Jair Bolsonaro desautoriza a un ministro y provoca malestar en el Ejército

LA NACION
·2  min de lectura

BRASILIA.- Una decisión de Jair Bolsonaro sobre la compra de una vacuna contra el coronavirus, con la cual desautorizó a su ministro de Salud, un general en ejercicio, generó malestar entre algunos altos oficiales del Ejército.

De acuerdo con el diario Estado de San Pablo, el disgusto responde al anuncio del presidente de dejar sin efecto un acuerdo del ministro, Eduardo Pazuello, con el gobierno de San Pablo para la compra de 46 millones de dosis de la vacuna que desarrolla con un laboratorio chino.

China y el Vaticano renuevan su histórico acuerdo para nombrar obispos

La "crisis con Eduardo Pazuello genera malestar entre los militares", dijo el diario en base a fuentes castrenses.

Bolsonaro afirmó que no va a comprar la vacuna Coronavac porque fue concebida en China, país que no le merece confianza. "De China no compraremos (la vacuna), no creo que ella transmita seguridad a la población por su origen, éste es nuestro pensamiento", declaró.

El mandatario agregó que la vacuna de "China ya tiene una desconfianza muy grande por parte de la población incluso porque muchos dicen que el virus nació allá".

Recientes encuestas indican que hay creciente recelo de parte de los brasileños hacia la vacuna, un fármaco del laboratorio chino Sinovac Biotech que está siendo probado por el Instituto Butantan, en el estado de San Pablo. También existen opiniones divididas sobre si una eventual vacuna, cualquiera sea el laboratorio, debe ser obligatoria. Bolsonaro ya tomó partido y asegura que no lo será.

La decisión chocó con el arreglo acordado por el ministro Pazuello. A diferencia de los otros oficiales que están en el gabinete, retirados, Pazuello está en actividad, y esta circunstancia fue tomada en cuenta por los mandos del Ejército al analizar la actitud de Bolsonaro.

"El rebajamiento al que fue sometido Pazuello por Bolsonaro fue visto como excesivo por un general" cuya identidad no fue revelada por Estado de San Pablo.

Luego de desacreditar a Pazuello, Bolsonaro dijo que el general es su "amigo" y descartó la posibilidad de que fuera separado del cargo.

Sorpresa en Egipto: descubren 59 ataúdes intactos que fueron enterrados hace 2500 años

El incidente repercutió en el ambiente político y el gobernador de San Pablo, Joao Doria, destacó la conducta correcta de Pazuello y criticó que haya sido "humillado públicamente" por Bolsonaro.

Tampoco el gobierno chino se quedó en silencio tras las fuertes expresiones del presidente. "Creemos que cooperación contribuirá a derrotar a la pandemia en China y en Brasil", dijo el vocero de la Cancillería, Zaho Lijian.

El vocero señaló asimismo que las investigaciones científicas de su país ocupan una "posición de liderazgo" a nivel internacional y afirmó que cuatro posibles vacunas ya ingresaron en la tercera fase de los ensayos.

Agencia ANSA