MI5: Rusia, China e Irán son mayores amenazas de seguridad

El director general del servicio interno de inteligencia de Gran Bretaña MI5, Ken McCallum, pronuncia un discurso en Londres el 16 de noviembre del 2022. (Yui Mok/PA via AP) (ASSOCIATED PRESS)

LONDRES (AP) — El jefe del servicio interno de seguridad de Gran Bretaña dijo el miércoles que el país enfrenta grandes amenazas de seguridad de Rusia, China e Irán, que usan coerción, intimidación y violencia para lograr sus objetivos.

Ken McCallum, director general del MI5, se sumó a crecientes advertencias de las autoridades británicas sobre la agresión rusa y la creciente imposición china. Mencionó además a Irán como una preocupación grande, diciendo que las autoridades han descubierto al menos 10 “amenazas potenciales” este año para “secuestrar o incluso asesinar a individuos británicos o basados en el Reino Unido y considerados enemigos del régimen”.

Dijo que los servicios de espionaje de Irán “están preparados para lanzar acciones irresponsables" contra oponentes, ya sea en suelo occidental o atrayendo a personas a Irán.

La semana pasada, el gobierno británico convocó al diplomático iraní de mayor rango en Londres para expresar sus protestas, acusando a Irán de amenazar a periodistas que trabajan en Gran Bretaña.

El canal noticioso por satélite e idioma farsi Iran International, basado en Gran Bretaña, dijo que la policía les advirtió a dos de sus periodistas sobre “un riesgo inminente, creíble y significativo contra sus vidas y las de sus familias”.

En un discurso en el que delineó las mayores amenazas al Reino Unido tanto de estados hostiles como de grupos terroristas, McCallum dijo que existe el riesgo de que Rusia, China, e Irán se ayuden entre sí, “amplificando sus puntos fuertes”.

Dijo además que la capacidad de inteligencia de Rusia había sufrido un “golpe estratégico significativo” desde la invasión a Ucrania, debido a la expulsión de 400 espías que trabajaban bajo cobertura diplomática en misiones rusas en Europa, incluyendo 23 en el Reino Unido.

Pero, agregó, los espías británicos siguen enfrentando “las herramientas rusas de espionaje”, que incluyen intentos de asesinato, “ciberataques, desinformación, espionaje” e interferencia con la democracia.