Líderes de Ucrania se reúnen con el fin del alto el fuego cerca

Los presidentes de Moscú y Kiev han acordado trabajar en la adopción de un alto el fuego en Ucrania, además de establecer controles fronterizos efectivos, informó el lunes la oficina del presidente de Francia en un comunicado. Imagen del presidente ruso, Vladimir Putin, en una ceremonia de entrega de credenciales a embajadores extranjeros en el Kremlin en Moscú el 27 de junio. REUTERS/Yuri Kadobnov/Pool

PARÍS (Reuters) - El presidente de Ucrania, Petro Poroshenko, convocó una reunión de sus jefes de seguridad para decidir si ampliaba el débil alto el fuego en su guerra contra los separatistas del este, que está previsto que expire a las 10 de la noche hora local (1900 GMT). Poroshenko consultó al consejo de seguridad nacional y defensa después de una conversación a cuatro bandas con los líderes de Alemania, Francia y Rusia que tenía como objetivo poner fin a la situación en el este rusófono de Ucrania, donde las fuerzas gubernamentales han estado luchando contra separatistas prorrusos desde abril. Su oficina dijo que los cuatro líderes respaldaron una nueva reunión del llamado grupo de contacto, que incluye a líderes separatistas, un expresidente ucraniano, un alto representante del organismo de control de derechos y seguridad OSCE y el embajador de Moscú en Kiev. El grupo, que trata de desactivar la crisis, podría considerar opciones para un nuevo alto el fuego entre ambos bandos, trabajar para establecer controles fronterizos eficaces y asegurar la liberación de los rehenes de los dos lados. Pero la oficina de Poroshenko no dejó claro si recomendaría una nueva prórroga de la tregua a partir del lunes por la noche, cuando se reunirá con sus jefes de seguridad. Se enfrenta a peticiones de algunos de ellos para no ampliarlo tras las pérdidas en el ejército ucraniano en los últimos siete días. Desde el inicio del alto el fuego el pasado 20 de junio, un total de 27 soldados ucranianos fallecieron y otros 69 resultaron heridos, dijo un comunicado tuiteado por el Ministerio de Exteriores. Antes de la reunión, Vitaly Yarema, fiscal general, dijo: "Tenemos que acabar con esto y limpiar nuestro territorio de terroristas y dar a la gente la oportunidad de vivir en un país normal". Poroshenko amplió el primer alto el fuego, de una semana de duración, en 72 horas el pasado viernes a instancias de Occidente y Rusia, pero muchos en el gobierno dicen que los separatistas están utilizando este tiempo para reagruparse y rearmarse. AMENAZA DE SANCIONES La tregua tenía como fecha límite la misma dada por los líderes de la Unión Europea para considerar nuevas sanciones contra Rusia. La Unión Europea, que firmó el viernes un histórico pacto de libre comercio con Ucrania, ha advertido de que podría imponer más sanciones sobre Moscú a menos que los rebeldes prorrusos actúen para desactivar la crisis en el este del país para el lunes. Putin volvió a instar a una extensión del alto el fuego en el este de Ucrania y establecer un mecanismo de control para vigilar la tregua con la participación de la OSCE, dijo el Kremlin en un comunicado después de las conversaciones. "Los líderes hablaron a favor de convocar una tercera ronda de consultas entre Kiev y las regiones del sureste lo antes posible", dijo.