Anuncios

Las góndolas de Gran Bretaña se quedan sin verduras y una ministra sugirió reemplazar el tomate por el nabo

Supermercados británicos racionan algunas hortalizas ante la falta de abastecimiento
Supermercados británicos racionan algunas hortalizas ante la falta de abastecimiento

LONDRES.- Reino Unido está atravesando una profunda crisis en la producción de productos hortofrutícolas: los productores de las regiones agrícolas más grandes advirtieron que la escasez de algunos alimentos, como tomates y morrones, podría extenderse hasta mayo debido a la falta de mano de obra, los costos de la energía en aumento, la inflación y los problemas de la cadena de suministro por el cambio climático.

Desde entonces, las góndolas de los supermercados se ven casi vacías, con carteles que indican que solo se pueden llevar un máximo de tres paquetes de algunas frutas y verduras, según dijeron a LA NACION personas que viven en Inglaterra.

De hecho, la cadena británica de supermercados Asda impuso límites a las compras de algunas frutas y hortalizas en respuesta a la crisis. Además, la Asociación de Productores Lea Valley (LVGA), informó que los principales agricultores del Reino Unido están retrasando la siembra de algunas cosechas debido a los altos costos energéticos. Esto significa que la escasez en los supermercados no se terminarán en una a dos semanas, como había dicho Teresa Ana Coffey, secretaria del Departamento de Medio Ambiente, Alimentación y Asuntos Rurales (Defra).

En ese contexto, el Defra dijo que el gobierno convocó a los principales grupos de supermercados británicos para discutir qué están haciendo para reabastecer las estanterías con productos para la ensalada.

Buscando alternativas

En plena crisis, Coffey alentó a los británicos a sustituir sus ensaladas de verduras con nabos, diciendo que la gente debe “apreciar las especialidades que tenemos en este país.”

“Mucha gente estaría comiendo nabos ahora mismo en lugar de pensar necesariamente en aspectos como la lechuga y los tomates y similares, pero soy consciente de que los consumidores quieren una elección durante todo el año y eso es lo que nuestros supermercados, productores de alimentos y cultivadores de todo el mundo tratan de satisfacer”, dijo Coffey al Parlamento británico el jueves.

La referencia de Coffey provocó una avalancha de ventas, y algunas tiendas llegaron a agotar existencias durante el fin de semana. Sin embargo, a algunos expertos del sector no les hizo ninguna gracia y las críticas no tardaron en aparecer.

David Exwood, vicepresidente del Sindicato Nacional de Agricultores, sugirió que el gobierno no se estaba tomando en serio los problemas de abastecimiento de alimentos en Gran Bretaña, e instó al gobierno a dejar de depender de las importaciones de alimentos y centrarse en cambio en la producción nacional.

“Se trata de una situación grave”, declaró a Sky News Sunday. “Necesitamos que el gobierno se lo tome en serio en lugar de hacer comentarios frívolos sobre los nabos”.

La escasez de mano de obra también afectó al Reino Unido, especialmente en la industria avícola, la agricultura hortícola y las granjas porcinas. Esto se debe en parte a las restricciones posteriores al Brexit a la libertad de movimiento.

Además, el clima extremo en el Reino Unido y en muchos países productores europeos afectaron los rendimientos de los cultivos y el ganado, lo que también contribuyó a la escasez de alimentos y se espera que afecte las importaciones durante las próximas semanas.