Anuncios

J Balvin, Stevie Wonder, Billie Eilish y Nicki Minaj firman petición para desarrolladores de IA

LOS ANGELES (AP) — Stevie Wonder, Miranda Lambert, Billie Eilish, Nicki Minaj, Katy Perry, Smokey Robinson y J Balvin son algunos de los más de 200 nombres que aparecen en una nueva carta abierta presentada por la organización sin fines de lucro Artist Rights Alliance, que pide a las empresas de tecnología de inteligencia artificial (IA), desarrolladores, plataformas, servicios de música digital y plataformas que dejen de usar la IA “para infringir y devaluar los derechos de los artistas humanos”.

Artist Rights Alliance es una organización sin ánimo de lucro dirigida por artistas que defiende a los músicos en una economía digital precaria.

Juanes, Danna Paola, Luis Fonsi, Banda El Recodo de Don Cruz Lizárraga y Daniela Spalla son otros de los firmantes.

La carta, si bien reconoce las posibilidades creativas de la nueva tecnología de IA, aborda algunas de sus amenazas para el arte hecho por humanos. Estos incluyen el uso de trabajos preexistentes para entrenar modelos de IA, sin autorización, en un intento de reemplazar a los artistas y, por lo tanto, “diluir sustancialmente los fondos de regalías que se pagan a los artistas”.

“Este asalto a la creatividad humana debe detenerse”, se lee en la carta. “Debemos protegernos contra el uso depredador de la IA para robar las voces y semejanzas de los artistas profesionales, violar los derechos de los creadores y destruir el ecosistema musical”.

El mes pasado, Tennessee se convirtió en la primera localidad estadounidense en aprobar una legislación diseñada para proteger a los compositores, intérpretes y otros profesionales de la industria musical contra los peligros potenciales de la inteligencia artificial. Los partidarios dicen que el objetivo es garantizar que las herramientas de IA generativa no puedan replicar la voz de un artista sin su consentimiento.

El proyecto de ley, denominado Ley para Garantizar la Seguridad de la Semejanza, Voz e Imagen, o Ley ELVIS por sus siglas en inglés, entra en vigor el 1 de julio.

“En Tennessee empleamos a más personas en la industria musical que en cualquier otro estado”, dijo el gobernador de Tennessee, Bill Lee, a periodistas poco después de firmar el proyecto de ley. “Los artistas tienen propiedad intelectual. Tienen dones. Tienen una singularidad que es suya y sólo suya, ciertamente no de la inteligencia artificial”.