Lluvias esperadas en Brasil ayudarán al café y la soja; el azúcar no tanto

·2  min de lectura
Imagen de archivo de frutos de café robusta en Sao Gabriel da Palha

12 sep (Reuters) - Las previsiones de retorno de las lluvias a fines de septiembre deberían estimular el período de floración en la mayor parte de los campos de café de Brasil, y proporcionar la humedad necesaria para que los productores de soja puedan plantar una nueva cosecha.

La situación no se considera positiva para la caña de azúcar, pues ya hay retrasos en la cosecha de este año y más lluvias sólo añadirán nuevas paradas en los campos, dicen analistas.

El pronosticador Meteologix estima que este mes se acumularán entre 50 y 100 milímetros de precipitaciones en el principal cinturón azucarero del estado de Sao Paulo. Las máquinas cortadoras de caña de azúcar no pueden trabajar en los campos si llueve, por lo que podría aumentar los retrasos y posiblemente alargar la temporada a diciembre.

La empresa suiza de teledetección Gamaya ya proyecta un ritmo de cosecha un 28% más lento en Brasil en las últimas tres semanas debido a las lluvias, algo que podría aparecer en el próximo artículo de UNICA.

Meteologix también prevé que las zonas cafeteras del sur de Minas Gerais reciban a 80 milímetros, una humedad que sería importante para estimular la floración de la cosecha de 2023.

World Weather Inc tiene una proyección más conservadora.

"Las áreas de café, cítricos y caña de azúcar de Brasil podrían recibir algo de lluvia después del 18 de septiembre, pero las precipitaciones anunciadas son ligeras y la confianza es baja", dijo en un artículo.

También se espera que las lluvias lleguen a la mayor parte de la zona centro-oeste (Mato Grosso), así como a los estados del sur (Paraná, Rio Grande do Sul), donde los productores de soja están empezando a plantar la nueva cosecha.

(Reporte de Marcelo Teixeira; Editado en español por Javier Leira)