Anuncios

Cinco factores que pueden adelantar la menopausia y consejos para cuidar las hormonas a partir de los 40

Según una especialista, el tabaco y el consumo de alcohol habitual adelantan la menopausia
Según una especialista, el tabaco y el consumo de alcohol habitual adelantan la menopausia

Para la gran mayoría de las mujeres la llegada de la menopausia no supone una buena noticia. Se caracteriza por ese cese de la menstruación. Inicia una etapa llamada ‘climaterio’ y representa una transición entre el periodo fértil y la vejez. Se sitúa alrededor de los 51 años, con un espectro que va de los 48 a los 54 años, según la Asociación Española para el Estudio de la Menopausia, y que atraviesa un 90% de mujeres.

Marta León es ingeniera química especializada en alimentación y en salud hormonal femenina y precisamente acaba de publicar ‘La revolución invisible. Cuida tus hormonas a partir de los 40′ (Lunwerg), un manual que ha publicado con idea de que la mujer se cuide en los años previos a la menopausia, durante ese periodo de transición al cese de la menstruación, para llegar en las mejores condiciones de salud.

León recuerda el papel tan importante de las hormonas para el organismo femenino: “Están en la base de la vida, de cómo pensamos, de que por ejemplo tengamos más o menos apetito, de cómo nos relacionamos, de si tenemos más o menos líbido, y representan la base de la salud por supuesto. En función de esa fluctuación hormonal nos encontraremos de una manera u otra, y será mejor o peor nuestra transición hacia el climaterio si nos cuidamos siempre, pero especialmente a partir de los 40″.

La especialista subraya que es a partir de la cuarta década de la vida cuando hay que hacer hincapié especialmente en el autocuidado porque es cuando todo empieza a cambiar un poco y la mujer inicia el tránsito hacia esa nueva etapa, el climaterio.

“Aún no se ha producido la menopausia, pero la mujer sí se encamina hacia ella. Esos pequeños y grandes cambios que se producen en el cuerpo femenino y dejamos de menstruar. Pero antes suceden muchas cosas por lo que revisar nuestro estilo de vida. Así que tenemos que empezar a cuidarnos un poco más para que en ese tránsito la mujer ya esté preparada”, manifiesta.

¿Es igual en todas las mujeres?

Otra de las dudas que despeja esta ingeniera química especializada en salud hormonal es que el climaterio no es igual en todas las mujeres, sino que, según afirma, “depende de cada una”. Sostiene que hay manifestaciones que pueden ser comunes, pero nunca es igual en todas las mujeres.

“Hay mujeres que conforme se aproximan, notan que el ciclo se les acorta o en cambio se les alarga; otras entran de forma más abrupta al climaterio; o por ejemplo de manera quirúrgica, de forma que tras una serie de trastornos se hace necesaria una intervención que implica una histerectomía”, puntualiza León.

Pero también defiende que el climaterio de una mujer será de una manera o de otra en función de los factores genéticos de la mujer, pero también de los epigenéticos, de cómo sea su estilo de vida, si me he cuidado más o menos, de si he fumado o no, y es que el tabaco puede adelantar la edad de menopausia hasta 5 años, según advierte.

“El climaterio es diferente en cada mujer porque además de la genética diferente, tenemos una epigenética diferente y cada mujer un estilo de vida distinto”, resalta Marta León.

¿Qué puede adelantar la menopausia?

Sobre si se puede retrasar la llegada del climaterio de alguna manera reconoce Marta León que “no está muy claro por el momento”, “hay estudios en marcha”, pero sí afirma que hay factores que lo adelantan, como una mala gestión del estrés, el tabaco, el consumo de alcohol habitual, la exposición a disruptores endocrinos o a tóxicos medioambientales.

A su juicio, muchas veces, el intentar retrasar la menopausia tiene más un componente emocional de querer para el tiempo y de mantenernos en una edad determinada, más que por aspectos sanitarios: “Cuando entramos en esta etapa, las mujeres siempre vivimos un duelo a todo lo que hemos estado pasando, y esto nos deja también como en incertidumbre de lo que vendrá”.

Según prosigue, cuando nos cuidamos y estamos en edad fértil, los estrógenos nos ofrecen protección cardiovascular, y por ejemplo, también favorecen el cuidado de nuestra microbio el tejido envejece más rápido, el de la cara, que hace que aparecen más arrugas, el tejido de nuestras mucosas, entre otros. El intentar retrasar para intentar retrasar el envejecimiento de los tejidos ahí está”, resalta esta ingeniera química especializada en alimentación y salud hormonal. Puntualiza que no hay que olvidar aquí que las mujeres, con la esperanza de vida que tenemos, vivimos más años sin menstruación que con menstruación.

Así se pueden cuidar las hormonas a partir de los 40

Con todo ello, la autora de ‘La revolución invisible. Cuida tus hormonas a partir de los 40′, enumera una serie de consejos a seguir a partir de la cuarentena y que nos ayudarán a la hora de estar preparadas para la menstruación:

1. Dejar de fumar: es uno de los más importantes, porque aumenta el envejecimiento celular y muy rápido; si queremos preservar nuestros tejidos necesitamos dejarlo; aparte de que el tabaco altera nuestra reserva ovárica y adelanta la fecha de menopausia.

2. Preservar nuestra energía y a partir de tomar alimentos energéticos, fundamentalmente grasas buenas, como las omega 3, a través del pescado, sobre todo pescado azul y pequeño, o semillas de lino y de chía; porque nos ayudará por un lado a preservar tejidos neurológicos, o bien para fabricar hormonas, entre otros; “es normal que a partir de empezar este tránsito hacia la menopausia me encuentre que estoy menos activa o que tengo más hambre y los omega 3 pueden ser un gran aliado”.

3. Cuidar de nuestra microbiota durante el climaterio, tanto intestinal, como vaginal o bucodental porque no solamente es foco de desequilibrio sino también pérdida de energía.

4. La Vitamina D es fundamental, revisar nuestros niveles, es un ingrediente esencial para tener un buen climaterio; si tenemos un déficit es difícil tener una transición hacia dejar de menstruar en armonía, es una hormona que necesitamos para mantener buena salud intestinal, pero también inmunitaria, ósea y hormonal.

5. Debes moverte, el movimiento es vida y es importantísimo porque cuando nos movemos facilitamos la irrigación sanguínea a los tejidos y se mantienen jóvenes los tejidos y más saludables gracias al ejercicio; si podemos combinar el ejercicio físico, tipo cardio, que nos haga bombear el corazón y nos haga activar la respiración, con ejercicios de fuerza, que fortalezcan nuestros músculos y huesos es fundamental.

6. Mantener una buena higiene del sueño porque en el climaterio nuestro cuerpo empieza a producir melatonina de forma más lenta; no solemos darnos cuenta de que en este transitar hormonal nos cuesta más y debemos intentar exponernos a la luz del sol, sobre todo en invierno; así será más fácil fabricar serotonina para que por la noche se pueda producir la melatonina; hay que intentar cambiar al máximo luces blancas y azules por más cálidas para una mejor fabricación de la melatonina.

7. En último lugar, anima a quienes cumplen los 40 a que se observen y escuchen el lenguaje del cuerpo, porque “se vuelve más sabio a partir de esta edad”, y nos dice lo que le va bien y lo que no, y que aprendamos este diálogo bonito de cuidarlo.