Anuncios

Influencer conoce rutas sin seguridad en el Popocatépetl

CIUDAD DE MÉXICO, mayo 26 (EL UNIVERSAL).- Hace unos días se viralizaron en redes sociales una serie de videos en los que el influencer, Gerardo Matamoros, se mostraba cerca del volcán Popocatépetl pese a que el Centro Nacional de Prevención de Desastres (Cenapred), ha reiterado no ascender al cráter y respetar el radio de exclusión de 12 km.

En entrevista con EL UNIVERSAL, Gerardo quien es originario de Puebla, reiteró que realizó la visita bajo su propio riesgo y no por fama, sino por cuestiones personales. Incluso relató que se sintió agradecido por estar ahí y presenciar el fenómeno de cerca.

"Sentí nostalgia de felicidad y agradecimiento de llevarle su ofrenda a ´Don Goyo´, pedí perdón por el maltrato a la madre tierra porque hay tala de árboles desmedida y también le quise agradecer por todas las veces que he subido y bajado sin complicaciones".

De igual forma aclaró que nadie lo rescató como se especulaba en internet: "Por mí nadie se arriesgó y yo no arriesgué a nadie, fui bajo mi propio riesgo y nadie me rescató, yo pude bajar solo", resaltó.

Gerardo tiene más de 5 años de experiencia en senderismo

Para Gerardo, subir a las montañas se ha convertido en una actividad que le ha dado algo más que una ocupación. Compartió con EL UNIVERSAL que padece la enfermedad de Crohn, misma que le impide moverse en algunas ocasiones, por dolores intensos.

Desde hace más de cinco años realiza las caminatas sin problemas, además de que empezó a ir como un pasatiempo y luego se especializó como auxiliar de guía de montaña.

"Yo ya practicaba el deporte solo, ya después iba con grupos que me enseñaban y de ahí es que aprendí a ser auxiliar de montaña, me iba capacitando con los grupos que iba", comentó.

Su experiencia en senderismo le permitió llegar hasta las zonas restringidas del volcán, para grabar los videos que aparecen en distintas plataformas como TikTok. Aunque admitió que tenía conocimiento de las consecuencias.

"Estaba en el paso de Cortés, a menos de un kilómetro del volcán, pero me encontraba en la base y no en el cráter como muchos piensan. Además, llevaba mi equipo para poder subir y fui sabiendo que lo permitido es estar en un radio de 12 km".

Y agregó: "Los policías restringieron el acceso al paso de Xalitzintla, pero conozco otras rutas para poder llegar al ombligo del Popo".

Al cuestionarle si las autoridades le impusieron alguna sanción por haber llegado a un punto que no estaba permitido, respondió que hasta el momento no.

Lo que destacó es que se siente agradecido con el volcán, pues para él, el Popocatépetl es un protector de la tierra que forma parte de la cultura de los mexicanos y al que hay que tenerle respeto.

"Yo siento que ´Don Goyo´ estaba enojado, por eso quise llevarle su ofrenda porque desde hace tiempo no permiten a los pobladores subir para que lleven a cabo los rituales como de costumbre. Quise pedirle perdón por quienes dañan sus tierras y también por mí, en agradecimiento porque puedo subir y bajar sin que me pase algo pese a la enfermedad que tengo", resaltó.

Finalmente, Gerardo Matamoros contó que no le afectan los comentarios negativos y hasta las amenazas que ha recibido por su hazaña, al contrario, los agradece.