Anuncios

Antes de morir, hombre hospitalizado en Japón revela que es un prófugo muy buscado

Un cartel de Satoshi Kirishima, centro, arriba, un fugitivo muy buscado por una serie de ataques terroristas en Japón, se exhibe afuera de la estación de policía el viernes 2 de febrero de 2024, en Tokio. (AP Foto/Eugene Hoshiko)

TOKIO (AP) — Un hombre que falleció en un hospital de Japón esta semana dijo a las autoridades antes de morir que era uno de los prófugos más buscados del país y que había evadido la justicia durante casi 50 años por ser integrante de un grupo radical que perpetró ataques con bombas en la década de 1970, informó la policía el viernes.

Las autoridades recibieron información y acudieron la semana pasada al hospital cerca de Tokio para interrogar al hombre, de 70 años. Éste les dijo que tenía cáncer terminal y quería morir usando su nombre real, Satoshi Kirishima, en lugar de su alias, y reveló detalles desconocidos sobre los ataques, indicó la policía.

El lunes, cuatro días después del interrogatorio, el hombre falleció sin que la policía hubiera confirmado su identidad. Las pruebas de ADN que se le realizaron a él y a los familiares del sospechoso en el caso eran compatibles, publicó el viernes Kyodo News. La policía no confirmó el reporte.

“Pensamos que el hombre que murió en el hospital tras afirmar que era Satoshi Kirishima era realmente el sospechoso”, dijo el jueves Yasuhiro Tsuyuki, jefe de la Agencia Nacional de Policía de Japón.

Nacido en 1954, Kirishima realizaba estudios universitarios en Tokio cuando comenzó a participar en actividades extremistas y se unió al Frente Armado Antijaponés de Asia Oriental, un grupo miliciano que perpetró una serie de ataques con bombas contra importantes empresas japonesas en la década de 1970. Ocho personas murieron y más de 160 resultaron heridas en el ataque de 1975 contra un edificio de Mitsubishi Heavy Industries, atribuido al grupo.

Presuntamente, Kirishima participó en varios de los ataques. Era buscado por colocar una bomba de tiempo en un edifico del elegante distrito Ginza de Tokio en abril de in 1975, incidente en que no hubo heridos.

Si bien no era uno de los miembros clave del grupo, se dijo que fue el único de los 10 miembros que nunca fue capturado.

Mientras fue fugitivo, Kirishima nunca tuvo un teléfono celular ni seguro de vida, y recibía su salario en efectivo para evitar ser detectado, según la televisora pública NHK.

El viernes, investigadores de la policía registraron una empresa constructora donde vivió y trabajó por cerca de 40 años con el alias de Hiroshi Uchida, de acuerdo con NHK y otros medios.