Anuncios

Joaquín Cortés regresa a Miami con la magia y la sofisticación del baile flamenco

Uno de los artistas españoles más carismáticos de las últimas tres décadas, Joaquín Cortés, se presentará en la sala James L. Knight Center como parte de una gira por cinco ciudades estadounidenses. El bailaor y coreógrafo de flamenco aterrizará en esta parte del mundo de la mano de un espectáculo nuevo, titulado “Esencia”, en el que compartirá escenario con decenas de artistas, entre bailarines y músicos. “Estoy encantado de traerles este show estupendo, un musical al estilo mío, fusionando estilos con la base y la raíz del flamenco”, asegura en entrevista con el Nuevo Herald.

“Sigo luchando por la cultura, por el arte, por la música, por la danza”, asegura Joaquín Cortés.
“Sigo luchando por la cultura, por el arte, por la música, por la danza”, asegura Joaquín Cortés.

Se anuncia que “Esencia” es un emotivo viaje a través de la historia de Cortés, desde sus inicios cuando era un niño de 12 años que soñaba con emular a su tío y héroe, el bailaor Cristóbal Reyes, hasta su consagración como uno de los bailaores más destacados de España y del mundo. “Es un reflejo de mi trayectoria y mi deseo de seguir inspirando a las nuevas generaciones con arte”, apunta. “Me encuentro”, agrega, “en un momento pletórico, con muchas ganas de bailar y conectar con el público de distintas generaciones de Estados Unidos, luego de tanto tiempo”.

Joaquín Cortés es sinónimo de flamenco, de sofisticación y talento.
Joaquín Cortés es sinónimo de flamenco, de sofisticación y talento.

“Sigo luchando por la cultura, por el arte, por la música, por la danza”, asegura, por vía telefónica. Este tour estadounidense comenzará el 1 de diciembre en Houston, Texas; continuará en nuestra ciudad, y será retomado el 8 en Chicago, Illinois; el 9 en Los Ángeles, y el 10 en San José, California. Los boletos están disponibles en el sitio web www.joaquincortes.show

Cortés, que tiene 54 años de edad, se inició en la segunda mitad de los años 80 de la mano del Ballet Nacional de España, con el cual recorrió escenarios internacionales. En 1992 se independizó, logrando un impacto casi inmediato. Desde entonces es sinónimo de flamenco, de sofisticación y talento. Ha actuado en teatros como el Bolshoi, de Moscú, y el Royal Albert Hall, de Londres. Ha realizado trabajos para diseñadores como Giorgio Armani, Jean Paul Gaultier y John Galiano. Y se ha dado el lujo de actuar en películas de los maestros Pedro Almodóvar y Carlos Saura.

“Gracias al flamenco, gracias a la danza, la música y la verdad he podido comunicarme y llegar a muchos lugares”.
“Gracias al flamenco, gracias a la danza, la música y la verdad he podido comunicarme y llegar a muchos lugares”.

Desde hace unos 15 años ha sido salpicado por temas financieros, problemas de impuestos y también de economía doméstica. Además, en marzo de este año estuvo internado por un problema de salud que pudo sortear. Sin tocar ninguno de estos temas directamente le preguntamos cómo ha salido de los tropiezos surgidos en el camino. “La vida siempre te pone dificultades, todas las personas tenemos altibajos, pero lo bueno es seguir adelante; soy una persona muy, muy luchadora y cuando ha sido necesario he cogido el toro por los cuernos, como dicen en España”, manifiesta. “Gracias a Dios soy una persona que tira hacia adelante”, añade.

“La gira de diciembre será de pequeña dimensión, realmente, porque el próximo año, quizás entre marzo, abril y mayo, haremos una gira mundial de unas 30 presentaciones.
“La gira de diciembre será de pequeña dimensión, realmente, porque el próximo año, quizás entre marzo, abril y mayo, haremos una gira mundial de unas 30 presentaciones.

Cortés no cruzaba el Atlántico para trabajar desde prácticamente mediados de la década pasada. “Entre la pandemia y que he sido papá dos veces he estado un poco apartado de los escenarios”, explica. Está en pareja con una psicóloga llamada Mónica Moreno, con quien tuvo a sus dos hijos, Romeo, de 5 años, y Andrea, de 2.

“Me consta que la gente de América en general me recuerda, me lo hace saber de distintas maneras, y eso es muy bonito porque no es normal que suceda después de tanto tiempo de ausencia”, reconoce, y analiza las razones de su vigencia: “Lo primero es que parece que Dios me quiere y la genética me ayuda a estar en buena forma física, pero también es importante el hecho de que el baile es mi pasión, me han salido los dientes bailando”.

El artista define a su propuesta artística como “una mezcla de estilos” de danza y de música. “Me la inventé yo mismo hace 30 años; soy su pionero e impulsor y curiosamente ahora está de moda, lo cual me pone muy contento”, afirma. El diario The New York Times ha escrito que a lo largo de una presentación de Cortés “un baile a menudo conduce directamente a otro, los sonidos de sus pies en el suelo tienen el impacto de ráfagas constantes de disparos”.

“Entre la pandemia y que he sido papá dos veces he estado un poco apartado de los escenarios”, explica.
“Entre la pandemia y que he sido papá dos veces he estado un poco apartado de los escenarios”, explica.

Motivado, el bailaor más famoso del planeta se alista para más desafíos. “La gira de diciembre será de pequeña dimensión, realmente, porque el próximo año, quizás entre marzo, abril y mayo, haremos una gira mundial de unas 30 presentaciones, lo cual va a estar muy muy bien”, asevera.

¿Qué es el flamenco para Joaquín? “El flamenco es una manera de vivir, de sentir, de saber, aparte de que soy gitano y el flamenco fue inventado por los gitanos”, contesta. “Gracias al flamenco, gracias a la danza, la música y la verdad he podido comunicarme y llegar a muchos lugares, así que me considero un hombre afortunado”, concluyó.

Joaquín Cortés presenta ‘Esencia’ el 2 de diciembre, en el James L. Knight Center, 400 SE 2nd Ave, Miami, FL 3313, (305) 416-5978.

Este tour estadounidense comenzará el 1 de diciembre en Houston, Texas; continuará en Miami antes de seguir a otras ciudades de Estados Unidos.
Este tour estadounidense comenzará el 1 de diciembre en Houston, Texas; continuará en Miami antes de seguir a otras ciudades de Estados Unidos.
Joaquín Cortés, de 54 años, se inició en la segunda mitad de los años 80 de la mano del Ballet Nacional de España.
Joaquín Cortés, de 54 años, se inició en la segunda mitad de los años 80 de la mano del Ballet Nacional de España.