Juez descarta caso en contra de maestra acusada de meter a su hijo con covid-19 a la cajuela

·2  min de lectura

Un juez de Texas descartó el caso de una mujer acusada de poner en peligro a su hijo de 13 años.

Sarah Beam, de 41 años, fue arrestada la semana pasada por presuntamente obligar a su hijo a meterse a la cajuela de su automóvil el 3 de enero. Ella había asistido a un sitio de prueba de covid-19 en automóvil en el estadio Pridgeon en Houston, Texas, cuando supuestamente le dijo a un director de salud que su hijo adolescente estaba dentro de la cajuela.

Los documentos de denuncia a los que NBC News tuvo acceso decían que ella quería que su hijo se hiciera otra prueba después de que tuvo un diagnóstico positivo de covid-19 ese día. Sin embargo, se llamó a la policía al lugar y luego se emitió una orden de arresto.

Un juez dictaminó el jueves que no tenía causa probable para acusar a Beam de poner en peligro [a su hijo], y la dejaron salir del tribunal, aunque aún podría ser acusada.

Un portavoz del fiscal de distrito del condado de Harris dijo a los periodistas que “respetamos absolutamente la decisión del juez”, pero que consideraría pruebas contra la madre y la maestra.

El vocero dijo: “Revisaremos toda la evidencia reunida por la policía y tomaremos una determinación sobre cómo proceder, incluida la posibilidad de presentar este caso ante un gran jurado, para que los representantes del pueblo del condado de Harris puedan decidir si procede la acusación penal”.

Sarah, quien fue liberada con una fianza de US$1.500 la semana pasada, permanece suspendida bajo licencia administrativa del Distrito Escolar Independiente de Cypress-Fairbanks, un área al noroeste del centro de Houston.

El distrito escolar ha estado plagado de controversias últimamente. Un comisionado culpó incorrectamente a los maestros negros de las altas tasas de abandono escolar.

Scott Henry dijo en una supuesta disculpa que ha “habido amenazas contra mi vida, y mi esposa y mis hijos ahora sufren acoso” porque “[me] atreví a no estar de acuerdo con que equivale a altas tasas de retención”.

“Asumiré la responsabilidad por no decirlo con más elocuencia”, agregó, según ABC Houston.

Mientras tanto, un vecino de Beam le dijo a la estación de noticias local KPRC: “Creo que ella debe rendir cuentas si metió a un niño en una cajuela. Tengo un problema con eso”.

No se pudo contactar a un abogado de Beam y The Independent se puso en contacto con el distrito escolar en busca de comentarios.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.