Anuncios

Guatemala: misión de SIP y CPJ piden a Guatemala respeto al ejercicio periodístico

CIUDAD DE GUATEMALA (AP) — Una misión de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) y del Comité de Protección a Periodistas (CPJ) visitó al nuevo gobierno de Guatemala para abordar la defensa de la libertad de expresión y el libre ejercicio del periodismo sin acoso, criminalización y persecución judicial.

Roberto Rock, presidente de la SIP, dijo a The Associated Press la noche del jueves que la misión llegó al país ante la preocupación por el riesgo en el que los periodistas guatemaltecos ejercen su profesión. Esperan que las condiciones mejores con la llegada al poder de nuevas autoridades el pasado 14 de enero.

Rock explicó que, a diferencia de otros países como México donde el crimen organizado y la delincuencia agreden y asesinan a periodistas, “lo que ocurre en Guatemala es que aquí el riesgo venía de parte de agentes del Estado, particularmente de fiscales y jueces”. Tiene un reporte, aseguró, de al menos 23 periodistas que decidieron exiliarse durante el gobierno de Alejandro Giammattei.

El presidente de la SIP recalcó además que el entorno en países de la región era difícil. “Hay gobiernos hostiles a la prensa, gobiernos que están enfrentando muchas problemáticas... De seguridad, polarización, marginación, pobreza, confrontación social y han optado por responsabilizar de ello o de su incompetencia para enfrentar a estos desafíos a la prensa”, apuntó.

La misión de la SIP se reunió con el presidente guatemalteco, Bernardo Arévalo, y visitó en prisión al reconocido periodista José Rubén Zamora, preso desde hace más de 18 meses, a quien la fiscalía acusó de lavado de dinero. Su defensa alega que es una venganza por sus investigaciones periodísticas anticorrupción contra funcionarios de gobierno.

La delegación también se reunió con el ministro de Gobernación, Francisco Jiménez, y con funcionarios de la Corte Suprema de Justicia.

Para el presidente de la SIP las condiciones en Guatemala están cambiando y afirmó que hubo compromisos por parte de Arévalo para mejorar las condiciones de transparencia de la información, así como de no utilizar al Estado para criminalizar la libertad de expresión.

“El gobierno no va a usar herramientas para perseguir y castigar judicialmente a los periodistas", indicó Rock, que también dejó constancia de la voluntad de las nuevas autoridades de construir "un mecanismo de protección a periodistas”.

Por su parte, Carlos Martínez de la Serna, del CPJ, dijo que Guatemala ha tenido un largo periodo “muy duro” para los periodistas en los que se les ha perseguido y criminalizado, especialmente a los que informan sobre conflictos en los territorios, crimen organizado, entre otros.

“Es un momento de esperanza para el periodismo, creo que va a cambiar, hay que entender la complejidad de la situación en Guatemala, que los cambios van a requerir tiempo y mucha destreza, pero confío", señaló. Según contó, el nuevo gobierno tiene la libertad de prensa como prioridad en su agenda.