Anuncios

Británico Sunak llega a un acuerdo con la UE sobre Irlanda del Norte

El primer ministro británico, Rishi Sunak, se reúne con el presidente sudafricano, Cyril Ramaphosa, en el número 10 de Downing Street, en Londres

Por Elizabeth Piper y William James

LONDRES, 27 feb (Reuters) -El primer ministro británico, Rishi Sunak, consiguió un nuevo acuerdo sobre las normas comerciales para Irlanda del Norte tras el Brexit, y dijo que allanará el camino para un nuevo capítulo en la relación de Londres con el bloque.

En una rueda de prensa celebrada en Windsor junto a la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, Sunak explicó que ambas partes acordaron suavizar las normas comerciales para la provincia británica y dar a sus legisladores más control sobre las leyes que tienen que cumplir.

"Me complace informar de que hemos logrado un avance decisivo", dijo Sunak, añadiendo que acordaron cambiar el acuerdo original para Irlanda del Norte, conocido como el protocolo, para crear el "Nuevo Marco de Windsor".

"Este es el comienzo de un nuevo capítulo en nuestra relación", agregó.

La cuestión ha sido una de las más polémicas en relación con la salida británica de la Unión Europea en 2020.

Irlanda del Norte, provincia británica, tenía una frontera abierta con Irlanda, miembro de la UE. Cualquier vuelta a una frontera dura podría haber puesto en peligro el acuerdo de paz de 1998, que en su mayor parte puso fin a tres décadas de violencia sectaria y política en Irlanda del Norte.

El acuerdo es una estrategia de alto riesgo para Sunak, que ha estado buscando asegurar un compromiso y mejorar las relaciones con Bruselas -y Estados Unidos-, sin enfadar al ala de su partido más partidaria del Brexit.

El éxito del acuerdo dependerá probablemente de si convence al Partido Unionista Democrático (DUP) para que ponga fin a su boicot a los acuerdos de reparto del poder en Irlanda del Norte, que han sido fundamentales para mantener la paz.

Es probable que Sunak destaque el hecho de que aseguró lo que describió como un "freno de Stormont", que permitirá a la asamblea regional detener cualquier ley de la UE que se aplique en Irlanda del Norte sobre los bienes.

"Si se retira el freno, el Gobierno británico tendrá derecho de veto", afirmó.

Queda por ver si las nuevas condiciones serán suficientes para poner fin al bloqueo político en Irlanda del Norte y satisfacer a los críticos en Reino Unido y la provincia.

Von der Leyen afirmó que el Tribunal de Justicia de las Comunidades Europeas tendrá la última palabra sobre la legislación de la UE y las cuestiones relacionadas con el mercado único.

(Editado en español por Javier López de Lérida)