Anuncios

FMI avala plan ajuste de Milei y desembolsa 4.700 millones de dólares para Argentina

Los legisladores se reúnen antes de comenzar el debate sobre un proyecto de ley promovido por el presidente argentino Javier Milei en el Congreso en Buenos Aires, Argentina, el miércoles 31 de enero de 2024. (AP Foto/Natacha Pisarenko)

BUENOS AIRES (AP) — El plan de ajuste del presidente argentino Javier Milei recibió el jueves un guiño del Fondo Monetario Internacional, que giró 4.700 millones de dólares y elogió al nuevo gobierno por haber tomado “medidas audaces” para restaurar la estabilidad económica y abordar problemas que obstaculizan el crecimiento y la inversión.

“Estas primeras acciones empiezan a dar sus frutos”, dijo el FMI en un informe especial sobre el país. “Se están realizando los esfuerzos para construir el marco social y político que sustente al plan de estabilización”, expresó el organismo, pero también advirtió que el camino hacia la estabilidad presenta “importantes desafíos” por las divisiones políticas en el Congreso y la “frágil” situación social.

El informe se hizo público un día después de la aprobación del desembolso como parte de un programa de refinanciación de un préstamo de 44.000 millones de dólares otorgado en 2018.

Se trata de la la séptima revisión del acuerdo del directorio ejecutivo del FMI y la primera bajo la presidencia del ultraliberal Milei. Tuvo lugar mientras la Cámara de Diputados del país debate un paquete reformas que el mandatario considera clave para el éxito de su programa económico. La oposición ha criticado con dureza algunos artículos ese proyecto, poniendo en duda su aprobación.

Argentina recibió en 2018 el mayor préstamo otorgado por el FMI en su historia por un monto de casi 55.000 millones de dólares, de los cuales finalmente fueron desembolsados 44.000 millones.

A causa de la pandemia y una sequía histórica, el anterior gobierno de centroizquierda de Alberto Fernández acordó a principios de 2022 un nuevo programa de refinanciación por el cual el país se comprometía a cumplir una serie de metas fiscales y de emisión monetaria, entre otras.

Estas pautas quedaron en suspenso desde mitad de 2023, en coincidencia con la campaña electoral que llevó a la presidencia a Milei.

En su reporte de 119 páginas, el FMI destacó que desde la anterior revisión del programa durante la administración de Fernández los desequilibrios y distorsiones “se han agudizado peligrosamente” en Argentina y el programa se desvió con políticas “muy expansivas e inconsistentes”. Como ejemplos mencionó un aumento del déficit fiscal, el agotamiento de las reservas internacionales y una galopante inflación de tres dígitos, entre otros.

Poco después de haber asumido como presidente el 10 de diciembre, Milei devaluó 50% el peso y puso en marcha un plan de ajuste y desregulación de una economía que en los últimos años ha tenido una fuerte intervención estatal. Las medidas incluyen recortes del gasto público para disminuir el déficit fiscal, miles de despidos en la administración pública y la reducción de subsidios al transporte público y el sector energético.

El gobierno de Milei aprovechó el anuncio del FMI para destacar su plan.

“Esto ratifica los esfuerzos que estamos haciendo en el camino de lograr el déficit cero y el orden de las cuentas públicas”, dijo el portavoz de la presidencia, Manuel Adorni, el jueves en rueda de prensa.

Argentina es uno de los países con más inflación en todo el mundo: ascendió al 25,5% en diciembre y fue de 211,4% en todo 2023, el nivel más elevado en las últimas tres décadas. Más del 40,1% de la población vive en situación de pobreza y más del 10% en pobreza extrema. El salario real, asimismo, se contrajo un 23% con respecto a los niveles de 2016.

Como parte de la revisión, el FMI cambió las previsiones económicas para Argentina y espera una contracción de 2,8% este año antes de que vuelva a crecer un 5% en 2025. En 2023 la actividad de la nación sudamericana habría retrocedido un 1,1%.

Como gesto de confianza hacia el nuevo gobierno, el FMI también aprobó una extensión del acuerdo hasta el 31 de diciembre de 2024, lo cual le garantiza nuevos desembolsos en los próximos meses.

En su informe, el FMI indicó que hay importantes desafíos en el mediano plazo que aún no se han atendido. El Producto Interno Bruto per cápita, citó, ha caído más de 10% desde 2011, lo que refleja un bajo nivel de inversión y una caída de la productividad en un contexto de un alza del trabajo informal.

El organismo financiero dijo que la implementación de la reforma propuesta por el gobierno requerirá de apoyo político y social. El partido de Milei, La Libertad Avanza, es minoría en ambas cámaras del Congreso.

“Teniendo en cuenta la muy delicada situación social, se necesitarán más esfuerzos para asegurar un reparto adecuado de la carga y apoyo para los más vulnerables”, indicó el informe.

El programa de estabilización, señaló, requerirá que se incluya una expansión temporal de la asistencia social para los más vulnerables debido al impacto inicial en un alza de la inflación y la contracción de la actividad.

——

Salomon reportó desde Miami.