Fed se mantiene en modo de combate contra la crisis mientras recuperación parece moderarse

Howard Schneider
·4  min de lectura
Imagen de archivo de la sede central de la Reserva Federal en Washington, EEUU.

Por Howard Schneider

WASHINGTON, 27 ene (Reuters) - La Reserva Federal mantuvo el miércoles su tasa de interés referencial cerca de cero y no realizó cambios en su programa mensual de compra de bonos, comprometiéndose nuevamente a sostener esos pilares económicos hasta que haya una recuperación completa de la recesión generada por la pandemia.

Esto no ha ocurrido, por lo que los responsables de política del banco central estadounidense advirtieron de una posible ralentización del ritmo de la recuperación en un comunicado hecho público al final de su reunión de dos días.

"El ritmo de la recuperación de la actividad económica y el empleo se ha moderado en los últimos meses, y la debilidad se ha concentrado en los sectores más afectados por la pandemia", dijo el comité que fija la política en el comunicado.

"La crisis de salud pública en curso sigue pesando sobre la actividad económica, el empleo y la inflación, y plantea riesgos considerables para las perspectivas económicas", agregó.

La decisión de la Fed de dejar su tasa referencial en un rango objetivo de 0 a 0,25% y seguir comprando al menos 80.000 millones de dólares en bonos y 40.000 millones de dólares en activos respaldados por hipotecas cada mes fue unánime.

La atención de las autoridades de la entidad en la posible moderación de la recuperación da más peso a la promesa de la Fed de mantener la política monetaria en una postura "expansiva" durante lo que pueden ser meses o incluso años.

Aunque el programa de vacunación en marcha podría ayudar a una reapertura económica y una recuperación más plena a fines de año, por ahora las autoridades de la Fed consideran que Estados Unidos sigue en un hoyo profundo, con altos niveles de desempleo, pequeñas empresas complicadas y un reciente alza de infecciones por COVID-19 que requieren una respuesta a nivel de crisis por parte del banco central.

En una conferencia de prensa posterior al encuentro, el presidente de la Fed, Jerome Powell, hizo énfasis en que el banco central no planea cambios en la política monetaria hasta que esté claro que la economía muestra una mejora sostenida.

También declinó referirse al precio de las acciones del minorista de videojuegos GameStop, que se ha disparado en los últimos días en medio de una batalla entre inversores en minoristas y operadores profesionales que califican a la baja estos papeles.

El jefe de la Fed destacó que el banco central prefiere usar herramientas de macroprudencia, como las pruebas de resistencia y los niveles de liquidez, para lidiar con los riesgos a la estabilidad financiera, rechazando hacer comentarios sobre movimientos diarios del mercado o el precio de una acción.

"No creemos que tengamos éxito todas las veces cuando elegimos el momento exacto para intervenir los mercados", dijo Powell. "Supervisamos las condiciones financieras de forma muy amplia, y aunque no tenemos jurisdicción (...) sobre muchas áreas del sector no bancario, otras agencias sí".

"NADA MÁS IMPORTANTE"

Estados Unidos perdió empleos en diciembre y muchos indicadores de contratación y gasto se han estancado desde que las infecciones por coronavirus comenzaron a aumentar en el otoño boreal.

La Fed dijo que dejará intacto el programa de compra de bonos hasta que haya un "progreso sustancial adicional" hacia la recuperación y mantendrá las tasas cerca de cero hasta que la inflación alcance el objetivo del 2%.

Powell destacó que el destino de la economía está ligado al éxito del programa de vacunación en Estados Unidos.

"No hay nada más importante para la economía ahora que la vacunación de la gente", afirmó, agregando que las partes más débiles de la economía son sectores donde las personas deben trabajar junto a otras personas.

Powell dijo a los medios que recibió la primera dosis de una vacuna contra el COVID-19 y que espera recibir la segunda pronto.

Las acciones estadounidenses ampliaron su declive tras la publicación del comunicado de la Fed y las palabras de Powell y el índice referencial S&P 500 cerró con un descenso superior al 2,5%.

El rendimiento de los bonos del Tesoro seguía más bajo en el día y el dólar subía levemente frente a una cesta de seis destacadas monedas.

(Reporte adicional de Stephen Culp y Jonnelle Marte en Nueva York; editado en español por Manuel Farías, Javier Leira y Carlos Serrano)