Lady Gaga ha encontrado la estrategia perfecta para hacerse con otro Óscar

·4  min de lectura

No es ningún misterio que Lady Gaga quiere otro Óscar. Después de ganar la estatuilla dorada a Mejor Canción con Shallow y ser nominada a Mejor Actriz por su interpretación en Ha nacido una estrella de Bradley Cooper, la cantante de Bad Romance volvió a pisar fuerte en la pasada temporada de premios con una de las campañas más intensas y surrealistas que se recuerdan. Tras actuar en La casa Gucci de Ridley Scott, trató de hacernos ver que su interpretación como Patrizia Reggiani merecía el Óscar con historias de lo más descabelladas sobre la preparación del papel. Habló de pasarse largas temporadas hablando con su acento, que creyó que la propia Patrizia le mandó un enjambre de moscas, que llegó a sufrir problemas psicológicos, etc.

Lady Gaga en la gala de los GRAMMY en abril de 2022 en Las Vegas, Nevada (Foto: Axelle/Bauer-Griffin/FilmMagic)
Lady Gaga en la gala de los GRAMMY en abril de 2022 en Las Vegas, Nevada (Foto: Axelle/Bauer-Griffin/FilmMagic)

Aunque esta estrategia de llevar tan al extremo su campaña al Óscar sirvió de poco, porque la Academia de Hollywood ni siquiera llegó a nominarla. Pero la cantante no parece dispuesta a darse por vencida y este 2022 va a volver a por todas para hacerse con otra estatuilla. Y sus posibilidades parecen ser altas, puesto que parece haber diseñado una estrategia perfecta para captar la atención de los académicos gracias a su trabajo en la parte musical de Top Gun: Maverick, la esperada secuela del mítico título de los 80 protagonizada por Tom Cruise.

Tom Cruise interpreta al Capt. Pete
Tom Cruise interpreta al Capt. Pete "Maverick" Mitchell en Top Gun: Maverick de Paramount Pictures, Skydance y Jerry Bruckheimer Films (Scott Garfield; © 2019 Paramount Pictures Corporation. All rights reserved.)

Como bien es sabido, Lady Gaga ha sido la encargada de componer y dar voz a Hold My Hand, la canción principal de Top Gun: Maverick que podremos escuchar durante el metraje de la película. El tema, que ya se puede escuchar en plataformas digitales desde principios de mayo, es una power ballad que vuelve a lucir la capacidad vocal de la cantante con una letra que es pura emoción y una interpretación repleta de sentimiento, al igual que ya ocurrió con Shallow. Aunque a título personal la canción me parezca algo inferior a la de Ha nacido una estrella, no puedo negar que me parece otra composición sobresaliente, ni que terminé de ver la secuela de Top Gun con la lagrimilla en el ojo mientras sonaba el tema. Y es que Hold My Hand tiene todos los ingredientes para conquistar a los académicos de Hollywood.

Primero, porque decidir trabajar en el terreno musical de una película como Top Gun: Maverick es casi sinónimo de que los Óscar tendrán ojos para ti. Una de las cosas por las que destacó la película original de 1986 fue por su banda sonora, de la que canciones como Danger Zone de Kenny Loggins siguen permaneciendo en la mente de los espectadores. Por no hablar de que Take My Breath Away de Berlín, otro de los temas principales de la cinta, ya se hizo con el Óscar a Mejor Canción en 1987. Esto garantiza que la Academia va a prestar atención a todo el apartado sonoro de esta secuela, aunque sea solo un poco. Y si le sumamos que la canción de Gaga vuelve a estar a la altura de ganar la estatuilla sus posibilidades de estar en la ceremonia en el Dolby Theater de Los Ángeles el próximo 2023 son más que altas.

Hasta el videoclip juega también en altas ligas:

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un vídeo de Youtube no disponible por tus preferencias de privacidad

Pero si por lo que fuera los Óscar deciden no prestar atención a Hold My Hand, Lady Gaga se guarda otro as bajo la manga. Y es que no solo ha compuesto la canción, sino que, como bien pude leer en los títulos de créditos finales, también firma la banda sonora instrumental junto a Hans Zimmer y Harold Faltermeyer, el autor de la composición original de 1986 de la que se reutilizan varios temas.

No sabemos la implicación que habrá tenido la cantante en la creación de las melodías, y es probable que se limite a la utilización de la base instrumental de Hold My Hand en varias de sus secuencias, pero esto la haría a optar también al Óscar a Mejor Banda Sonora Original además del de Mejor Canción.

Por otro lado, poner su nombre junto al de Zimmer, uno de los músicos más prestigiosos de Hollywood que lleva ya dos Óscar a sus espaldas, la haría gozar de un prestigio extra que podría ser clave para obtener la nominación. Y es que es casi seguro que la Academia de Hollywood no pasará por alto al compositor al que justo hace unos meses le volvieron hacer entrega de una estatuilla dorada. Y si Zimmer es nominado, Gaga va en el pack. Aún queda mucho para los Óscar y cualquier escenario es posible, pero desde luego que no se puede negar que la cantante es toda una estratega que mide todos sus movimientos con lupa de cara a seguir ascendiendo y alcanzar nuevas metas.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.