¿Qué tienen que decir ahora? El joven león pone fin a la era del legendario Glover Teixeira en la UFC 283

La era del legendario Glover Teixeira llegó a su final. Jamahal Hill silenció a un montón de críticos después de que venciera de manera rotunda al veterano de Brasil y reclamara el título vacante de peso semipesado en el evento principal de la UFC 283 celebrada en Río de Janeiro.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Aunque Teixeira era el favorito por su experiencia y talentos, Hill desató un ataque implacable y castigador asalto tras asalto, que destrozó al hombre de la casa y mantuvo en silencio a los miles de asistentes a la Arena Jeunesse de la ciudad turística.

Hill estuvo a punto de lograr varias finalizaciones y al borde de conseguir un nocaut, pero de alguna manera el veterano siguió encontrando una manera de sobrevivir y al finalizar el combate ya no quedaba ninguna duda: el joven guerrero se aseguró la victoria antes de caer de rodillas con lágrimas en los ojos para celebrar que se había convertido en el nuevo campeón de las 205 libras.

“De donde vengo para llegar a esto, es irreal’’, expresó Hill tras escuchar el veredicto unánime de los jueces que entregaron tarjetas idénticas de 50-44. “Todo es posible. Trabajo duro, dedicación, responsabilidad, no dejes que nadie te diga que nada es imposible’’

Mientras Hill hablaba entre lágrimas con Daniel Cormier, Teixeira -de 43 años- se quitaba tranquilamente los guantes antes de tomar el micrófono para anunciar que la noche del sábado sería la última pelea de su legendaria carrera.

“En realidad, creo que soy demasiado duro para mi propio bien’’, comentó Teixeira.

“Demasiado duro para mi salud. Ya no puedo mantener el ritmo. Voy a concentrar mi energía en Alex Pereira. Mantendrá su cinturón durante un tiempo y luego subirá al peso semipesado. Es un honor bajar los guantes la misma noche que ‘Shogun’ [Mauricio Rua]. Ojalá estuviéramos en la época de Royce Gracie, en la que se podía seguir sin asaltos, pero no es así. Ya no estoy a la altura’’.

Fue una actuación increíble por parte de Hill, quien aceptó el combate con relativamente poco tiempo, después de que el anterior intento de coronar a un nuevo campeón del peso semipesado en diciembre acabara en empate por mayoría entre Magomed Ankalaev y Jan Blachowicz.

El combate se desarrolló de forma similar a lo largo de los cinco asaltos, en los que Hill neutralizó todos los intentos de Teixeira por superarle y luego atacó al brasileño con una gran variedad de golpes. Desde brutales uppercuts hasta viciosas patadas a la cabeza, Hill estuvo a punto de principio a fin.

“Demasiada gente intentó decirme que no podía hacerlo’’, agregó Hill, quien lanzó verdaderos bombazos contra Teixeira.

“Era imposible. Tenía que ganar en un asalto. No podía aguantar cinco [asaltos], ¿qué c....tienes que decir ahora, díganme?’’.