Anuncios

Llevó una bomba en el carro para matar soldados americanos. Ahora este colombiano se las ve negras

Un ex militar colombiano fue acusado el viernes de conspirar con otras personas para colocar una bomba en un vehículo con el fin de asesinar a miembros del Ejército de Estados Unidos que trabajaban con soldados colombianos en el país sudamericano.

Tres soldados del Ejército de Estados Unidos resultaron heridos en el atentado perpetrado hace más de dos años, según informaron las autoridades estadounidenses.

Andrés Fernando Medina Rodríguez, de 39 años, que fue extraditado de Colombia a Estados Unidos esta semana, compareció por primera vez el viernes ante un tribunal federal de Miami para enfrentar un encausamiento de cinco cargos relacionados con terrorismo, entre ellos conspirar para usar un arma de destrucción masiva y conspirar para asesinar a miembros de los Servicios Uniformados de Estados Unidos. Los cargos se castigan con cadena perpetua.

Uno de sus cómplices, Ciro Alfonso Gutiérrez Ballesteros, acusado en el mismo encausamiento, figura como “fugitivo” en el registro del tribunal federal de Miami.

Según el encausamiento, Medina Rodríguez planeó un atentado con bomba con Gutiérrez Ballesteros y otros contra los soldados del Ejército de Estados Unidos destinados en la base colombiana de la 30ª Brigada del Ejército en Cúcuta, Colombia, en 2021.

Medina Rodríguez usó su condición de oficial del Ejército colombiano con licencia médica para acceder a la base, donde llevó a cabo labores de vigilancia, según los fiscales federales de la Fiscalía Federal y el Departamento de Justicia de Estados Unidos. Como parte de la vigilancia, tomó fotografías y videos de las zonas en las que estaban los soldados del Ejército de Estados Unidos en la base, según el encausamiento.

Uno de los conspiradores de Medina Rodríguez le ordenó que buscara un vehículo para llevar a cabo un atentado con un “artefacto explosivo improvisado transportado por un vehículo” en la base. Medina Rodríguez compró un SUV blanco, y él y sus cómplices condujeron el vehículo a Venezuela, donde lo equiparon con los explosivos, según la acusación.

A mediados de junio de 2021, Medina Rodríguez condujo el vehículo con el artefacto explosivo hasta la Base de la 30ª Brigada del Ejército en Cúcuta, según el encausamiento. Luego lo estacionó frente al lugar donde estaban reunidos militares estadounidenses y colombianos.

Medina Rodríguez accionó el detonador del explosivo y abandonó la zona a pie antes de huir en una motocicleta conducida por un cómplice, según el encausmiento.

Tres soldados del Ejército de Estados Unidos resultaron heridos en la explosión, dijeron fiscales.

El FBI dirigió la investigación del caso, con la ayuda del agregado jurídico del FBI en la Embajada de Estados Unidos en Bogotá y de la Policía Nacional colombiana. Los fiscales adjuntos Randy A. Hummel y Andy Camacho, junto con los fiscales de la División de Seguridad Nacional del Departamento de Justicia David C. Smith y Michael Dittoe, llevan el caso.

Cadena perpetua para el colombiano ‘coronel Mike’ por el asesinato del presidente de Haití