día", destacó hoy Guterres.

Además, el secretario general anunció la entrega de reconocimientos especiales a varios "cascos azules" por el valor demostrado durante sus despliegues, entre ellos al sargento guatemalteco José Citan Ramos, miembro de la misión de paz en la República Democrática del Congo.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.