Familias en vilo: la escuela de Tigre que casi no tuvo clases y podría no reabrir esta semana

·5  min de lectura
La municipalidad trabaja contra reloj en la instalación de calderas en la histórica Escuela Primaria N° 6 Bartolomé Mitre, de Tigre
Alejandro Guyot

En vísperas del fin de las vacaciones de invierno y el regreso de las clases presenciales con “sistema de burbujas sanitarias”, en la provincia de Buenos Aires hay varias escuelas que preocupan por sus problemas de mantenimiento y falta de servicios básicos. Una de ellas es la Escuela Primaria Nº 6 Bartolomé Mitre, en el municipio de Tigre, en la que todavía no funcionó la calefacción en lo que va del año.

“Prácticamente no se dieron clases presenciales. Primero por la cuarentena, después porque estaban arreglando los baños, y ahora porque un día quisieron probar la caldera y se dieron cuenta de que estaba rota. Solo tuvieron una hora los de primer grado durante dos semanas en marzo. El resto hace un año y medio que no tienen”, relató Victoria Anchorena, madre de uno de los cientos de chicos que dependen de este histórico colegio y cara visible del grupo de padres que visibilizó la problemática.

Fin del receso invernal: los chicos regresan a las aulas con diversos grados de presencialidad en todo el país

Pese a que las obras en colegios públicos de orden provincial dependen del gobierno bonaerense, según una directiva del Consejo Escolar la presión de autoridades y familiares de alumnos ante la dilatación de los tiempos derivó en que el propio municipio se encargara de garantizar la compra de una nueva caldera. La instalación, afirmaron desde la Secretaría de Educación del partido, estaría lista para el regreso de la escolaridad presencial, que arranca esta semana.

“Reemplazamos una caldera muy antigua por una nueva que recibimos hoy y que vamos a estar instalando entre el fin de semana y el lunes para que los chicos puedan retomar la presencialidad el martes [por mañana] en condiciones seguras y óptimas”, explicó el viernes a LA NACION el subsecretario de Educación de Tigre, Renso Heredia.

La Escuela Primaria N° 6 Bartolomé Mitre, de Tigre, tiene una matrícula de 750 alumnos
Alejandro Guyot


La Escuela Primaria N° 6 Bartolomé Mitre, de Tigre, tiene una matrícula de 750 alumnos (Alejandro Guyot/)

Pese a este avance, Anchorena criticó las trabas burocráticas del Estado a la hora de dar respuestas, sostuvo que intentaron “patear el problema para el año que viene” y marcó que la Municipalidad de Tigre al comienzo compró dos calderas que no servían, por lo que tuvieron que cambiarlas. “La justificación que dieron fue que no sabían que la escuela tenía dos pisos, y yo te juro que no hay que ser ingeniero para darse cuenta de que esta escuela tiene dos pisos”, dijo.

Desde el área de Infraestructura Escolar del municipio dieron otra versión de los hechos: “Tomamos el caso un día antes de que empezara el receso escolar. Ante la urgencia, nos pusimos a trabajar con un prestador que nos ofrecía dos calderas de 40.000 kilocalorías, pero resultó ser que no eran compatibles para instalarlas en paralelo. A raíz de ello, seguimos manteniendo el contacto con la fábrica, pudimos conseguir el equipo necesario y hoy se encuentran trabajando en su conexión”, describieron.

La presencialidad en las escuelas bonaerenses comenzó en febrero para los alumnos que no habían terminado los contenidos mínimos o abandonaron sobre el ciclo lectivo 2020, año en el que las clases fueron exclusivamente virtuales. El resto de la primaria y el nivel inicial volvieron a las aulas el 1º de marzo, mientras que la secundaria lo hizo el 8. Sin embargo, duró poco, con el regreso al confinamiento estricto que decretó el 21 mayo el presidente Alberto Fernández.

La Escuela Nº 6 de Tigre fue fundada el 4 de agosto de 1899 y se encuentra sobre la calle Emilio Mitre al 201, una zona residencial ubicada a cinco minutos del centro. Pese al deterioro estructural de su imponente edificio, su prestigio de formación continúa siendo alto. En total, tiene un matrícula de 750 alumnos, de los cuales pueden asistir 350 chicas y chicos por semana mediante los protocolos sanitarios aprobados por parte del Poder Ejecutivo provincial.

La Escuela Primaria N° 6 Bartolomé Mitre, de Tigre, tiene una matrícula de 750 alumnos
Alejandro Guyot


La Escuela Primaria N° 6 Bartolomé Mitre, de Tigre, tiene una matrícula de 750 alumnos (Alejandro Guyot/)

La obra de la calefacción, afirmaron las autoridades tigrenses, se enmarcó en un programa municipal de Refacción de Escuelas Provinciales. Por su parte, desde la Dirección General de Cultura y Educación de la provincia de Buenos Aires aclararon que la gobernación distribuye fondos a los municipios y consejos escolares a través del llamado plan Escuelas a la Obra, que lleva invertidos 5570 millones de pesos en más de 3100 obras en todo el territorio bonaerense.

Trabajos pendientes

Aunque desde la municipalidad reconocen que restan trabajos por hacer, indican que con la nueva caldera el estado general del edificio será apto pese a los 122 años del colegio. Además, el subsecretario Heredia añadió que se sumaron refacciones en los baños y de luminarias, y que se pintó el interior. No así en la fachada de la entrada, que presenta un marcado deterioro con paredes descascaradas y heridas de actos vandálicos.

Las dificultades de los establecimientos públicos de la provincia no son nuevas. A comienzos de 2020, antes de la irrupción de la pandemia, un relevamiento realizado por las autoridades bonaerenses actuales arrojó que en el territorio provincial había unos 2000 establecimientos educativos con problemas de infraestructura, de los cuales se desprendían 818 que requerían obras urgentes.

“Yo mando a mis hijos a la escuela pública por una convicción muy grande que tengo. Además de la formación, entiendo el rol de contención que ofrece. Pero también sé que los padres que juntan unos pesos terminan mandando a sus hijos a un privado o a un parroquial. Pese a que fallan muchas cosas, la Escuela Nº 6 en comparación con otros colegios públicos parece ‘un lujo’. Hay casos en los que es como ir a una cárcel”, concluyó Anchorena.

Desde la Municipalidad de Tigre, indicaron que antes del receso de invierno, excepto algún caso puntual por encontrarse la escuela en obra o bien por decisión del equipo directivo en cuanto a tener docentes o auxiliares dispensados, tuvieron presencialidad cuidada más del 90% de escuelas y jardines de gestión estatal en el partido.

Además, aclararon, entre cierres y aperturas existe un proceso de organización que depende de las particularidades de cada institución, que hacen que el proceso sea gradual.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.