“No me gusta mendigar”: el honesto cartel con el que un indigente consiguió salir de la calle

·2  min de lectura
Una mujer le sacó una foto a su cartel, lo publicó en Facebook y el caso se hizo viral
Una mujer le sacó una foto a su cartel, lo publicó en Facebook y el caso se hizo viral

El cartel que escribió una persona sin techo le permitió conseguir una vivienda después de pasar dos años durmiendo en las calles. Se trata de Michael Bucknell, un hombre de 38 años de Wakefield, Inglaterra, al que le cambió la suerte después de que una mujer compartiera su mensaje en las redes sociales.

Michael cuenta que primero se quedó sin trabajo, luego se le consumieron los pocos ahorros con los que estaba viviendo hasta que finalmente terminó en la calle pasando sus noches en albergues temporales, refugios y a la intemperie. El hombre creyó que le llegaría una oportunidad con el paso del tiempo, pero después de dos años decidió que no pasaría otra Navidad a la deriva y escribió un cartel para poder encontrar una casa.

“Destructora de familias”: le colgaron un pasacalles por infiel y su reacción fue insólita

En declaraciones al periódico Yorkshire Live, dijo: “No me gusta mendigar, me parece bastante degradante. Me han escupido, golpeado y acusado de solo pedir dinero para consumir drogas. Solo soy alguien que ha atravesado tiempos difíciles. He tenido altibajos a lo largo de mi vida y quería un lugar al que llamar hogar. Me dije a mí mismo: ‘Quiero estar fuera de las calles antes de Navidad’ y ahora la gente me ha dado ese regalo”.

Michael vivía en la calle desde hacía dos años esperando por una oportunidad; su suerte cambió cuando sus palabras se viralizaron
Michael vivía en la calle desde hacía dos años esperando por una oportunidad; su suerte cambió cuando sus palabras se viralizaron


Michael vivía en la calle desde hacía dos años esperando por una oportunidad; su suerte cambió cuando sus palabras se viralizaron

Su letrero, escrito a mano sobre un cartón, dice: “Soy Michael, no consumo drogas ni alcohol, simplemente tuve la mala suerte de quedarme sin hogar. Estoy buscando trabajo. Gracias por tu ayuda y amabilidad. Michael”. Al leer estas palabras, se le acercó una mujer desconocida llamada Mollie May, quien lo fotografió y lo publicó en su cuenta de Facebook. Allí, May alentó a sus vecinos y amigos a que le dieran una oportunidad o le hicieran saber si podían conseguirle un trabajo. En poco tiempo, su caso se volvió viral.

Si bien todavía Michael no ha logrado conseguir ninguna fuente de ingresos, cada vez más personas se detienen para donarle algo de dinero o comprarle algo de comer. Gracias a la ayuda de la mujer, el hombre logró juntar 150 libras con las que pudo acceder a una vivienda para personas desempleadas, que espera amueblar con algunos elementos esenciales como una tostadora y un televisor.}

“Show sexual”: la lapidaria nota en un ascensor que desató una guerra entre vecinos

“Estoy empezando desde cero, pero estoy mejorando”, dijo. “Es un nuevo comienzo y espero que sea un nuevo capítulo de mi vida. Se siente brillante, no puedo agradecer a la gente lo suficiente. Me ayudaron mucho. Ahora que estoy fuera de las calles voy a aprovechar esta oportunidad con ambas manos y no dejarla pasar”.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.