Anuncios

Hans Zimmer charla sobre la magia de componer para cine y su primera gira en 7 años

LOS ÁNGELES (AP) — Por años, la música original del compositor alemán Hans Zimmer ha sido la banda sonora de momentos inolvidables de películas como “The Lion King” (“El rey león”) “Gladiator” (“Gladiador”) y “The Dark Knight” (“Batman: El caballero de la noche”) y, más recientemente, “Dune” (“Duna”) y “Dune: Part Two” (“Duna: Parte dos”). A finales de este año, Zimmer llevará sus partituras galardonadas al escenario en vivo.

Su gira “Hans Zimmer Live”, que agotó las entradas en Europa, llegará a Estados Unidos y Canadá, en las primeras presentaciones de Zimmer en América del Norte en siete años.

La última vez, como recordarán algunos fanáticos, fue una actuación en Coachella en 2017.

A través de Zoom desde Nueva York, Zimmer dijo que se inspiró después de “negarse a subirse a un escenario por 40 años” por algo que le dijeron sus amigos, Johnny Marr y Pharrell Williams de The Smiths.

“Tienes que mirar a tu audiencia a los ojos. No te puedes esconder detrás de la pantalla para siempre. Ya sabes, se lo debes a tu público”, recordó que le dijeron. Y después de Coachella, se dio cuenta: “Puedo hacerlo”, dijo.

Tras su gira por Europa, “estamos en la cima de nuestro juego en este momento”, dice sobre su orquesta.

No esperes un escenario de música clásica tradicional o un concierto de piano: en “Hans Zimmer Live”, no hay director, ni partituras frente a cada músico, y ni un solo fotograma de las películas a las que hace referencia.

“Vengo del rock and roll y creo en montar un espectáculo”, dice. “La gente se queda con nosotros porque les damos una experiencia que nunca habían tenido... La vida es dura. La vida es dura en estos días. Y la gente trabaja duro para pagar estas entradas, así que más vale que hagamos un espectáculo que sea absolutamente digno de que vengan a vernos”.

“Hans Zimmer Live” comienza en el Gas South Arena en Duluth, Georgia, el 6 de septiembre y llegará a 17 ciudades de Estados Unidos y Canadá antes de concluir en el Rogers Arena en Vancouver, Columbia Británica, el 6 de octubre.

El recorrido incluye paradas en Hollywood, Florida; Raleigh, Carolina del Norte; Nueva York; Baltimore; Boston; Montreal y Toronto; Minneapolis; Chicago; Fort Worth, Texas; Denver; Las Vegas; Los Ángeles; Oakland, California, y Seattle.

Zimmer dice que los asistentes pueden esperar una audiencia diversa. “Le he echado un vistazo al público y hay una madre con su nieto sentada al lado de un tipo con una mohicana, sentado al lado de un hombre con un traje sastre, sentado al lado de otro grupo de, ya sabes, motociclistas”, dijo Zimmer. “Por lo tanto, no es solo multigeneracional, es multicultural”.

La multiculturalidad también está en la orquesta de Zimmer. Múltiples de sus integrantes son de Ucrania.

“Dos semanas después de que comenzara la invasión, logramos sacar a la mitad de ellos de Odesa”, dice. Lebo M, quien canta el tema de “The Lion King” y era un refugiado político de Sudáfrica cuando Zimmer lo conoció. Pedro Eustache, su intérprete de instrumentos de viento de madera, es de Venezuela, “y cree que probablemente nunca podrá volver a casa”, dice Zimmer.

“Tengo un grupo muy, muy internacional de músicos y... Parte de lo que los convierte en músicos tan comprometidos emocionalmente es que todos tienen una historia que contarte”.

“Hans Zimmer Live”, que recientemente fue refrescado, incluye obras de “Gladiator”, “The Dark Knight”, “Dune”, “The Lion King”, “Interstellar” (“Interestelar”), “Pirates of the Caribbean” (“Piratas del Caribe”) y “The Last Samurai” (“El último samurai”).

“Cada pieza está conectada con la aventura de crearla, la aventura de hacer esa película, la aventura de la colaboración, la aventura de, ya sabes, ‘¿Cómo llegamos aquí?’”, dice. ”¿Dónde empezó este viaje? ¿Y cómo podemos asegurarnos de que nunca termine?

“Cada una de esas películas está pintada de color y se ve afectada por lo que sucede a nuestro alrededor. Y todos han sido viajes extraordinarios”.

Los filmes y su música son muy diferentes, pero el enfoque y los arreglos idiosincrásicos de Zimmer son el tejido que los une. Eso y un toque secreto hace que una banda sonora sea efectiva y conmovedora.

“Hay que estar comprometido. Tienes que ser honesto. No se puede ser sentimental”, dice sobre los elementos de una partitura exitosa. “La otra cosa es la gente la que lo está interpretando. Porque si lo piensas, los últimos actores que realmente son contratados, los últimos actores que actúan en una película, son los músicos. Por lo tanto, soy muy cuidadoso a la hora de elegir a las personas con las que trabajo”.

Las entradas para “Hans Zimmer Live” estarán disponibles para su compra a partir del www.hanszimmerlive.com, a partir del 22 de marzo a las 10 a.m. hora local.