Anuncios

El Gobierno francés, "escandalizado" por una manifestación de ultraderecha en París

París, 2 dic (EFE).- El ministro del Interior de Francia, Gérald Darmanin, se reconoció "escandalizado" por la celebración de una manifestación ultraderechista que agrupó el viernes a unas 200 personas en pleno corazón de París, en la zona del Panthéon.

En una declaración realizada esta madrugada, poco después de una primera votación sobre la ley de inmigración, Darmanin recordó que había ordenado su prohibición por los problemas de orden público que podía engendrar, pero que acabó celebrándose después de que un tribunal administrativo acogiese los argumentos del grupúsculo organizador, Los Nativos.

Este grupo organizó la protesta para denunciar la muerte del adolescente Thomas, apuñalado el 18 de noviembre en una fiesta supuestamente por un joven francés con raíces magrebíes, durante una fiesta en el pequeño pueblo de Crepol, en el departamento de la Drome (sureste de Francia).

El sospechoso y el resto de la mayoría de implicados en la muerte proceden de la localidad cercana de Romans sur Isere, donde las tensiones se han exacerbado por las manifestaciones xenófobas convocadas.

Otras manifestaciones ultraderechistas previstas para el viernes sí que fueron anuladas, como la de Burdeos. Durante la última semana, otro puñado de ciudades acogieron protestas espontáneas.

En todas ellas se culpa al Gobierno de Emmanuel Macron de laxitud frente a la delincuencia y ante la entrada de inmigrantes.

Según datos oficiales, hay unas 1.300 personas fichadas como radicales de ultraderecha y se han desactivado 13 atentados relacionados con esta ideología desde 2017.

(c) Agencia EFE