Anuncios

Grupos oficialistas se movilizan contra el paro en la mayor región de Bolivia

Santa Cruz (Bolivia), 31 oct (EFE).- Sectores sociales afines al oficialismo se movilizan este lunes en Santa Cruz, la mayor región y motor económico de Bolivia, para exigir el levantamiento del paro indefinido por el censo 2023, que ya suma diez días.

Desde primeras horas grupos de transportistas, comerciantes y miembros de las juntas vecinales se han congregado para marchar hasta el centro de la ciudad en contra de las consecuencias del paro.

Una de las marchas que partió por la mañana desde la refinería de Palmasola, en el sur de la ciudad, fue levantando a su paso los escombros, llantas y cuerdas en los puntos de bloqueos para habilitar las vías al tránsito de vehículos.

DIEZ DÍAS DE HUELGA

Desde el sábado 22 de octubre los líderes cívicos de Santa Cruz iniciaron un paro para presionar al Gobierno del presidente Luis Arce con el fin de que anule el decreto que establece que el censo poblacional debe realizarse en 2024 y no en 2023 como inicialmente estaba previsto.

Por su parte, sectores afines al Gobierno iniciaron una protesta contra el paro en Santa Cruz, bloqueando caminos, exteriores de empresas, fábricas y refinerías para presionar a los líderes cívicos con el objetivo de que levanten la medida de presión.

Los grupos afines al Gobierno consideran que el paro perjudica a la población más pobre, que debe generar sus ingresos a diario, mientras que las fábricas y empresas, que aseguran son de muchos representantes cívicos y sus familias, continúan trabajando.

Las jornadas de paro han estado marcadas por enfrentamientos y en el primer día se registró un fallecido en la localidad de Puerto Quijarro, fronteriza con Brasil, en medio de los choques entre personas que bloqueaban las vías y las que buscaban desbloquear.

El Gobierno y la Gobernación de Santa Cruz, en cabeza del opositor Luis Fernando Camacho, han cruzado acusaciones de promover la violencia mediante grupos de choque que buscan imponer la voluntad de los dos bandos en disputa.

Santa Cruz lidera las protestas para que el censo poblacional se realice en 2023 y que sus resultados se apliquen en 2025, año en el que están previstos los comicios presidenciales.

El pasado viernes el Gobierno y autoridades regionales, gobernadores y alcaldes del país se reunieron en un encuentro del que emergieron dos propuestas: que el censo se realice en abril de 2024 o que se desarrolle entre octubre de 2023 y abril de 2024, aunque la fecha exacta deberá definirla una comisión técnica.

(c) Agencia EFE