Anuncios

Por qué se marcha el 8 de marzo

CIUDAD DE MÉXICO, marzo 5 (EL UNIVERSAL).- El Día Internacional de la Mujer ha cobrado mayor fuerza con el paso de los años. En varios países del mundo, las mujeres se dan cita en espacios públicos para alzar la voz y luchar por un mundo sin violencia e inseguridad.

Año tras año, el 8 de marzo se convierte en un motivo para hacer que los derechos políticos, sociales o económicos de mujeres y niñas sean respetados. Y es que, justamente, esa fue la causa que dio origen a la conmemoración internacional.

¿Cómo surgió el Día Internacional de la Mujer?

En 1975, durante el Año Internacional de la Mujer, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) conmemoró por primera vez el Día Internacional de la Mujer. Dos años después, la Asamblea General de la ONU formalizó la fecha.

Sin embargo, históricamente, la primera conmemoración se llevó a cabo el 28 de febrero de 1909, cuando el Partido Socialista de América designó la fecha en memoria de las trabajadoras del sector textil que fallecieron en Nueva York, Estados Unidos

¿Por qué no se celebra el Día Internacional de la Mujer?

A diferencia de otras festividades marcadas en el calendario, el Día Internacional de la Mujer no se festeja. Por el contrario, es una fecha en la que se invita a recordar la lucha que han encabezado las mujeres desde hace décadas atrás.

A través del movimiento, se busca erradicar conductas que se consideran incoherentes con el "8M". Por ejemplo, felicitar a mujeres en ese día o regalarles flores y todo tipo detalles.

Lo anterior se debe a que activistas, colectivas y grupos feministas salen a las calles a marchar contra la inseguridad, violencia y discriminación que existe en espacios públicos, entre ellos, la escuela, el trabajo y hasta en la propia familia.

El 8 de marzo no es una fiesta, es una oportunidad para transformar y empoderar a las mujeres de todos los entornos. De escuchar y hacer valer sus voces, experiencias y aportaciones para eliminar las barreras que impiden el ejercicio de sus derechos.